Infraestructuras y Servicios

Ferrovial avanza con su calendario pese al recelo del Gobierno a su traslado

  • La junta de accionistas tendrá lugar el 13 de abril
El presidente de Ferrovial, Rafael del Pino. Foto: Europa Press

El traslado de la sede de Ferrovial a Países Bajos sigue su curso para cumplir el calendario previsto a pesar del fuerte rechazo que ha generado en el seno del Gobierno, que pide a la empresa que recule en su decisión y a la que advierte de que mirará con detalle "la letra pequeña" de este movimiento.

Más de una semana después de que Ferrovial anunciara al mercado este inesperado cambio, siguen siendo constantes las críticas vertidas por el Gobierno a un traslado que, en su opinión, se justifica por parte de la empresa con unos argumentos "que no se sostienen", ha insistido en varias ocasiones la ministra de Economía, Nadia Calviño.

El Ejecutivo ya ha avanzado que está estudiando si se puede aplicar el escudo antiopas y si este traslado requiere una autorización explícita por parte del Consejo de Ministros para garantizar los intereses del país.

La respuesta de Ferrovial es clara, tal y como le trasladan sus asesores, este movimiento no necesita ningún permiso gubernamental puesto que se enmarca en el espacio común europeo y el blindaje antiopas al que alude el Gobierno está concebido para opas por parte de empresas extranjeras, no para fusiones entre dos sociedades del mismo grupo.

De hecho, ya ha convocado para el 13 de abril la junta ordinaria de accionistas que deberá dar luz verde a la fusión inversa por la que la matriz del grupo será una sociedad con sede en Países Bajos.

La CNMV opina

Esta misma semana ha opinado también el presidente de la CNMV, Rodrigo Buenaventura, que ha señalado que las empresas españolas pueden salir a cotizar a otros mercados, como el de EE.UU, sin necesidad de trasladar su sede como va a hacer Ferrovial.

Ha asegurado que ni la CNMV ni BME estaban enteradas de los planes de Ferrovial de hacer un "listing" en la bolsa estadounidense y que si entendían que el mecanismo actual no ofrecía tantas facilidades para este salto han perdido una ocasión fantástica de hacer llegar sus planteamientos en el marco del proceso de consulta pública de la Ley del Mercado de Valores, abierto desde mayo.

No obstante, sí ha reconocido que es posible que la conexión del sistema español y estadounidense de forma más directa que lo que suponen hoy por hoy los ADR requiera algunos ajustes, no necesariamente legislativos.

La compañía defiende la seguridad jurídica española

La compañía ha querido dejar claro que el ordenamiento jurídico español y la estabilidad que ofrece España "está a la altura de los mejores del mundo y de Europa".

Entre los puntos fuertes de Países Bajos, citó precisamente la estabilidad regulatoria que ofrecía, su rating y su puente para dar el salto a la bolsa estadounidense.

Desde el Ejecutivo interpretan las recientes declaraciones de la compañía como una rectificación y consideran que a los empresarios de este país les va muy bien con este Gobierno.

Los empresarios piden respeto al Gobierno

El Instituto de la Empresa Familiar y sus dieciocho asociaciones, que representan más de 1.500 empresas, dos millones de empleados y una facturación que equivale al 28% del PIB español, han pedido al Gobierno que no descalifique a empresas y empresarios por decisiones adoptadas en el ejercicio de su libertad empresarial.

Tras las declaraciones vertidas en los últimos días contra Ferrovial y su presidente, Rafael del Pino, ven "imprescindible" recomponer un clima de respeto y subrayan que todos, pero particularmente el Gobierno, deben considerarlas y tratarlas como una parte esencial e imprescindible de España.

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha vuelto a insistir en que un supuesto veto oficial a este traslado social "es la mejor manera para que haya mas inseguridad jurídica en España", mientras que el presidente del Banco Sabadell, Josep Oliu, también ha señalado esta semana que no cree que se deban de analizar las decisiones empresariales con criterios políticos.

La junta de accionistas ya tiene fecha

Siguiendo su hoja de ruta, Ferrovial ha convocado la junta de accionistas para abril y espera que la fusión inversa tenga sus efectos a partir del 14 de mayo.

Tras cotizar en la bolsa de Ámsterdam, Ferrovial solicitará su admisión al parqué de Nueva York.

El grupo reitera que esta decisión no parte del interés personal de nadie y que va a seguir operando, cotizando y tributando en España, donde acaba de anunciar una inversión de 75 millones para construir dos plantas solares.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud