Empresas y finanzas

La alta rentabilidad de los pisos de playa atrae al inversor extranjero

  • La vivienda en la costa está recuperando el protagonismo
  • El comprador internacional supera en algunas ciudades el 50% de cuota de mercado
Foto: Archivo

La vivienda en la costa está recuperando el protagonismo que perdió durante la crisis. Con incrementos de precios a doble dígito durante el primer trimestre del año en la mayoría de los principales destinos de costa de España, las ciudades de sol y playa se han posicionado entre las más rentables para invertir, con retornos de entre el 5 y el 7%, y esto está llamando la atención de un mayor número de nacionalidades que apuestan por el ladrillo español para refugio de sus ahorros.

"Es evidente que el mercado de segunda residencia está creciendo, en España, si bien lo hace a un ritmo moderado, hay mercados donde este tipo de viviendas tienen un peso importante, como es el caso de Alicante donde actualmente suponen el 52% del mercado total", explica Ricardo Sousa, consejero delegado de Century 21 en España y Portugal.

Según el directivo, actualmente los destinos más demandados en la red Century 21 para viviendas de segunda residencia son la Costa Blanca, Canarias, la Costa del Sol y la Costa Brava. "En cuanto a los precios de viviendas en estas zonas, se percibe una notable diferencia entre la Costa Brava o Costa del Maresme, donde una vivienda puede tener un precio de entre 200.000 euros y 250.000 euros si hablamos de un piso y de entre 400.000 euros y 450.000 euros si hablamos de una casa", explica el directivo.

En el caso de la Costa Blanca y la Costa Cálida los precios son algo más bajos oscilando entre los 160.000 euros y los 180.000 euros para viviendas de obra nueva y entre los 120.000 euros y los 130.000 euros para las construcciones de segunda mano.

"En el mercado de segunda vivienda en la costa existen diferentes tipos de compradores, desde los locales hasta los de ciudad o los de procedencia internacional, entre los que estamos viendo un cambio en el interés de ciertas nacionalidades con respecto a otras que ya estaban más establecidas como compradores de segunda vivienda en nuestro país", apunta Sousa.

Así, destaca "el caso de Almería, donde hasta ahora en su mayoría se trataba de inversores británicos y donde hemos podido percibir un claro crecimiento de inversores escandinavos, belgas y franceses"-

En el caso de Alicante también se ha observado la llegada de nuevos mercados como el holandés, el ruso, el escandinavo y el francés, habiendo disminuido el interés en invertir en este tipo de residencias por parte de los británicos y se ha mantenido el nivel de inversión por parte de los belgas. Asimismo, el experto apunta que "en el caso de Alicante hemos percibido un decremento de inversión por parte del público nacional".

En cuanto a Marbella, uno de los destinos de mayor éxito donde el precio medio de venta de un inmueble en 2018 alcanzó casi los 400.000 euros, "estamos percibiendo una inversión notable por parte de clientes extranjeros, especialmente aquellos procedentes de los países nórdicos, ingleses, franceses y belgas. En términos nacionales, destaca la llegada a Marbella de inversores residentes en Madrid y en el País Vasco".

Según Sousa, el deporte, especialmente el golf, juega un papel importante para el público internacional a la hora de invertir en una segunda residencia. "Este tipo de comprador suele ser amante de este deporte y busca, en su mayoría, apartamentos o villas donde los principales servicios estén accesibles y donde los campos de golf estén cercanos".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum2

Especulator
A Favor
En Contra

Que vergüenza de artículo.

Puntuación 1
#1
maria
A Favor
En Contra

Artículo patrocinado.

Puntuación -1
#2