Empresas y finanzas

La plantilla eleva la presión a CaixaBank sobre el ERE: el 90% de las oficinas están cerradas hoy

  • El plazo para la negociación culmina este martes
  • La huelga reduce la actividad en la entidad en un 95%

La plantilla de CaixaBank ha elevado la presión a la dirección de la entidad en la negociación del ERE, cuyo plazo de negociación culmina a lo largo de esta jornada de martes, y ha secundado de manera generalizada el segundo día de huelga convocada por los sindicatos. Según las cifras ofrecidas por los representantes de los trabajadores, más del 90% de las oficinas están cerradas y la caída de la actividad se estima en un 95%. En muchas comunidades, añaden, la clausura de red es total. La semana pasada, en el primer día de paro, el 70% de las sucursales no abrieron.

Mientras se produce esta presión, a lo largo de mañana habrá una nueva reunión para intentar llegar a un acuerdo, después de que el lunes CaixaBank elevara las indemnizaciones, flexibilizará el criterio de forzosidad del ERE para 6.950 personas, y estableciera determinados cupos por edades, además de retirar el límite de que el 60% de salidas fueran para los mayores de 50 años.

Los sindicatos consideran que solo se alcanzará un pacto si el proceso es enteramente voluntario, tal y como ha solicitado la ministra de Economía, Nadia Calviño.

Las conversaciones de ayer terminaron a medianoche y a lo largo de este martes habrá diferentes reuniones para acercar posturas y poder cumplir con el plazo establecido.

De acuerdo con la última propuesta los mayores de 54 años o más con 6 años de antigüedad percibirán el 57%. En concreto para los afectados entre 55 y 56 años, la entidad ofrece dicho porcentaje por siete anualidades. Por su parte, para aquellos que tengan entre 52 y 53 años, se establecerá un pago fraccionado del importe equivalente al 57% a su salario fijo anual multiplicado por siete, con abono mensual hasta cumplir los 63 años, es decir, aplicando un sistema parecido al de la prejubilación.

Para los menores de 52 la indemnización se quedaría en 40 días por año de servicio con límite de 36 mensualidades, además de una prima de 7.500 euros por seis años de antigüedad y un premio de 2.000 euros para el resto. La principal mejora se ha realizado para este colectivo, ya que la anterior era de 35 días por año con un tope de 24 mensualidades, con el objetivo de la voluntariedad sea mayor.

Asimismo, la entidad ha propuesto modificar las coberturas de riesgo del plan de pensiones de los empleados, pasando de una fórmula de rentas a una de capitales, la más habitual en los planes de pensiones de las empresas del Ibex 35, e incrementar un 1% las aportaciones de jubilación de la entidad al plan de pensiones, tanto para los empleados provenientes de CaixaBank como para el colectivo procedente de Bankia cuando se reduzcan sus capitales de cobertura de riesgos.

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

mariano
A Favor
En Contra

LADRONES ESTAFADORES. Todos los lameculos y empleados pelotas y mentirosos a la calle sin un duro. Faine, cargate a todos. Quebrar ya. Devolver todo el dinero que se ha chupado bankia

Puntuación -19
#1