Empresas y finanzas

La Audiencia Nacional saca a Villar Mir del caso Púnica: "Solo hay sospechas"

  • Tras dos años de investigación solo hay conjeturas sobre el expresidente de OHL
El expresidente de OHL Juan Miguel Villar Mir. Foto: Reuters

La Audiencia Nacional ha acordado el archivo del caso Púnica en relación al expresidente de OHL Juan Miguel Villar Mir al considerar que, tras dos años de investigación, únicamente hay "meras sospechas o conjeturas no confirmadas" contra él.

"El hecho de ostentar el cargo de presidente del Consejo de Administración de OHL no es en sí mismo expresión de ninguna acción criminal", sostiene la sección cuarta de lo Penal en el auto donde estima el recurso del empresario y exministro durante la Transición.

Villar Mir estaba investigado en la pieza sobre la presunta financiación irregular del PP de Madrid, si bien la Audiencia considera que los "indicios" contra él no se han corroborado, "sino todo lo contrario".

También se le investigaba por la venta de una filial del grupo OHL a una empresa vinculada al presunto "conseguidor" de la Púnica, David Marjaliza, en el marco de la adjudicación del contrato para la construcción del metro ligero de Boadilla del Monte (Madrid), una operación de la que, según la Sala, Villar Mir "no tuvo conocimiento ni intervención".

Estos hechos se investigan en la pieza número 8, relativa a "adjudicaciones millonarias" de la ampliación de varias líneas de metro cuando el principal imputado de la trama, Francisco Granados, era consejero madrileño de Transportes.

Según la Fiscalía, OHL mantuvo "proximidad" con Granados y, en las elecciones autonómicas de 2011, apareció "como una de las compañías donantes" del PP de Madrid.

Pero para la Sala "no existe dato alguno que corrobore la participación, conocimiento o autorización del señor Villar Mir en esas supuestas donaciones" dado que ni en 2007 ni en 2011 ostentaba "cargo ejecutivo alguno en OHL, sin perjuicio de la participación de otro de los investigados", su yerno Javier López Madrid.

El tribunal considera de este modo que únicamente hay "meras sospechas o conjeturas, no corroboradas" contra Villar Mir, de modo que el archivo del caso no puede considerarse ni prematuro ni precipitado, "sino todo lo contrario" en tanto que elimina la condición de investigado "de un sujeto del que tan solo existen meras conjeturas de una supuesta participación en conductas con relevancia penal".

El ejemplo de Monzón e Indra

En su recurso, Villar Mir puso el ejemplo del expresidente de Indra Javier Monzón, a quien el juez sacó de la causa el pasado mes de enero al considerar que no había datos de que conociese "la actividad delictiva objeto de la investigación".

Aunque la Sala considera que no existe la "pretendida igualdad procesal" alegada por el empresario, sí reconoce que ambos fueron imputados por unos hechos que "no se han visto por el momento corroborados" y que, por tanto, "no han alcanzado la categoría de indicio, quedándose en meras sospechas o conjeturas, no confirmadas".

Villar Mir también estaba investigado en una pieza del caso Lezo que giraba en torno a la adjudicación de la construcción del tren de Navalcarnero (Madrid), si bien el juez, igualmente, le sacó de esta causa.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin