Empresas y finanzas

España 'devora' 900 millones de euros de comida a domicilio

  • La extensión del 'delivery' multiplicará su impacto 3,5 veces en la economía
Foto: Archivo.

El mercado de comida a domicilio online impulsado por plataformas como Deliveroo, Uber Eats, Glovo o Just Eat, creció un 26% en España en 2018 y se estima que alcance los 900 millones de euros con un crecimiento del mercado del 50%, según los datos de la VII edición del sector de comida a domicilio en España realizado por Just Eat.

El sector de comida a domicilio, que incluye pedidos por teléfono y pedidos online aportó 2.400 millones de euros a la economía española, de los cuales 600 millones pertenecen a los pedidos por Internet. La tendencia positiva del consumo privado, el incremento de la oferta de locales y el buen comportamiento del servicio delivery que registra una evolución muy positiva, con un aumento de más del 20% impulsaron las ventas del sector.

Un sector en crecimiento

Respecto a la oferta, en 2018 se mantuvo la tendencia de crecimiento, superando los 5.200 establecimientos, un 5% más que en 2017.

Además, el sector delivery disparó las ventas de los establecimientos de comida rápida un 7,3% hasta alcanzar los 3.820 millones de euros, según los datos del Observatorio Sectorial DBK de Informa.

Asimismo, la creciente digitalización de la población española y la rapidez con la que se ha extendido el uso de los dispositivos móviles con conexión a Internet (un 92% de la población tiene conexión móvil, según el Digital Economy and Society Index5 2018) está siendo determinante para que muchos ciudadanos se hayan convertido ya en usuarios de las plataformas de comida online a domicilio.

El número de clientes finales ha pasado de 1,3 millones a 3,3 millones entre 2016 y 2018, lo que supone un aumento de casi tres veces en tan solo dos años. De igual tamaño ha sido el incremento en el número de restaurantes adheridos, que en 2016 era de 11.509 y en 2018 llegó a los 31.322, por lo que tuvo un crecimiento del 172%.

En cuanto al número de pedidos, el incremento es del 106% en 2018, con un aumento de 9,6 millones de encargos en 2016 hasta duplicar la cifra en el año anterior a 19,8 millones de pedidos.

No obstante, a pesar de la velocidad de penetración de los últimos años, España solo representa un 15% de la facturación del sector de comida online, por lo que todavía se encuentra por debajo de los principales referentes europeos, sobre todo en cuanto a la relevancia del sector. El líder a escala europea es Reino Unido, con una participación del segmento online de alrededor del 50% del total del delivery.

Economía española

En 2018, el impacto total en términos de aportación al PIB fue de 643 millones de euros, lo que supone alrededor del 0,1% del PIB español de 2017.

Se estima que la extensión prevista para los próximos años multiplicará su impacto en la economía española 3,5 veces. Las proyecciones de facturación apuntan a que la aportación al PIB en 2020 podrá alcanzar 2.227 millones de euros (0,2% del PIB previsto). En términos de empleo, la plataforma delivery es responsable de 14.337 puestos de trabajo de la cadena de valor de la restauración y el comercio, aunque según los expertos, en 2020 se incrementará el empleo hasta los 50.742 puestos de trabajo (0,3% del total del PIB estimado). Más allá del propio aumento en el uso, un indicio de la satisfacción es la propia valoración de los usuarios, ya que cerca del 95% evaluaba positivamente el servicio de estas plataformas.

Incremento en zonas costeras

El consumo delivery en las zonas de costa ha experimentado un crecimiento cercano al 2% en los meses de verano, en comparación con el año anterior, de acuerdo con datos de Telepizza. La ciudad que ocupa la primera posición en cuanto a consumo online en periodo estival es Barcelona, siempre según las cifras de esta cadena. Aunque la capital catalana no experimenta una gran variación respecto al resto del año, sí que registra un incremento de pedidos a domicilio.

En concreto, de las tres costas, Norte, Levante y Andalucía, la que más crecimiento ha experimentado respecto a 2018 es la costa Norte, con un aumento del consumo del 2,5%.

Por zonas, Cádiz es la provincia en la que más se incrementan los pedidos durante los meses de verano, con un aumento del 173%, seguida de Asturias, con un crecimiento del 108%, y Lugo, que aumenta un 71%.

Por otro lado, y en materia de innovación y tecnología, la digitalización del sector pasa no solo por la gestión de la promoción y el aprovisionamiento, sino también por los procesos, el uso del Big Data y de la inteligencia artificial, realidad que plantea una transformación del sector de la restauración.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin