Legal

Los pensionistas que aportaron a mutualidades ya no pueden reclamar el IRPF de 2019

  • El plazo de prescripción de cuatro años concluyó este 1 de julio
  • Aún pueden pedir la devolución de los ejercicios 2020 a 2023
Palabra IRPF delante de la web de la Agencia Tributaria. | EE
Madridicon-related

Finalizado el plazo para que los antiguos mutualistas reclamen la devolución del IRPF de 2019. Los pensionistas que en su día aportaron a antiguas mutualidades ya no podrán reclamar a la Agencia Tributaria la devolución del impuesto correspondiente al ejercicio 2019, ya que el plazo para reclamarlo prescribió ayer 1 de julio.

El período de prescripción era de cuatro años desde el último día que finalizó el plazo de la campaña de la Renta de 2019 (el 30 de junio de 2020), aunque como este año el 30 de junio cayó en domingo, se extendió hasta el 1 de julio.

La Agencia Tributaria puso en marzo a disposición de los pensionistas que en su día aportaron a mutualidades un formulario online para que solicitaran de forma sencilla la devolución del IRPF de los últimos cuatro años no prescritos, de 2019 a 2022. A la par, incluía directamente y por primera vez en la declaración de la Renta de 2023 el ajuste del impuesto para estos antiguos mutualistas.

Ahora, prescrito 2019, los afectados pueden reclamar a través de este formulario online lo pagado de más en el impuesto desde 2020 a 2023. Finalizada la campaña de la Renta de 2023, todos aquellos a los que Hacienda no les haya ajustado el IRPF en la declaración porque no consiguió los datos a tiempo o no lo hayan pedido porque lo desconocían, tienen cuatro años para reclamarlo a través del mismo formulario online.

El secretario general de los Técnicos de Hacienda (Gestha), José María Mollinedo, señala que habrá pensionistas que se han quedado sin pedir la devolución de 2019 porque no se han enterado. "Siempre hay personas que no lo hacen, bien porque no tienen información o porque se acuerdan tarde", apunta. Y recuerda además que son personas de avanzada edad sin los reflejos para pedir la devolución (se hace por vía online), por lo que si no lo hacen personas de su entorno como los hijos o los nietos, es probable que pierdan la oportunidad. Hacienda no devuelve de oficio estas cantidades.

El fisco, volcado con las devoluciones

No obstante, Mollinedo señala que la Agencia Tributaria no está siendo nada "cicatera" con las devoluciones, está cumpliendo con celeridad los pronunciamientos del Tribunal Supremo y ha puesto a un grupo de técnicos numeroso en cada delegación para resolver las solicitudes de los últimos cuatro años no prescritos con la mayor celeridad posible.

Al Agencia informó el pasado viernes en su informe de recaudación de mayo que, entre abril y mayo ya había devuelto 472 millones de euros por el IRPF de estos antiguos mutualistas entre las sentencias a favor que están consiguiendo los contribuyentes en los tribunales, la campaña de la Renta y las solicitudes de los últimos cuatro años. No obstante la cifra seguirá en ascenso ya que aún quedan las devoluciones de junio.

Asimismo, según Mollinedo, las devoluciones de los últimos cuatro años no prescritos, aunque ya han empezado a realizarse, también irán más lentas. "Los periodos anteriores se están gestionando en las oficinas y van más lento, hay que hacer una liquidación por parte de la Administración, mientras que en la campaña es el propio contribuyente el que hace la declaración y la Agencia Tributaria confirma que los datos son los correctos", explica.

Hacienda tiene que devolver lo tributado por el 25% de la parte de la pensión generada por las aportaciones a mutualidades entre 1967 y 1978; y el 100% de lo tributado por la parte de la prestación que corresponde a aportaciones anteriores a 1967.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud