Bolsa, mercados y cotizaciones

Solo cuatro empresas del Ibex pagan menos que el Estado por su deuda

  • Son Logista, Acerinox, Unicaja e Indra
Foto de archivo. Bonos
Madridicon-related

Cuando en julio de 2022 el Banco Central Europeo comenzó a subir los tipos de interés de forma acelerada para frenar la escalada de inflación que desde hacía casi un año empezó a golpear la economía continental, lo primero que le vino a la cabeza a muchos actores del mercado fue precisamente la crisis de deuda que asoló el Viejo Continente una década antes. En ese momento, una mala respuesta por parte del organismo monetario hizo saltar todas las primas de riesgo (especialmente las periféricas) y los inversores dejaron de financiar la recuperación económica tras la crisis financiera de 2008.

Entonces, las empresas perdieron gran parte de su acceso al capital haciendo valer el dicho de que peor el remedio que la enfermedad, al igual que sucedió con el Tesoro Público español, que volvió a superar el 4% de tipo de interés medio -ver gráfico-. Tras la intervención de Draghi y su política ultraexpansiva, los costes de financiación volvieron a reducirse hasta alcanzar un mínimo en el 1,63% en 2021.

Ahora, tras el incremento de tipos más rápido de la historia (450 puntos básicos en aproximadamente un año), el coste medio de financiación de España se ha vuelto a elevar tras las últimas emisiones (en noviembre, de media, ha sido del 3,73%) y se sitúa en el 2,07% a cierre de noviembre, el máximo desde 2019. Actualmente hay una deuda en circulación de casi 1,4 billones de euros, con un vencimiento medio cercano a los 8 años (se ha mantenido en este entorno desde 2016).

Este punto sirve de referencia también para medir los costes que tienen que afrontar las compañías, algunas muy dependientes de los mismos por sus niveles de apalancamiento. Sin embargo, hay cuatro firmas dentro del Ibex (y varias más en el resto de la bolsa española) que logran incluso financiarse más barato que el Tesoro español. Estas son Logista, Acerinox, Unicaja e Indra, todas ellas con costes medios inferiores al 2,07%.

El caso de Logista es el de una compañía que tiene una posición de caja de más de 2.000 millones de euros y que no necesita prácticamente financiación para obtener la liquidez con la que afrontar sus inversiones orgánicas e inorgánicas (como la anunciada precisamente esta semana). "Su posición de tesorería y las condiciones de la renovada línea de crédito que dispone con su principal accionista, Imperial Brands, le permite sacar provecho al actual entorno de tipos altos [recibe un interés al tipos de referencia del BCE más 75 puntos básicos", explican desde el equipo de análisis de Bankinter.

Bajos apalancamientos

Acerinox ha celebrado recientemente su Capital Markets Day, en el que uno de los cuatro puntos fundamentales de su estrategia se basaba principalmente en la fortaleza financiera y en un objetivo de mantener el endeudamiento muy controlado, por debajo de las 1,2 veces el ebitda (ahora pesa la mitad que dicho nivel).

Según los datos que recoge Bloomberg, actualmente soporta un coste medio del 1,76%.El vencimiento medio en este caso de la deuda a plazo del grupo es, a día de hoy, de 2,6 años. "Estimamos que, sin operaciones corporativas, Acerinox entrará en posición de caja neta en 2025 y por esto tampoco descartamos sorpresas positivas en la retribución al accionista", arguyen en Renta 4.

También por debajo del 2,07% que paga el Tesoro está Unicaja, que se financia al 1,92%, según los datos que recoge Bloomberg. Favorece esta cuestión su elevada posición de capital, muy por encima de los requisitos que establece el BCE, que recordemos que en el caso de Unicaja es del 8,27%, 623 puntos básicos menos del 14,5% que mantiene en la ratio CET1. En millones, tiene un colchón de más de 2.000 millones de euros, casi tanto como lo que capitaliza en bolsa.

Los analistas coinciden en que la evolución de la banca dependerá principalmente del entorno macro. "Tras un 2023 caracterizado por los tipos altos, creemos que la situación no se va a revertir tan rápido como estimábamos y esperamos que los márgenes de intermediación sigan fuertes este año, aunque los volúmenes no remonten", explican en Norbolsa. "La mora sigue controlada por debajo de la media histórica y la remuneración del pasivo sigue por debajo de lo estimado en un principio", agregan.

Por último está Indra, con un coste de financiación medio ligerísimamente por debajo del Estado español, que es su principal accionista. La tecnológica está pasando por un momento dulce, impulsado por la mayor inversión en Defensa por parte de los Estados, especialmente después de la invasión rusa de Ucrania.

Con una cartera de pedidos en máximos históricos y una alta generación de caja, han conseguido reducir la deuda hasta las 0,5 veces su ebitda incluso después de haber recomprado la totalidad de los bonos convertibles en circulación y el 9,5% de ITP Aero. A falta de conocer el plan estratégico que desvelarán probablemente hacia el mes de marzo, la fortaleza financiera de la compañía les da margen para seguir mejorando la remuneración al accionista y llevar a cabo nuevas adquisiciones.

Solo Ferrovial se financia por encima del 5%

La enorme mayoría de las compañías del Ibex pagan un interés medio por su deuda en activo superior al 2,07% que soporta el Tesoro Público español. Sin embargo, casi todas estas empresas se encuentran en niveles que podrían calificarse como cómodos, entre el mencionado 2% y el 4%. Solo tres compañías del selectivo español de referencia superan esa barrera y son Cellnex, IAG y Ferrovial, la cual, según los datos que recoge Bloomberg, se financia actualmente por encima del 5,2% con una vida media, eso sí, de 14 años, ya que se trata de deuda muy a largo plazo y ligada a grandes proyectos y no a la matriz, por su modelo concesional.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud