Empresas y finanzas

Los gigantes del motor eligen Alemania para desarrollar sus vehículos eléctricos para el mercado europeo

  • Volkswagen acaba de anunciar la construcción de una nueva planta
  • Tesla ha recibido la aprobación final su fábrica en las afueras de Berlín
La gigafactoria de Tesla en Alemania. Foto: Europa Press

La electrificación de la movilidad es esencial para alcanzar el objetivo de emisiones neutras para 2050. Sin embargo, estos objetivos se han dado de bruces con la crisis financiera provocada por la pandemia, que ha obligado a muchos países a revisar las ayudas públicas a la movilidad. En el caso de Alemania, el Gobierno del país ha prorrogado un año los actuales incentivos, aunque planea endurecer los requisitos. Aún así, los fabricantes de coches están redoblando sus apuestas por los vehículos eléctricos y muchos eligen este país como sede de sus instalaciones. Entre ellos, Volkswagen y Tesla.

La firma automovilística alemana acaba de anunciar la construcción de una nueva planta de fabricación para el modelo eléctrico Trinity cerca de la planta principal de Wolfsburgo, con una inversión total de unos 2.000 millones de euros. Las obras comenzarán en la primavera de 2023. 

El modelo Trinity, neutro en carbono y construido con los métodos de fabricación más innovadores, saldrá de la cadena de montaje a partir de 2026. El coche tendrá un tiempo de carga mucho más corto y una autonomía de más de 700 kilómetros.

Asimismo, pretende establecer estándares en la producción de Trinity que consistirán en menos variantes, menos componentes, más automatización, líneas de producción más esbeltas y nuevos conceptos logísticos.

El objetivo del fabricante de coches alemán es que esta nueva instalación se convierta en un modelo para la transformación gradual de sus centros de fabricación en todo el mundo. Para conseguirlo, el grupo Volkswagen -cuyas 12 marcas incluyen Audi, Porsche y Skoda- está invirtiendo 35.000 millones de euros en el cambio a los vehículos eléctricos y pretende convertirse en el mayor fabricante de coches eléctricos a nivel mundial en 2025.

Por su parte, Tesla ha recibido la aprobación final para establecer su fábrica en las afueras de Berlín. La Gigafactoría está diseñada para fabricar baterías y hasta 500.000 coches al año, lo que acortará los plazos de entrega al eliminar el transporte desde Shanghái. El primer modelo de Tesla en fabricarse será el Model Y. Las primeras entregas tendrán lugar a principios de 2023.

Las nuevas instalaciones de Tesla juegan un papel crucial en sus planes de expansión en el creciente mercado de vehículos eléctricos en Europa, según publica Europa Press. Obtener la aprobación final no ha sido fácil. Entre otras cuestiones, la firma californiana ha tenido que hacer frente a retrasos por el posible impacto contra el medio ambiente. La ampliación de la planta requerirá un consumo de agua anual similar al de una ciudad de 40.000 habitantes.

Ford también ha elegido Alemania. En febrero de 2021, el fabricante estadounidense anuncio una inversión de 1.000 millones de dólares en una planta de producción de vehículos eléctricos en Colonia. Asimismo, la rama europea del gigante automovilístico se ha comprometido a apostar por los vehículos eléctricos en los próximos años.

comentarios2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 2

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

A Favor
En Contra

Con la que esta cayendo, no me cabe duda de que han elegido el mejor sitio. (Los nuevos modelos tienen previsto llevara manivela para cargarlos).

Puntuación 0
#1
Usuario validado en Google+
Juan Jose Gonzalez Vega
A Favor
En Contra

No lo trasladarían a Creta!…lo importante y de dinero, para los grandes, para eso se creó la U.E., no os paséis de ingenuos!…

Puntuación -1
#2