Medios - Comunicación

El Gobierno toma el control de RTVE y deja sin poder ejecutivo a su presidenta

  • José Pablo López, director de contenidos, es el 'hombre fuerte' de Moncloa
Madridicon-related

José Manuel Pérez Tornero ya es historia dentro de Radio Televisión Española (RTVE). El directivo presentó su dimisión el pasado lunes después de perder el apoyo de cuatro vocales clave: Elena Sánchez Caballero y Concepción Cascajosa, representantes del PSOE; y Roberto Lakidain y José Manuel Martín Medem, por parte de Podemos.

24 horas después el Consejo de Administración de la Corporación pública eligió como nueva presidenta en funciones a Sánchez Caballero, una de las dos vocales del PSOE que había retirado su apoyo a Pérez Tornero. Se trata de la tercera persona que pasa por la presidencia del grupo en apenas dos años. Rosa María Mateo fue nombrada en julio de 2018 y Pérez Tornero en marzo de 2021.

Al contrario que ocurrió con sus predecesores, todo hace prever que el poder de Sánchez será más bien limitado. ¿El motivo? No tendrá funciones ejecutivas. Para ello es necesario que además de por el Consejo de Administración sea aprobada por el Congreso de los Diputados con el apoyo de la mayoría de la Cámara, necesita 176 votos a su favor en la segunda votación. Sin embargo, el nombramiento no cuenta con el beneplácito del Partido Popular, que ya mostró su oposición en la votación del Consejo de Administración celebrado el pasado martes.

Fuentes cercanas a RTVE explican a elEconomista.es que el nombramiento de Sánchez Caballero, afín al Gobierno, se produjo después de que desde Moncloa hablaran personalmente con sus vocales en el Consejo de Administración de la Corporación pública para asegurarse el nombramiento, mientras que el Partido Popular se ha quedó fuera de esta ronda de consultas, algo que no ha sentado bien a la oposición. De hecho, los dos anteriores presidentes contaron con el apoyo del PP.

De esta manera, el Ejecutivo se asegura el apoyo de las televisiones y radios públicas durante los próximos meses, que coinciden con la recta final de la legislatura. Pedro Sánchez se tendrá que enfrentar a las urnas a finales del año que viene. Hay que tener en cuenta que una de las críticas más repetidas que había recibido Pérez Tornero en los últimos meses era su cercanía la Partido Popular.

Y la de Pérez Tornero no sería la única salida que se va a producir en el seno de RTVE. El presidente tiene delegada su firma en dos personas. Hasta el momento eran Alfonso Morales, actual secretario geneal, y Marta Torralvo, directora corporativa. Esta última era una de las personas de mayor confianza de Pérez Tornero, por lo que se presupone que será uno de los próximos cambios que se realicen, dado que a Moncloa le beneficia tener a personas de su confianza en los altos puestos de la Corporación pública.

Pero, ¿Dónde van a recaer las funciones ejecutivas si no es en Elena Sánchez Caballero? Estas mismas fuentes aseguran que el verdadero peso de RTVE lo tendrá José Pablo López, actual director de contenidos de TVE y otro de los nombres que sonaba en las quinielas para sustituir a Pérez Tornero. Al contrario que Sánchez Caballero, su trayectoria en la Corporación pública es mucho más breve, llegó el pasado mes de abril después de que fuera cesado como director general de Telemadrid tras desavenencias con Isabel Díaz Ayuso. De esta manera, el Ejecutivo se asegura el control total de RTVE en vísperas de las elecciones.

La falta de objetividad que ha marcado los últimos meses de RTVE, que parece que perdurará en el tiempo, no gusta a los trabajadores.

El Consejo de Informativos emitió un comunicado tras la renuncia de Pérez Tornero en el que culpaba a todos los partidos, especialmente a PSOE y PP, de la situación que está atravesando RTVE, dado que "en pocas ocasiones no han resistido la tentación de atar en corto a RTVE".

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud