Industria

La italiana Italcer se suma a la fiebre por el azulejo español con la compra de Equipe

  • El fabricante desembarca en el sector español en su carrera por ganar tamaño
  • Miura pasa a ser socio del grupo italiano de cerámica con la operación
Planta de Italcer.
Valencia

El conglomerado cerámico italiano Italcer, creado por los fondos de Mandarin Capital Partners a partir de la compra de varias fábricas italianas, entra en España y se suma a la carrera por la concentración en la industria cerámica.

Un nuevo actor internacional se suma a la carrera por la concentración y la fiebre inversora que vive la industria cerámica española en los últimos años. El grupo italiano Italcer, controlado por los fondos de la firma de inversión de ese país Mandarin Capital Partners (MCP), ha desembarcado en España con la compra del fabricante castellonense Equipe Cerámica, en el que había entrado la firma de inversión Miura en el año 2018.

La operación permite a Italcer ganar tamaño y posicionarse en un nicho de mercado muy concreto, ya que Equipe está especializada en pequeños formatos, un segmento que le ha permitido duplicar su producción en los últimos tres años y una rentabilidad mayor que la media del sector. La empresa ubicada en Figueroles (Castellón) emplea a 200 trabajadores.

Por su parte, tras el acuerdo alcanzado Miura pasa a convertirse también en accionista del fabricante italiano. Con la integración de Equipe, Italcer prevé alcanzar una facturación de 220 millones de euros y un beneficio bruto de explotación (ebitda) de 50 millones en 2021. El grupo italiano se concentra en el mercado de gama alta y alrededor del 80% de sus ventas procede de los mercados internacionales. Precisamente el nuevo dueño de Equipe fue creado en 2017 por MCP y Graziano Verdi, expresidente de Iris, uno de los fabricantes históricos de cerámica italiana, con la vista puesta en el proceso de concentración que está protagonizando el sector en todo el mundo. Desde entonces el grupo ha adquirido cuatro fabricantes italianos de pavimentos y revestimientos, además de la firma de mobiliario de baño de lujo Devon&Devon.

Carrusel de operaciones

La irrupción de Italcer en España es el último movimiento de una larga lista de operaciones en la industria cerámica española, que se concentra en la provincia de Castellón. Fernando Roig, dueño de Pamesa, ha sido uno de los grandes animadores del sector tras adquisiciones como la de TAU o del 50% de Argenta, que han convertido a su grupo en el primer fabricante de Europa y uno de los cinco mayores del mundo.

Su apuesta por el tamaño ha desplazado al líder histórico, Porcelanosa, que como Italcer apuesta por una gama de producto más alta. Otro de los protagonistas de esta concentración ha sido el fabricante británico de alfombras Victoria, que hoy posee Keraben, Saloni e Ibero en Castellón, y Serra y Ascot en Italia.

Italcer sigue los pasos de otra marca italiana Marazzi, que hace más de cuatro décadas desembarcó en Castellón, donde mantiene una factoría. Marazzi hoy forma parte de la estadounidense Mohawk, el mayor fabricante mundial.

Tradicionalmente los fabricantes italianos han sido los grandes rivales de los españoles en los mercados europeos. Aunque España ha superado en volumen producido al italiano, el país transalpino continúa a la cabeza en facturación, al conseguir vender su producto casi al doble de precio medio.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin