Internacional

Theresa May suplica a la oposición negociar un acuerdo conjunto para el Brexit

  • Plantea una prórroga corta hasta el 22 de mayo, aunque no es segura
  • Intenta desactivar los planes de la coalición de diputados 'anti-Brexit'

La primera ministra del Reino Unido, Theresa May, suplicó al líder de la oposición, Jeremy Corbyn, una reunión para negociar un plan para el Brexit después de que todas las opciones fracasaran ayer por la mínima, en un intento de recuperar el control del proceso de manos de los diputados. El objetivo de May, explicó, es evitar tener que pedir una prórroga larga a la UE y no tener que celebrar elecciones europeas en mayo, aunque admite que tendrá que retrasar la fecha de salida otra vez.

La primera ministra reconoció que necesitarían "otra prórroga, lo más corta posible", para evitar ir a las elecciones europeas, aunque los Veintisiete han insistido en que tendrán que celebrarlas para obtener cualquier prórroga que vaya más allá del 12 de abril, la actual fecha límite. Si permiten una prórroga sin participar en las elecciones, la fecha de salida pasaría a estar marcada en hormigón armado para el 22 de mayo y ya no sería posible ninguna prórroga más, por lo que la UE tendría dudas a la hora de aceptar tal plan sin garantías firmes.

Si Corbyn acepta, intentaría llegar a un acuerdo conjunto para la relación futura. El problema es que los laboristas apuestan por el 'modelo Noruega', el más parecido a la membresía de la UE, mientras que los 'tories' quieren un acuerdo de libre comercio lo más distante posible, para poder anular la libertad de circulación de personas y no tener que obedecer las normas y regulaciones de Bruselas.

Si no son capaces de llegar a un acuerdo, continuó May, pondrá los dos modelos ante el Parlamento, para que los diputados decidan. Intentaría así tomar el control de las votaciones de modelos alternativos al Brexit que han celebrado los diputados en las últimas semanas, en contra de los deseos del Gobierno. Si Corbyn acepta, habría desactivado los planes de una coalición de los distintos partidos para imponerle a May los pasos a seguir.

Este martes, el grupo de diputados que impulsó los 'votos indicativos' sobre las posibles opciones alternativas al Brexit anunciaron que intentarían aprobar a toda prisa una ley este mismo miércoles para obligar a May a pedir una prórroga larga al proceso de salida de la UE a Bruselas. A continuación, el lunes repetirían el debate de planes alternativos, pero esta vez con una única opción "de consenso" entre los defensores de la unión aduanera, el 'plan Noruega' y el segundo referéndum.

La oferta de la primera ministra llegó después de un consejo de ministros que se alargó más de 7 horas, con el Gabinete encerrado en Downing Street sin sus teléfonos, para evitar filtraciones.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum1

El real
A Favor
En Contra

Esos políticos no pueden hacer nada de nada, solo vivir del dinero de los ciudadanos. No pueden ni cumplir con el mandato que se dio en el Referéndum.

Puntuación -1
#1