Legal

Un juzgado obliga a la Aeat a publicar como reparte los incentivos para los inspectores y técnicos de Hacienda

  • El fallo establece que la Aeat puede acceder al modo en que se reparte
Dreamstime

El complemento de productividad que perciben inspectores y los técnicos de Hacienda, así como la normativa que se aplica para ello, dejará de ser un secreto, tras la orden emitida por el Juzgado Central de lo Contencioso-Administrativo nº 4 de Madrid, en sentencia de 22 de julio de 2022, en la que insta a la Agencia Tributaria (Aeat) a que haga pública esta información. El fallo, no obstante, es recurrible por la Administración.

El ponente de la sentencia, el magistrado Álvarez López, determina que "no existe ningún interés público superior que justifique la falta de acceso a la información pública solicitada por la Asociación Española de Asesores Fiscales (Aedaf), de acuerdo con la normativa reguladora del complemento de productividad de los funcionarios públicos", tal y como establece el artículo 22 de la Ley de Transparencia, acceso a la información pública y buen gobierno.

También, señala que de lo que se trata es de conocer los criterios que se tienen en cuenta para retribuir a unos determinados funcionarios, que deben de ser públicos en virtud de la normativa reguladora de las retribuciones de los funcionarios del Estado.

Imparcialidad del funcionario

La Aedaf argumenta que esta retribución variable no se ve afectada si, posteriormente, si las actuaciones de la Aeat tomadas como base para su cálculo, son anuladas o minoradas, ya sea en vía administrativa o judicial y que se trata de una práctica muy poco común en los países del entorno y que viene siendo duramente cuestionada, debido a que su existencia podría, en ciertos casos, condicionar la imparcialidad de los funcionarios, incluso de una forma inconsciente.

La Aeat fija anualmente los objetivos a alcanzar, pero sin embargo, no publica los criterios de distribución de esta masa salarial, que se incluye en los Presupuestos Generales del Estado cada año.

comentarios2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

Asies
A Favor
En Contra

Los inspectores de Hacienda son como vendedores a comisión utilizando, muchas veces, prácticas agresivas para llegar a objetivos sin importar el daño que puedan ocasionar.

Seguramente sus jefes son unos psicópatas que lo único que les interesa es el dinero. Actúan como una empresa capitalista pura y usan sus métodos.

No atienden a nada y se creen la Ley aunque no la respetan.

Puntuación 1
#1
Usuario validado en Google+
Fco Javier
A Favor
En Contra

muy bien, estoy muy interesado en conocer esta información, creo imprescindible hacer públicos los métodos de incentivado de la AEAT para que aflore la imparcialidad manifiesta de los inspectores

Puntuación 0
#2