Empresas y finanzas

Indra retomará el dividendo y agrupará sus actividades de TI en una filial

  • Generará hasta 650 millones de 'cash flow' en el periodo 2018-2020

Indra agrupará sus actividades de Tecnología de la Información (TI) en una filial en la que ostentará el 100% del capital y generará hasta 650 millones de euros de cash flow en el periodo 2018-2020, que le permitirá duplicar sus inversiones, retomar la política de dividendos y continuar con la reducción de desapalancamiento.

Así se desprende de su Plan Estratégico 2018-2020 presentado este jueves a analistas e inversores, con el que persigue completar su transformación y crecer de forma rentable. En concreto, la compañía tecnológica prevé generar un cash flow de entre 550 y 650 millones de euros entre 2018 y 2020, con unas inversiones estimadas de entre 150 y 200 millones de euros.

Asimismo, estima un crecimiento anual del resultado neto de explotación (Ebit) superior al 10% hasta 2020, con un ligero crecimiento de dígito simple en sus ingresos.

La compañía tecnológica logró un Ebit proforma de 180 millones de euros en 2016 y unos ingresos proforma de 3.121 millones de euros, incluyendo la consolidación total de Tecnocom.

La deuda, en su nivel más bajo

Indra ha asegurado que tiene en la actualidad un balance saneado, genera caja de forma sostenida y su deuda neta está situada en su nivel más bajo desde el máximo de 2015. Desde mediados de 2015 hasta el cierre de 2017 ha generado un 'free cash flow' acumulado de 775 millones de euros, que ha destinado al plan de reestructuración, la adquisición de Tecnocom, financiar las pérdidas por proyectos onerosos, nuevas inversiones y reducir deuda.

Según ha explicado, su Plan Estratégico está basado en cuatro "grandes" iniciativas: especializar el modelo operativo a través de la filialización de TI para mejorar la orientación a resultados, la agilidad y la flexibilidad estratégica; continuar evolucionando el portafolio de productos para dotarlo de un mayor valor añadido;

acelerar la transformación comercial para convertirse en una compañía orientada a ventas y continuar mejorando la productividad para incrementar su competitividad y márgenes.

Indra ha resaltado además que su plan se va a desarrollar en un entorno de mercado positivo, teniendo en cuenta que la digitalización está transformando todos los negocios y generando grandes oportunidades para todos los proveedores tecnológicos, al tiempo que todos los mercados en los que está presente van a crecer de forma destacada.

Así, la tasa anual acumulada compuesta de crecimiento esperado hasta 2020 de las TI digitales será superior al 10% y la de las TI tradicionales será del 3%; la de Defensa y Seguridad, del 5%; la de Tráfico Aéreo, del 4%; y la de Transportes, de más del 10%.

comentarios2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 2

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Usuario validado en elEconomista.es
Ulf
A Favor
En Contra

Poco se puede sacar de este artículo, salvo que la empresa se dedica a "ciencias de la información". El resto es un bosque de siglas de des-información suministrada por la propia empresa, para que nadie se entere de nada.

Si las grandes empresas españolas son tan buenas, porqué no se pueden pagar las pensiones?. Todo es un bluff sostenido por el gobierno de turno del PPSOE.

Puntuación 2
#1
Usuario validado en elEconomista.es
manuelcr
A Favor
En Contra

Humo y más humo, lleva vendiendo lo mismo desde que llegó.

La filial TI ya existe y se llama Minsait, la apuesta por producto se lleva haciendo desde antes de su llegada, y su estrategia comercial pasa por ofertar más barato aunque luego suponga pérdidas.

La realidad es que desde su llegada la empresa no levanta cabeza, nadie sabe a qué se dedican o se quieren dedicar, y lo único que ha provocado ha sido la salida de los mejores profesionales a otras empresas.

Puntuación 0
#2