Bolsa, mercados y cotizaciones

Los 'Cat bonds' o cómo descorrelacionarse del mercado en tiempos de coronavirus

  • El recorrido alcista en las bolsas ya está hecho para los próximos 5 meses
Huracán.

Los conocidos como Cat bonds (catastrophe bond, en inglés) o bonos catástrofe pueden ser un activo útil en momentos de volatilidad en los mercados para invertir una pequeña parte de la cartera. Así lo creen desde Diaphanum, firma de asesoramiento independiente, que recomiendan invertir un máximo del 4% de un portfolio equilibrado en este tipo de bonos.

"Son la nota más exótica o peculiar. Es una clase de activo relativamente novedosa, de finales de los años 90. Lo que hacen, de algún modo, es asegurar catástrofes naturales. La gente está pagando primas muy elevadas por catástrofes provocadas por el cambio climático. Y estos bonos están ofreciendo rentabilidades del 8%/9%", asegura Javier Riaño, miembro del equipo de inversión de Diaphanum.

Básicamente, los cat bonds se utilizan por las compañías aseguradoras para externalizar algo del riesgo que asumen al mercado. El beneficio de los bonistas se obtiene, esencialmente, de la diferencia entre las elevadas primas que pagan las aseguradoras y que no se produzca nunca una catástrofe natural, como huracanes o inundaciones. 

Bolsas: "El recorrido importante para los tres o cuatro meses próximos ya se ha hecho"

"Se trata de buscar activos realmente descorrelacionados con el mercado. El hecho de que la bolsa vaya bien o vaya mal, no tiene nada que ver con se produzcan catástrofes. Estamos recomendando invertir hasta un 4% de las carteras para un perfil de riesgo equilibrado", sostiene Riaño, que no obvia el hecho de que existe también la posibilidad de pérdida -teniendo en cuenta que es un activo de renta fija donde no se suele perder dinero- si en el mismo año "en el que se invierte se producen" muchos de estos acontecimientos fatídicos. Para ello recomienda "tener bonos catástrofe de diferentes tipologías y áreas geográficas" para minimizar el riesgo y "fraccionar la entrada" entre dos y tres años. En episodios "como el Katrina, por ejemplo, esos bonos suelen sufrir pérdidas durante unos meses de un 10% aproximadamente". Recomendamos invertir también paulatinamente en estos momentos y fraccionamos la entrada en un par de años o tres.

Bolsa de EEUU mejor que Europa

Desde Diaphanum se muestran más positivos en renta variable estadounidense frente a la europea (eso incluye España), pero reconocen haber virado en su estrategia de invertir a través de indexados para dar prioridad a la gestión activa. "La bolsa de EEUU es el activo donde estamos más positivos. Tradicionalmente, hemos estado invertidos en gestión pasiva o ETFs, pero tras esta situación hemos cambiado esto hacia empresas o sectores con mayor capacidad para volver a la normalidad, lo que ha provocado una rotación importante hacia la gestión activa. Además, la tradicional inversión geográfica ha dado paso a una inversión sectorial. Los sectores más relacionados con el ocio o el turismo tienen un porvenir más incierto, con lo cual preferimos invertir en sectores con mayor visibilidad, como el sector sanitario o de consumo no cíclico, que se considera estable, y que son mucho más resilientes en momentos de caída de la economía", aseguran. 

Bonos públicos: "La demanda sobre ellos es artificial y motivada por los bancos centrales"

Los expertos de la firma reconocen que "tras periodos muy volátiles en bolsa se han producido periodos alcistas", aunque la que se ha producido desde los mínimos que marcó el mercado en marzo "ya ha sido muy fuerte". Tanto es así, que Miguel Ángel García, director de Inversiones de Diaphanum, considera que "el recorrido importante para los tres o cuatro meses próximos ya se ha hecho". En su opinión, no tiene sentido que las bolsas vuelvan a cotizar en positivo en 2020 porque eso implicaría que "nada ha sucedido" en la economía, algo que no está muy lejos de la contracción que plantean distintos organismos internacionales. 

En lo que respecta a España han reducido totalmente cualquier exposición a la bolsa nacional de manera directa -a través de fondos de inversión ibéricos-. "No tenemos tampoco muy buenas perspectivas en Europa. Hemos venido reduciendo peso en Europa en favor de EEUU y Asia donde pensamos que el crecimiento de las empresas es más dinámico", afirman los expertos. 

Bonos

Entre otras oportunidades de inversión figuran los bonos corporativos. Diaphanum se mantiene lejos de la deuda gubernamental. García cree que estos bonos "siguen influenciados por los bancos centrales, lo que produce una demanda artificial y esto nos lleva a abstenernos de tener bonos gubernamentales en las carteras". 

Sin embargo, sí ven oportunidades en renta fija privada, tanto en grado de inversión (IG, en sus siglas en inglés) como en high yield. "La situación de colapso de liquidez ha provocado que empresas de buena calidad crediticia y sobre las que no auguramos problemas en sus pagos a futuro paguen rentabilidades más atractivas en sus bonos corporativos", reconocen. 

Además, creen que "el oro ha vuelto a su tendencia alcista" y que es bueno tener algo de este activo "en cartera para descorrelacionar".
comentariosforum3WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 3

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Hoy no
A Favor
En Contra

Bueno pues parece que las aseguradoras también quieren "colocar" sus operaciones de riesgo en los mercados regulados. Algo viejo parece pues en los USA ya lo tienen todo inventado, lo bueno pero sobretodo lo malo.

En las subprime del 2008 además de los 5 grandes bancos de inversión americanos también estuvieron 2 importantes aseguradoras metidas en el ajo.Hasta las trancas.

Y ya conocemos como acabó la historia.

Adelante anímense, bonos catastrofe... como su propio nombre indica.

Puntuación 2
#1
Ivan
A Favor
En Contra

Los empresarios y autonomos crean servicios y productos para obtener beneficos economicos cuantos mas mejor y el trabajo es una consecuencia no deseada del beneficio ( no deseada) mayor benefio mas trabajo. Asi que se quiten el disfraz de buenismos y no engañen que para eso son espertos como politicos y periodistas y reconoccan que los trabajadores les importamos una mi..er .da

Puntuación 0
#2
NóSéQué
A Favor
En Contra

Sr. Ivan: Usted dice: «Los empresarios y autonomos crean servicios y productos para obtener beneficos economicos cuantos mas mejor y el trabajo es una consecuencia no deseada del beneficio ( no deseada) mayor benefio mas trabajo. Asi que se quiten el disfraz de buenismos y no engañen que para eso son espertos como politicos y periodistas y reconoccan que los trabajadores les importamos una mi..er .da».

No sé si está en lo cierto o no.

Pero hay una cosa que, en mi opinión, es más cierta que no cierta: Que cuando un empresario y autónomo crea servicios y productos, para obtener beneficios económicos, está cubriendo una necesidad (más o menos grado de necesidad) de alguien que cree que la necesita. (Cubre una necesidad).

Tan simple (en cuanto a complejidad) como un fontanero. Y el servicio que presta a alguien que lo necesita o le conviene.



Si el fontanero quiere cobrar... tendrá que moverse y solucionar problemas.



El caso contrario: el mundo de yupi del idealismo: esperar a que el gobierno te suministre y te arregle tu problema de fontanería (servicio y suministro)"¦. Y ya sabemos cuánto tarda un gobierno en arreglarte tus problemas y suministros de mascarillas para fontanería... (cuando no es capaz de suministrarlo eficaz, completa y debidamente, para los sanitarios).



¿Que hay cosas malas? Por supuesto.

Como son de malas las ideologías que te quieren obligar a hacer y pensar como ellos idealizan que sea la vida.





No es cierto:

"Empresario/autónomo"= siempre malo.

trabajador asalariado = buenísimo, pura santidad (todos, y siempre)

NiEstudiaNiAyudaNiTrabaja (estando en plena salud) = hay que darle todo. Quitándoselo a los demás.



Un saludo.

Puntuación 0
#3