Empresas y finanzas

La Inspección de Trabajo vigila las negociaciones del ERE de Ryanair

  • Los sindicatos USO y Sictplan denuncian irregularidades por parte de la empresa
Avión de Ryanair

La Inspección de Trabajo se ha personado en las negociaciones del Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de Ryanair ante las denuncias de irregularidades en su gestión. Hoy se ha celebrado una nueva reunión del periodo de consultas y, como novedad, además de los sindicatos y representantes de la aerolínea irlandesa, han acudido para prestar asistencia un consejero de la Dirección General de Trabajo y un inspector, informan fuentes sindicales.

Los representantes del ministerio se han personado en las reuniones del ERE, que afecta a unas 400 personas, después de que los sindicatos USO, Sitcpla y Sepla presentaran un escrito a la dirección general de Empleo denunciando "las múltiples irregularidades" que Ryanair estaba cometiendo, como no presentar un plan de recolocación, aportar documentación incompleta y no responder a las peticiones de información. La presencia de inspectores de Trabajo en este tipo de reuniones no es normal ya que sólo acuden en procesos complicados y de alta tensión, como en el ERE de Telemadrid.

Critican que no da información sobre los afectados y las causas organizativas del despido

El escrito presentado en el ministerio que dirige Magdalena Valerio es el paso previo antes de llevar el caso a la Audiencia Nacional por no cumplir la ley. Y es que, según denuncian los representantes de los tripulantes de cabina (TCP) y los pilotos, la compañía oculta los datos reales del personal afectado, evita dar información económica que justifique los cierres y "se salta los pasos recogidos por la legislación para negociar el ERE". No en vano, entre los requisitos legales se establece que la empresa tiene que dar a los representantes de los trabajadores información sobre las causas del despido, un plan concreto de recolocaciones y una lista específica y fija de afectados, datos de los que no disponen.

En cuanto a las recolocaciones, fuentes sindicales denuncian que la low cost se ha limitado a informar de que hay opciones de ir a bases de Reino Unido, de Polonia y de Francia, pero no ha especificado cuántas vacantes hay.

Ryanair, que arrastra una complicada relación con sus trabajadores desde que estos empezaron a reclamar someterse a las leyes locales y se movilizaron, ha anunciado el cierre de cuatro bases en España por "motivos comerciales". Según explica la compañía "no hay aviones suficientes" para cubrir el crecimiento de toda las bases por lo que van a reestructurar la red eliminando las menos rentables. En el caso de España son Gerona, Tenerife, Lanzarote, Las Palmas. Ryanair señala a crisis de 737 MAX de Boeing como la causante de la falta de flota (no operarán Europa hasta entrado 2020, como pronto).

Las tarifas siguen a la baja

También afecta a la rentabilidad de la compañía la fuerte guerra de precios y el alza de los costes, tanto de combustible como de personal. La compañía ha cerrado su primero semestre (termina en septiembre) con un alza de los pasajeros del 11% a los 86 millones. Tras esta mejora se encuentra un descenso del 5% de las tarifas, que se ha compensado con un aumento de los ingresos por ancillaries como el pago por facturar la maleta, por elegir asiento o por entrar antes en cabina, entre otras cosas. Así, los ingresos han subido un 11% a los 5.390 millones pero el beneficio se ha mantenido plano en los 1.150 millones. La compañía ha bajado las tarifas para compensar la debilidad de la demanda en Alemania y Austria, por el exceso de capacidad, y en Reino Unido por el Brexit.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum2
forum Comentarios 2
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

Incrédulo
A Favor
En Contra

Como si eso evitara que se vayan de este infierno laboral y fiscal. Bien por Ryanair. Ellos pueden hacerlo.Muchos tenemos que sufrirlo.

Puntuación 0
#1
Kemepartunrayo
A Favor
En Contra

Lo que mal empieza...

Puntuación 0
#2