Internacional

Libia agrava su crisis tras la ofensiva militar de Haftar contra el Gobierno de Trípoli

  • Haftar, contrario al Gobierno de unidad reconocido, inició una ofensiva
  • Los combates en torno a Trípoli han dejado ya 35 muertos y 50 heridos
  • La escalada de violencia en la capital deja ya más de 2.800 desplazados

La semana pasada, los milicianos del Ejército Nacional libio, que lidera Haftar y que se opone al gobierno de unidad de Fayez al-Sarraj reconocido por la ONU, comenzaron una ofensiva sobre la capital libia, avanzando desde el este del país. La escalada de violencia ha vivido su último episodio con el bombardeo del único aeropuerto operativo de la capital de Libia, un ataque que aviva el escenario bélico del que EEUU ya ha retirado sus tropas.

Las fuerzas de Haftar, leales al gobierno asentado en el este de Libia, han bombardeado el aeropuerto de Mtiga, el único operativo de la capital, Trípoli, según han recogido los medios locales como la televisión Al Ahrar. Según el diario local The Libya Observer, los bombardeos han sido llevados a cabo a pesar de que en la terminal había personas esperando a embarcar que fueron evacuadas, según informa Reuters.

Los combates en torno a la capital libia dejan al menos 35 muertos y 50 heridos

El domingo, tras días de combates, el Gobierno de Sarraj anunció el inicio de una operación militar, bautizada como 'Volcán de ira' y dirigida contra los milicianos comandados por el general Haftar. 

Los combates en torno a la capital libia entre las milicias de Misrata que defienden al Gobierno de Trípoli y las del comandante Haftar dejan ya al menos 35 muertos y 50 heridos, según el balance de las autoridades asentadas en Trípoli y reconocidas internacionalmente, recogido por la agencia de noticias DPA.

Este domingo, Serraj se reunió con el jefe de Estado Mayor de la Defensa, el general Mohamed al Sharif, y con la embajadora de Francia en el país, Béatrice du Hellen, a quien trasladó que el Gobierno galo había alentado a Haftar para impulsar lo que definió como una "invasión de Trípoli", con el objetivo de apropiarse de los recursos energéticos bajo control de su Ejecutivo. 

Sin embargo, fuentes diplomáticas citadas por la agencia de noticias Reuters han recalcado durante la jornada que París "no tiene una agenda oculta" en el país y no tenía información previa sobre los planes de Haftar de avanzar hacia la capital. "La necesidad inmediata en Libia es proteger a la población civil, poner fin a los combates y lograr que todos los actores clave en Libia vuelvan a la mesa (de negociaciones)", ha remachado estas fuentes.

"Debido al aumento de los disturbios en Libia, un contingente de las fuerzas de EE.UU. que apoyan al Comando de África de EEUU fue trasladado temporalmente del país", informó este domingo el Mando para África de Estados Unidos (Africom) Thomas Waldhauser en un comunicado en el que argumentaba las insuficientes condiciones de seguridad.

La escalada de violencia en torno a Trípoli deja ya más de 2.800 desplazados

El enviado especial de Naciones Unidas para Libia, Ghasán Salamé, se ha reunido este lunes en Trípoli con el primer ministro del Gobierno de unidad, Fayez Serraj, al que ha trasladado su disposición para "ayudar" en esta "difícil situación", ante los avances de las fuerzas de Jalifa Haftar hacia la capital.

"Salamé se ha reunido hoy con el presidente del Consejo Presidencial, Fayez Serraj, en su oficina en Trípoli y han discutido vías a través de las cuales la UNSMIL, que sigue trabajando desde Trípoli, puede ayudar en esta crítica y difícil situación", ha dicho la misión en su cuenta en Twitter.

Según los últimos datos de la ONU, la escalada de violencia en torno a Trípoli deja ya más de 2.800 desplazados, mientras que los servicios de emergencia se ven imposibilitados de llegar hasta las víctimas y los civiles y el servicio eléctrico se ha visto afectado. Además, las ya de por sí malas condiciones de los migrantes y refugiados retenidos arbitrariamente en centros de detención se está viendo exacerbada.

En un comunicado, la coordinadora humanitaria de la ONU en Libia, Maria Valle Ribeiro, ha recordado a todas las partes su obligación de garantizar la seguridad de los civiles y las infraestructuras civiles en virtud del Derecho Internacional Humanitario y reiterado su llamamiento a "una tregua temporal humanitaria para permitir ofrecer servicios de emergencia y el paso voluntario de civiles, incluidos los heridos, desde las zonas de conflicto".

Este domingo, la ONU ya había solicitado sin éxito la apertura de corredores humanitarios. Según la responsable de la ONU, "la comunidad humanitaria en Libia está siguiendo los acontecimientos de cerca y ya ha activado la respuestas de emergencia para asistir a civiles donde sea necesario".

En su último informe de situación, la Oficina para Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA) ha dicho que, desde que comenzaron los combates el 4 de abril, la situación en el oeste de Libia es "impredecible" y ha asegurado que se podría llegar a registrar un "desplazamiento de población significativo" por la acumulación de fuerzas militares y los combates en la zona de Trípoli.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0