Agro

El rey de Marruecos construye la "megalópolis del tomate" a costa de los saharauis y los agricultores españoles

  • Coag denuncia que empresas participadas por Mohamed VI y el ministro de Agricultura marroquí explotan tierra fértil de los territorios ocupados
  • Almería ha perdido 2.200 hectáreas del cultivo en 5 años ante la creciente presión de las importaciones
Mohamed VI
Valladolid

El rey de Marruecos construye de forma ilegal la "megalópolis del tomate" en Dakhla a costa de los saharauis y los agricultores del sudeste español. Así se desvela en el informe de investigación presentado esta mañana por la ONG Mundubat y la organización agraria COAG.

Bajo el título, "Derechos Humanos y empresas transnacionales en el Sáhara Occidental: el caso del tomate", se detalla cómo cinco grandes grupos empresariales, algunos participados por Mohamed VI y el propio ministro de Agricultura de Marruecos, explotan tierra fértil de los territorios ocupados del Sáhara Occidental para crear uno de los mayores centros de producción de tomate a nivel mundial.

Una de las principales empresas instaladas es "Les Domaine Agricoles". Esta sociedad pertenece al holding del rey Mohamed VI y produce tomates y melones bajo la marca "Les Domaines". Se implantó en Dakhla en 1989. La información sobre esta sociedad, y en conjunto del holding, está considerada como estrictamente confidencial. Una filial de esta sociedad, el Groupe d´Exportation des Domaines Agricoles (GEDA), es la encargada del almacenamiento, empaquetamiento y transporte, y mantiene una relación de partenariado con la entidad francesa Frulexxo, basada en Saint Charles International, Perpignan; la cual tienen una subsidiaria denominada Eurextra que comercializa los productos en España.

También es destacable la presencia de "Domaines Abbes Kabbage (DAK), filial del Grupo Kabbage, liderado por el entonces alcalde de Agadir, Tariq Kabbage, el cual cuenta como socio en varios proyectos con el actual Ministro de Pesca y Agricultura, Aziz Akhannouch. Al igual que el resto de grandes grupos empresariales, el DAK cuenta con empaquetadoras de tomate en territorio marroquí.

Las principales empresas implantadas en Dakhla lo hicieron previamente en Agadir. Son, por tanto, filiales de las empresas matrices constituidas en territorio marroquí. Debido a una exoneración fiscal concedida por el anterior rey de Marruecos, Hassan II, a mediados de los años 70 del siglo XX, las empresas instaladas en el Sáhara Occidental están exentas del pago de impuestos. Esta exoneración fiscal nunca se formalizó en un texto legal o reglamentario.

Irregularidades

El estudio recoge además las múltiples irregularidades del macro-proyecto agrícola que la oligarquía marroquí está levantado alrededor de Dakhla, entre las que destacan la vulneración de derechos fundamentales del pueblo saharaui y la discriminación laboral hacia esta población, la usurpación de sus recursos naturales locales, como la tierra y el agua, y el fraude a los consumidores europeos en materia de etiquetado.

La producción agrícola en el Sáhara Occidental se concentra en un perímetro de unos 70 Km en torno a la ciudad de Dakhla (antigua Villa Cisneros). Su expansión, basada en el cultivo principalmente del tomate (en torno al 80%) y del melón (en torno al 20%), se inició a partir de los primeros años de este siglo, propiciada por una climatología favorable –promedio de 300 días de sol al año; un 30% más que en la región marroquí del Souss Massa, cuya capital es Agadir, y en la que se producen la gran mayoría de los tomates en Marruecos– que permite anticipar su cultivo y recolección (adelantándose 2 o 3 semanas antes a la región del Souss) y, por tanto, posicionarse de forma más ventajosa en los mercados europeos. Según algunas fuentes, la disponibilidad de recursos hídricos fue un factor importante para la implantación de las primeras empresas del sector, previamente instaladas en la región del Souss, cuyos acuíferos decrecientes han sido ampliamente sobreexplotados.

A nivel laboral, se estiman 14.000 los empleos directos en las unidades de producción de Dakhla. La gran mayoría de los empleados son marroquíes, muchos procedentes de la región del Souss: no contratan a los saharauis porque desconfían de ellos y porque buscan mano de obra algo cualificada que encuentran directamente en el Souss, donde ya han desempeñado esta labor, y donde, como se ha señalado, dichas empresas están también instaladas. Estos datos son consistentes con la estrategia de transferencia de población y su intención de revertir demográficamente a la población saharaui. Hay declaraciones de trabajadores marroquíes que denuncian condiciones laborales deplorables en las extensiones agrícolas.

Sin trazabilidad

Asimismo, el informe incide en los incumplimientos en trazabilidad y etiquetado señalados por COAG a lo largo de los años: la producción de tomates que salen de Dakhla, lo hacen vía terrestre, en camiones que los transportan hasta Agadir, en territorio marroquí. Allí se mezclan con el resto de producción de tomate de los invernaderos de esta región de Souss, incurriendo ya en este primer paso de la cadena de exportación en la llamada marroquización del producto, siendo empaquetado y etiquetado como producto producido en Marruecos. El empleo de la vía terrestre dificulta enormemente el rastreo del producto, y no hay mecanismos transparentes y claros que permitan realizar el seguimiento del producto entre su salida de los invernaderos y su llegada a las empaquetadoras en Agadir. Al consumidor europeo le resulta imposible discernir el origen real de los productos que luego encuentra en el lineal, en una clara vulneración de las normas de etiquetado de la UE.

Blanquear abusos

Marruecos ha dado continuidad al Plan Marruecos Verde mediante el Plan Generation Green 2030, del que no han transcendido documentos operativos, más allá de las líneas generales presentadas por Mohamed VI en febrero de 2020 y la intención de llegar a las 5.000 hectáreas de cultivo en 2030 en las zonas productivas del Sáhara Occidental. "La crisis actual provocada por las autoridades marroquíes en la frontera con España forma parte de su estrategia para forzar a la comunidad internacional a reconocer su soberanía sobre los territorios ocupados del Sáhara Occidental y "blanquear" así los abusos e ilegalidades que llevan cometiendo durante décadas contra los saharauis, caso del mega-proyecto agrícola en cuestión. El acuerdo de libre comercio firmado con la UE, los deficientes controles en frontera y la desidia de las administraciones españolas y europeas, han contribuido a ello. Un país capaz de utilizar a sus niños como arma arrojadiza para dirimir sus conflictos internacionales no es un "socio"" fiable y la UE debería revisar todos los acuerdos comerciales con el mismo. La agricultura no puede seguir siendo moneda de cambio. Es inaceptable", ha subrayado Andrés Góngora, responsable de frutas y hortalizas de COAG durante la presentación. El último ejemplo viene con el Brexit. Tras la salida de Reino Unido de la UE, el contingente anual de tomate marroquí debería haberse reducido en línea con las cantidades que llegaban al mercado británico. Esto no ha sido así y la cuota se ha mantenido tal cual.

Perjuicio a España

La creciente entrada de tomate de Marruecos a la UE ha perjudicado seriamente la producción española de tomate. Los calendarios de exportación de Marruecos, beneficiados históricamente por un acuerdo arancelario y de  contingentes, coinciden claramente con los periodos de máxima salida de tomate del sureste español hacia su principal mercado: el resto de países de la UE.

La presión de la entrada de tomate de Marruecos ha perturbado continuamente los mercados comunitarios forzando la pérdida de rentabilidad de los agricultores y agricultoras europeos de tomate. Evidencia clara es la pérdida continuada de superficie que se ha producido en las principales zonas de producción tomatera.

En Almería, la caída del área de cultivo de esta hortaliza ha sido de 2.200 hectáreas en cinco años, lo que supone un quinto de la superficie de la campaña 2015/16.

De manera correspondiente, también las exportaciones de tomate de esta zona se han visto resentidas, dada la inestabilidad y falta de rentabilidad de los mercados de destino, con el claro perjuicio para la economía y el empleo en estas zonas.

comentariosforum19WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 19
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

Juana la Loca.
A Favor
En Contra

¡ Ay,Ayayay !....Que se puede montar un "tomate de cojones" por culpa

del "desgobierno-comunista -incompetente" que tenemos.

Vamos por muy mal camino sres.

Puntuación 66
#1
Este "pajaro" se delata con su cara.
A Favor
En Contra

¿ Pero existe una persona que sepa lo que son asuntos exteriores ?

Tiene que haber muchusimas dimisiones si no se va a liar parda.

Puntuación 61
#2
Aguila blanca
A Favor
En Contra

Buenas tardes,

Me pregunto ya que nos gusta subvencionar marruecos porque no le pedimos q quiten el hambre en Africa y comprarles sus productos baratos de mala calidad, ya que, no puede sentar bien un fruto hecho por esclavos, y donarselos al resto de subsaharianos y demas paises con hambruna y dejamos a nuestros agricultores que bastante tienen con este gobierno los pobres.

Puntuación 46
#3
Está bien
A Favor
En Contra

rollizo el sultán, y a los súbditos muertos de hambre.

Puntuación 60
#4
mesnadero
A Favor
En Contra

Los marroquíes hacen bien, la culpa es de quién les dejan.

He tenido un jefe que abusaba de forma descarada de la confianza de los clientes. Siempre tenía la misma excusa: "Mientras traguen ".

Saludos

Puntuación 41
#5
Alucinante
A Favor
En Contra

Al 2:

Es que eso es lo que quieren, que se líe parda, para quedarse en el poder ad aeternum. Pero más vale que se líe parda lo antes posible, que el país reviente como una bomba atómica y los echemos antes de que terminen de cargarse el país, que es lo que están intentando. Ahora dicen que van a subir otra vez el SMI, y eso con tantas y tantas y tantas empresas al borde de la bancarrota. Mucha gente se va a pasar a la economía sumergida y la robotización va a tomar un impulso bestial.

Puntuación 49
#6
kaligandaki
A Favor
En Contra

Mientras el gobierno mesetario de turno, retrasa el corredor mediterraneo, que es esencial para la explotación de los productos horticolas de los viveros de Almeria, Granada y Murcia, en que será su forma de situar producto fresco en Europa, por otro lado, abogará por el corredor central hasta madrid, Zaragoza y Barcelona, por lo que todo el arco mediterraneo, generador de la exportación en un 70% queda al margen.

Es el problema de gobiernos de funcionarios, que sus criterios empresariales terminan en el Marca, y su corrupción, No entiendo de que se quejan

Puntuación 13
#7
yomismo
A Favor
En Contra

Tendria que dedicarse mas al platano, siempre ha sido el producto estrella de las republicas bananeras

Puntuación 28
#8
kaligandaki
A Favor
En Contra

mientras el gobierno mesetario de turno, retrasa lo que puede y mas, el corredor mediterraneo, que daría salida directa y rápida de los productos horticolas de almeria, granda y murcia, y hará antes, a pesar del criterio de la UE y de cualquier lógica empresarial, el central que favorecerá a la agricultura marroqui, esta decisión margina al incremento de priducción e inversiones en el arco mediterraneo, generador del 70% de la exportación, pais de funcionarios mediocres, que jamás han estado en una empresa

Puntuación 2
#9
casta política mediocre y cleptómana
A Favor
En Contra

La culpa la tiene ESPAÑA y los ESPAÑOLES que estando en la UE se dejan pisotear por una dictadura que de camino arruina a decenas de miles de agricultores en nuestro pais, hay que votar a gente que defienda los intereses nacionales y del pueblo español y no se dejen comprar.

Puntuación 47
#10
Pepe
A Favor
En Contra

El querido primo del emérito y de Felipe VI tiene muy claro quién es el primo.

Puntuación 11
#11
Usuario validado en elEconomista.es
profundo sur
A Favor
En Contra

no es solo una dejadez española es la UE la que se la deja "meter", Marruecos tiene un cupo de tomates ... que ellos mismos deben autoregular (de chiste), no hay controles ni cupos en aduanas, producen y meten en la UE literalmente lo que pueden

luego viene la segunda parte, la UE se deja porque sus producciones no tocan a Francia, si Marruecos se pusiera a producir leche y mantequilla lowcost cortarían radicalmente, pero no es el caso

en vista de nuestra pertinaz incapacidad para cortar estas situaciones, solo nos queda encomendarnos a la UE, que las exportaciones agrícolas marroquíes afecten a otros países europeos, entonces se pondrán controles, la otra gran esperanza es que el Parlamento Europeo denuncia el acuerdo bilateral en vista de que están explotando el Sahara, lo dicho, dependemos de Europa para cortar la sangría al campo español

Puntuación 21
#12
Woniu
A Favor
En Contra

Facil, se bajan los impuestos en Eapaña, asi seremos competitivos, como el Gobierno no tendra dinero no les subvencionaran y seremos mas comperitivos. Ya de paso podremis vivir con menos Gobierno, menis hacie da, menis papeleoymas felices.

Puntuación 8
#13
Woniu
A Favor
En Contra

Facil, se bajan los impuestos en España, asi seremos competitivos, como el Gobierno no tendra dinero no les subvencionaran y seremos todavia mas comperitivos. Ya de paso podremos vivir con menos Gobierno, menos hacienda, menis papeleo y mas felices.

Puntuación 9
#14
INÚTILES
A Favor
En Contra

Siempre ocurren estas cosas cuando se vota a INÚTILES.

Puntuación 12
#15
objetivo
A Favor
En Contra

Nada más España ponga aranceles fronterizo a todo producto marroquí sobre todo tomate sin trazabilidad ninguna. Y se corta el problema de raíz.. pero para hacer eso primero que refuerzan las fronteras.. es la única forma de hacer daño a marruecos y bajarle los humos.. pero es mejor darle 30 millones y mirar para otro lado. Mientras q agricultores españoles se dejan los cuernos en sacar plantaciones con toda la trazabilidad exigida que luego se saltan cn tomates y hortalizas marroquís..

Puntuación 13
#16
Usuario validado en elEconomista.es
Lacalagamur
A Favor
En Contra

Y lo mejor de todo es que sus productos (tomates, judías verdes, etc.) son una porquería... pero son baratos y la gente los compra. Luego nos quejaremos.

Puntuación 1
#17
Usuario validado en Facebook
Josep Ribes
A Favor
En Contra

Que si había un lobby franquista con Franco y ahora también hay un lobby socialista, ¿ serán el mismo lobby ?

Puntuación 0
#18
Diego desde Tabarnia
A Favor
En Contra

Menudo pájaro este. Con esa cara gilipuá ya paga.

Puntuación 0
#19