Empresas y finanzas

Las 'telecos' presionan a Mediapro para bajar el precio del fútbol en los bares

  • Telefónica descarta renegociar su contrato con La Liga pese a perder abonados
Partido del Real Madrid sin público en las gradas.

Telefónica, Orange y Vodafone presionan a Mediapro para bajar el precio del fútbol de los bares ante los cierres de la hostelería y los problemas que tiene el sector para asumir el coste de emitir los partidos. Las telecos están negociando con la productora para recortar las comisiones que pagan por cada cliente captado para así poder ofrecer rebajas, moratorias o facilidades a los bares para que mantengan los contratos en estos momentos tan complicados, informan fuentes del sector.

La renegociación de las comisiones coincide con las conversaciones abiertas por la empresa fundada por Jaume Roures para rebajar el precio que paga por los derechos del fútbol (unos 460 millones en tres años) para la hostelería (canal Horeca) debido al desplome de los clientes por el cierre de los bares. Según informó El Confidencial, la Liga de Fútbol Profesional (LFP) se mostró dispuesta a revisar a la baja el acuerdo y parece que ya habrían llegado a un principio de acuerdo para modificar las condiciones, informan fuentes del sector. Este diario ha tratado de ponerse en contacto con la Liga pero no ha logrado respuesta.

Roures habría llegado ya a un acuerdo con La Liga para reducir la factura de los derechos del fútbol

"Las telecos tratan constantemente de ajustar los precios del fútbol, ya que es difícil rentabilizarlo, pero en este caso se busca que bajen las comisiones de canal Horeca para poder dar facilidades a los bares", explican fuentes del sector consultadas por este diario.

Mediapro, que ha roto el contrato con la liga francesa de fútbol al no lograr descuentos, es la única que, de momento, está negociando rebajas con La Liga. Telefónica, que se hizo con los derechos para vender a los hogares por 1.000 millones de euros hasta la temporada 2022/2023, no tiene previsto revisar el contrato. Según informan fuentes sectoriales, Telefónica ha perdido unos 75.000 clientes en España (Movistar + internet), por lo que ha empezado el año con cuatro millones de abonados, un volumen que no justificaría abrir el melón de los derechos del fútbol en un momento tan complicado para el deporte rey.

"Si la crisis se agrava mucho y empieza una sangría de clientes, Telefónica se replantearía la postura pero, de momento, tiene previsto cumplir el contrato", explican fuentes del mercado. En este sentido, parece que Orange tampoco ha llamado a la puerta de Telefónica para que le retoque la factura de 300 millones que le paga por emitir partidos. La teleco que presidente José María Álvarez Pallete ha rechazado hacer comentarios sobre el futuro del fútbol en Movistar.

"Si la crisis se agrava mucho y empieza una sangría de clientes, Telefónica se replantearía la postura pero, de momento, tiene previsto cumplir el contrato"

Con los estadios cerrados al público, la caída de la venta de merchandising y de espacios publicitarios en los campos, los clubes de fútbol españoles están atravesando verdaderos problemas económicos y actualmente su única vía de ingresos estable son los derechos de emisión que paga Telefónica, que supone una parte importante de los ingresos, sobre todo de los clubes más pequeños.

Así, según el último estudio publicado por Deloitte, el Barça ingresó en 2019 unos 159 millones de euros por la venta de entradas, abonos y el negocio de los palcos, lo que supone el 19% del total. Este negocio prácticamente ha desaparecido. En esta línea, el 35% de la facturación (298 millones) vino de la venta de los derechos audiovisuales, que está centralizada, y el 46% de su negocio comercial (venta de camisetas, licencias para el uso de su marca, publicidad con los futbolistas...).

El Real Madrid, que ha llegado a un acuerdo para blindar su liquidez, ingresó 257,9 millones de euros en 2019 por los derechos audiovisuales, el 34%, y 144,8 millones por la venta de entradas y demás (matchday), el 19% del total. En otros casos, como el del Atlético de Madrid, la aportación de los derechos audiovisuales es más vital para la viabilidad del club. Y es que el club obtiene el 57% de su facturación de la explotación de los mismos, mientras que por la venta de entradas o palcos apenas genera el 16% de sus ingresos. El Valencia estaría en una situación similar.

comentariosforum1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

borregos!!
A Favor
En Contra

Y para que esta banda de ignorantes que están dos horas al día " trabajando" dando pataditas e una pelota, tenemos que estar los accionistas de telefónica abrasados entre otras cosas por la deuda que tiene la compañía.

Yo desde que me enteré que el sr ergio Ramos se gastó 3 millonazos de euros en su boda no he vuelto a ver un partido de futbol y no creo que lo vea más. Qué les den!!

Puntuación 2
#1