Bolsa, mercados y cotizaciones

El-Erian: "La competitividad se ve amenazada por la quiebra de empresas viables"

  • "Los mercados se han convertido en rehenes de las medidas ultraacomodaticias"
Mohamed El-Erian, presidente del Queen's College y principal asesor económico de Allianz. Foto: eE

Mohamed El-Erian, quien pilotó la gestora Pimco y actualmente ejerce como el principal asesor económico de Allianz, trabajo que compagina con la presidencia del Queen's College (Universidad de Cambridge), se muestra preocupado por el deterioro del crédito. Un hecho que puede conducir a un mayor número de quiebras, incluso de empresas que en otras circunstancias podrían considerarse viables. Además pide cautela con los bonos de alta rentabilidad (high-yield) así como con la exposición a ciertos mercados emergentes.

Durante una conversación con este periódico, El-Erian reconoce que espera un menor crecimiento económico debido a las ineficiencias de la oferta y la demanda así como las cicatrices que pueda provocar la actual pandemia.

¿Qué cicatrices económicas que pueda dejar la pandemia son más preocupantes?

Principalmente, el riesgo de un menor crecimiento real y potencial debido al daño estructural tanto en la oferta como en la demanda. Específicamente, del lado de la oferta, la competitividad se ve amenazada por la combinación de una mayor concentración de empresas, presiones a favor de la desglobalización y, lo más triste de todo, las quiebras de empresas esencialmente viables. A todo ello habría que sumar el desempleo que todo esto conlleva. El impacto determinante sobre el crecimiento corre el riesgo de verse amplificado por una mayor inseguridad económica de los hogares que frenará la demanda y el consumo.

Cicatriz económica: "La principal es un menor crecimiento debido al daño estructural en oferta y demanda"

Tanto en Europa como en EEUU estamos viendo un retraso en la distribución de más estímulos fiscales. ¿Cuán crucial será que estos lleguen de manera oportuna?

Absolutamente crucial. De lo contrario, los problemas temporales y reversibles se convierten en problemas a largo plazo mucho más difíciles de atajar. Dicho esto, también es importante no perder de vista la composición de estos estímulos. Se ha sido demasiado generoso en algunas áreas y no lo suficientemente en otras. Así que hay que enfocarlos mejor. El elemento de la redistribución será cada vez más importante debido a lo desigual que ha sido esta crisis. Se deben tener en cuenta urgentemente al menos cuatro consideraciones. En primer lugar, asegurarse de que podamos convivir mejor con el Covid-19 a la espera de alcanzar algún tipo de inmunidad colectiva que ofrezcan las vacunas. En segundo lugar, hay que tomar medidas inmediatas para contrarrestar la presión a la baja sobre la productividad. En tercer lugar, ser más imaginativos a la hora de combatir la inseguridad económica familiar a largo plazo. Por último, aprovechar el momento para asegurar un sólido enfoque en la sostenibilidad, particularmente cuando se trata de programas de infraestructura y, más en general, de la reconstrucción económica.

Sin embargo, ¿considera que la nueva ola de infecciones en Europa provocará de nuevo recesión?, ¿qué me dice de los EEUU?

Desafortunadamente, la probabilidad de una doble recesión en Europa es alta y sigue aumentando. Es mucho más baja para Estados Unidos y a estas alturas bastante insignificante para China. Como resultado, la recuperación global y sincronizada en forma de V que muchos políticos esperaban y que algunos economistas predecían está dando paso a una considerable dispersión en el desempeño económico. Es decir, una recuperación a distintas velocidades con una combinación en forma de W para Europa, de V para China y otras partes del este de Asia, mientras que en EEUU será una combinación. En este último caso vemos cómo las personas de ingresos medios se han visto muy afectadas. Y estamos viendo que ocurre lo mismo entre las empresas. Las grandes se hacen incluso más grandes, pero las de tamaño medio quedan desplazadas. Tanto el bienestar económico social como la estabilidad están en juego.

Estímulos fiscales: "Se ha sido muy generoso en determinadas áreas y en otras no lo suficiente"

No obstante, una vez más, en Estados Unidos vemos una completa recuperación de los mercados bursátiles que no se corresponde con la economía de a pie. ¿A qué se debe esta brecha?

No me sorprende en absoluto que los precios de los activos se hayan desacoplado de la economía real dado el poder desplegado por los bancos centrales. Las amplias y predecibles inyecciones de liquidez han condicionado a los inversores a creer que los precios de los activos suben independientemente de los fundamentos. Esto invita a su vez a la toma de riesgos excesivos en una gama de clases de activos aparentemente en constante expansión, incluidos aquellos que no están bajo el paraguas de seguridad de las compras de activos del banco central.

¿Qué lecciones pueden aprender EEUU y Europa de la experiencia de los países asiáticos en la gestión de la pandemia dado el reciente repunte de infecciones?

Para los gobiernos, la lección principal es la importancia de hacer pruebas, el rastreo así como el aislamiento a tiempo para contener los brotes de infección. Para la sociedad en su conjunto, tanto la importancia de la responsabilidad colectiva como el desacreditar la idea de que se debe elegir entre salvar vidas y garantizar medios de subsistencia. En cambio, se trata de encontrar el equilibrio adecuado para salir rápida y decisivamente de la repetición del ciclo de restricciones, reapertura, nuevos brotes y enormes tragedias humanas.

Crisis: "Desgraciadamente, la probabilidad de una doble recesión en Europa es alta y sigue aumentando"

Por último, ¿considera que la pandemia será el catalizador final que desviará el poder político y económico a Asia desde Occidente?

No necesariamente. Lo que hará es dar como resultado un desempeño económico significativo para el este de Asia a corto plazo. Dicho esto, esa victoria en el sprint de la recuperación solo se traducirá en una victoria de la maratón dependiendo de la rapidez con que los países del este de Asia reorienten sus motores de crecimiento. Necesitarán muchas más reformas internas para poder superar lo que serán varios años de vientos globales en contra.

"Los bancos centrales podrían perder el control de su destino"

Al ser preguntado por las consecuencias no deseadas derivadas de la compra masiva de activos y demás medidas ultraacomodaticias implementadas por los bancos centrales, El-Erian insiste como desde hace años lleva alertando sobre su preocupación por este asunto. 

"Esto no estaba destinado a durar más de diez años e implicar una expansión aparentemente ilimitada tanto en la escala como en el alcance de los programas. Sin embargo, esto ha ocurrido a pesar de que para la mayoría está claro que los beneficios para la economía son moderados y están disminuyendo, mientras que los costes y los riesgos aumentan", explica, asegurando que estas medidas han condicionado a los mercados y, lamentablemente, "los ha convertido en rehenes de ellas".

Efectos indeseados

El-Erian insiste en que la combinación resultante de consecuencias colaterales y no deseadas es multidimensional: económica, financiera, institucional, social y política. Dicho esto considera que la culpa no es principalmente de los bancos centrales. En este sentido recalca cómo la mayoría de los banqueros centrales saben que esta herramienta de política monetaria no es adecuada para los problemas actuales sino la necesidad de políticas fiscales y estructurales.

"Con todo esto, los bancos centrales se arriesgan a perder el control de su destino; los recursos están mal asignados en la economía; el comportamiento de riesgo excesivo de los inversores se convierte en una asunción de riesgos irresponsable; aumenta la amenaza de inestabilidad financiera futura; se considera que los bancos centrales contribuyen a agravar la desigualdad; y los políticos se sienten menos inclinados a actuar hasta que ocurre una crisis", justifica.

"España y otros países se arriesgan a enfrentar una década perdida"

Para El-Erian, la Eurozona "corre actualmente el riesgo de repetir a mayor escala el error cometido al salir de la crisis financiera global y la crisis de deuda". Por aquel entonces, según relata, "no se pudo asegurar con la suficiente rapidez una paz duradera de crecimiento elevado e inclusivo que también sea sostenible desde un punto de vista ambiental y social". 

Es por ello que cuando se le plantea si algunos de los países más golpeados durante la pandemia, como es el caso particular de España, corren el riesgo de enfrentar una década perdida, responde así: "desafortunadamente es un riesgo con consecuencias desfavorables para las generaciones actuales y futuras". 

"No hay nada predestinado"

Cabe recordar que el Fondo Monetario Internacional (FMI) ya avisó en su última revisión de la economía española que la segunda oleada de Covid-19 en nuestro país amenaza con retrasar la recuperación hasta 2025. De hecho, independientemente de este factor, el paro no recuperará los niveles pre-pandémicos a lo largo de los próximos cinco años.

No obstante, este economista, que también ha militado el FMI, presidido el Consejo de Desarrollo Global del ex presidente Obama así como el Comité de Inversión de Microsoft, no esconde su optimismo. "La buena noticia es que no hay absolutamente nada predestinado y ciertamente, este riesgo no tiene por qué traducirse en una realidad que perjudicaría a muchos. Hay políticas claramente identificadas que pueden limitar la probabilidad de una década perdida. Se trata de una implementación de políticas sostenida con la participación de la población", aclara El-Erian.

comentariosforum6WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 6

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Usuario validado en elEconomista.es
3dprocessor
A Favor
En Contra

da igual lo que digan los economistas. Los comunistas NECESITAN que haya miseria para ellos prosperar. Se ha visto en Venezuela, recientemente, pero la lista de países es amplia. Entendámoslo: el tandem Sanchez/Iglesias está buscando deliberadamente la mayor ruina posible. Esa es la verdad, y aunque suene inverosímil, cualquiera que analice los hechos llega a esa conclusión de forma racional.

Puntuación 21
#1
toitokao
A Favor
En Contra

pooosss lo mesmo que a mi, perdi el control de mi vespino y me empotre contra un pino....

Puntuación 4
#2
toitokao
A Favor
En Contra

pooosss lo mesmo que a mi, perdi el control de mi vespino y me empotre contra un pino....

Puntuación -1
#3
Carmen
A Favor
En Contra

La década perdida en España ya la han sufrido muchos y no ha sido por la crisis del 2008 ni por la política monetaria europea. Ha sido por las medidas de Rajoy. Reforma laboral, nulo énfasis en formar a los desempleados, y primar lo fácil y el corto plazo del turismo, principalmente.

Puntuación -7
#4
A Favor
En Contra

Todo evoluciona y la economía más, no se puede pretender gestionar el siglo XXI con ideas del siglo XX, ya no vale eso de rojos y azules, ahora somos más viejos pero parece que no más sabios, lo que antes hacían 100 obreros ahora lo hace una máquina, lo que vendían 100 comercios lo vende 1 comercio online, se tardaba 1 semana en cruzar el Atlántico y ahora se hace en horas y la extrema derecha se enroca en pensar que funcionará eso de producir, vender, comprar como siempre y si se nos viene una ola de inmigrantes levantamos un muro..pues igual si levantamos muros y los hacemos con los esclavos inmigrantes igual seremos grandes otra vez y sube el pib y la economía y dominaremos el mundo como el XX

Puntuación -1
#5
Ender
A Favor
En Contra

Hace ya más de un siglo, tras la huelga de La Canadiense, que se implantó en todo el mundo la semana laboral de 40 horas.

Ya es hora de que se reduzca a la mitad ésta: la productividad alcanzada tras más de un siglo y gracias a la tecnología actual, lo permite.

Puntuación -2
#6