Bolsa, mercados y cotizaciones

La plataforma Celsius se declara en quiebra y condena a los inversores a grandes pérdidas

  • La firma evita pedir al juez descongelar las cuentas y depósitos de los usuarios
  • Hace un mes liquidó un préstamo de 900 millones de dólares a DeFis
  • Llegó a ofrecer hasta una rentabilidad del 18% a sus clientes
Bloomberg.

La plataforma Celsius de criptodivisas sigue los pasos Voyager y Thrre Arrows y se declara en bancarrota para acogerse al artículo 11 de la ley de quiebras en EEUU, prácticamente, después de un mes de bloquear los retiros de sus usuarios. Más de 100.000 inversores se han quedado pillados en la plataforma. La firma evita pedir al juez la devolución de los depósitos de sus usuarios y todo apunta que será utilizado para reestructurar todo su pasivo. Los inversores se enfrentan a grandes pérdidas al no estar protegidos por la garantía de depósito.

La liquidación de Mt. Gox, la que fuera una de la mayor casa de intercambio de bitcoin del mundo, todavía colea después de ocho años. Los usuarios todavía no han recibido ni un dólar de los depósitos en bitcoin. Un hackeo hizo desaparecer 850.000 bitcoins en 2014, solo se pudieron recuperar 140.000 bitcoins, llevando a la compañía a la quiebra. Se esperan que se repartan algunas migajas entre sus acreedores. Las firmas que se han hundido en la última debacle de las criptodivisas han escogido el camino de declararse en bancarrota. Primero fue Three Arrows, luego Voyage. Y la pasada noche fue Celsuis Network, que lleva un mes con las cuentas congeladas de sus usuarios, en acogerse al artículo 11 de la ley de bancarrotas en un juzgado de Nueva York, la matriz y sus filiales, iniciándose un proceso muy parecido al concurso de acreedores en España.

En la petición a los juzgados, la compañía ha evitado poner entre sus prioridades la devolución de los depósitos de sus clientes. En la prensa americana se calcula que hay más de 100.000 acreedores. En un comunicado, la compañía anunció su decisión, para "tener la oportunidad de estabilizar su negocio y consumar una transacción de reestructuración integral que maximice el valor para todas las partes interesadas".

Celsius ha declarado 167 millones de dólares en efectivo disponible, que proporcionará una amplia liquidez para respaldar ciertas operaciones durante el proceso de reestructuración, ha explicado la empresa. Entre las medidas cautelares que pide al juez se encuentra continuar con sus actividades y poder seguir atendiendo el pago de nóminas. La plataforma ha señalado que no ha pedido "autoridad para permitir retiros de clientes en este momento".

De momento los inversores se quedan pillados sin posibilidad de acceder a su dinero u activos. Hay pocas posibilidades de recuperar la inversión. Según Bloomberg, el contrato entre la plataforma y sus clientes establecían un tratamiento de los activos digitales de sus clientes en caso de insolvencia de "no liquidado" y "no garantizado", lo que deja a los clientes sean tratados a la cola de los acreedores como acreedores no garantizados. Menos dudas hay sobre la ausencia de protección con la garantía de depósitos federales, de la que gozan los clientes bancarios.

La compañía, uno de los mayores prestamistas de criptomonedas, había llegado a acumular más de 20.000 millones de dólares en activos al ofrecer tasas de interés de hasta el 18% a los depositantes, hasta que el préstamo fallido de 650 millones a Three Arrows precipitó su caída y el bloqueo de las cuentas en la plataforma. "Sin una pausa, la aceleración de los retiros habría permitido que ciertos clientes, los primeros en actuar, recibieran el pago completo mientras otros esperaban a que Celsius recogiera el valor de las actividades de despliegue de activos ilíquidos o a más largo plazo antes de recibir un pago de lo recuperado", explican desde la compañía.

La caída de estas plataformas está permitiendo desvelar un complicado entramado de préstamos, que agravan los problemas de liquidez al estar las plataformas tan interconectadas. Voyager funcionaba como un proveedor de liquidez para otras firmas y fondos como Three Arrows. La polémica alrededor de estas firmas crecen por momentos. El mes pasado, Celsius pagó la totalidad (más de 900 millones de dólares) de su deuda en las aplicaciones descentralizadas Aave, Compound y MakerDAO, según los datos de blockchain, cuando ya había bloqueado a sus clientes. La plataforma dio prioridad a las DeFi, plataformas descentralizadas, en las que se ejecutan los préstamos y las garantía colaterales.

"Como en la mayoría de las cosas en el mundo de los criptoactivos, estamos en un territorio desconocido en términos de quién debe y, en última instancia, puede recibir el pago antes que otras partes, lo cual se complica por los contratos inteligentes implicados y por las relaciones contractuales de préstamos de DeFi entrelazadas", apunta Thad Wilson, abogado de King & Spalding, especializado en reestructuraciones.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud