Economía

Copago por renta y rebajas futuras de medicamentos: la revolución de la AIReF para ahorrar en gasto público

  • Apuesta por medidas para reducir la inversión entre 1.000 y 2.000 millones
  • Arrebata los privilegios que tienen los pensionistas

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) ha lanzado un informe sobre el gasto público en medicamentos de dispensación en oficina de farmacia, que a día de hoy está por encima de la media de la Unión Europea en unos 3.600 millones de euros, unas tres décimas de PIB. Para rebajar esta distancia, o al menos atajarla, el ente propone una auténtica revolución del modelo farmacéutico español para lograr eficiencias por valor de entre 1.000 y 2.000 millones que va a incluir subastas de medicamentos, una revisión constante de los precios de los productos y, además, una reforma del copago farmacéutico que paga la ciudadanía, de manera que sea más equitativo y progresivo.

En este sentido, la AIReF llama la atención hacia que los trabajadores con menos rentas, inferiores a los 12.000 – lo que se ha venido a llamar trabajadores pobres - , pagan más copago por sus medicamentos que pensionistas en las mismas condiciones. Por ello, propone, sin dividir entre población activa y pasiva, arrebatando las ventajas que hasta ahora tenían los pensionistas, un nuevo modelo de copago que establece seis tramos de aportación entre las menores rentas hasta las de más de 100.000 euros. Todos ellos con límites anuales de aportación efectiva por paciente, que van de los 114 a los 843 euros.

Esto generará un incremento del gasto anual en prescripciones en oficina de farmacia de entre el 5,5% y el 7,1%, es decir, de entre 497 millones y 644 millones. En cualquier caso, desde la AIReF ni se plantean la supresión del copago : "Es útil, pero tenemos que mejorarlo". 

Además, en materia de financiación, propone que los pacientes que lo deseen paguen un 'plus' por encima del precio más bajo, que es el coste que financia el Estado, si quieren comprar un producto con el mismo principio activo pero un precio superior. 

Subastas andaluzas... con variaciones

Por otro lado, en las medidas propuestas en el campo del gasto en farmacia, destaca el llevar el modelo de subasta de medicamentos de Andalucía -concurso regional por el que se da a un solo suministrador el abastecimiento de un producto farmacéutico concreto- a escala nacional. Hasta 2022, el ahorro calculado por esta medida sería de más de 400 millones. Eso sí, "no sería estrictamente el modelo andaluz". Para empezar, habría varios proveedores y se introduciría solo en productos concretos. Según indican, la variación iría en el camino de la subasta del 'pull' eléctrico.

En este sentido, admiten el impacto que tendría la medida en las oficinas de farmacia, pero matizan que solo se verían perjudicadas las ventas de farmacias con mayor volumen de facturación, aludiendo a que las boticas andaluzas con menor volumen no vieron afectadas.

Por principio activo

No es la única medida de peso que propone la AIReF. Apuesta también por que los medicamentos no compartan precio según su principio activo, sino por su indicación terapéutica. Con esta medida, espera una reducción del gasto de más de 500 millones. 

A esto hay que sumar otras apuestas, como una homogeneización de la prescripción que podría permitir eficiencias por valor de 596 millones. 

Gobernanza

De cara al futuro, la AIReF también apuesta por cambiar cómo se decide la financiación pública de medicamento. Propone que las autonomías sean las principales decisoras, con dos de tres votos, en el órgano correspondiente, la Comisión Interministerial de Precios.

De cara al futuro, apuesta además por cambiar el modelo de remuneración de las oficinas de farmacia, de manera que también cobren márgenes por servicios de valor añadido, algo que tendría un coste futuro de más de 400 millones.

Respuesta del sector del medicamento

La reacción del sector del medicamento ante las propuestas de la autoridad no se han hecho esperar. "El estudio de AIReF sobre gasto en recetas se centra en la reducción de costes a corto plazo y deja de lado el valor y el ahorro que aporta la inversión pública en medicamentos", indica la patronal del medicamento innovador, Farmaindustria, en un comunicado. 

Mientras, el Consejo General de Farmacéutico advierte de "la falta de equidad, del aumento de desabastecimientos y de la pérdida de adherencia a los tratamientos" que supondría el modelo de subasta de medicamentos propuesta por AIReF. 

Por otro lado, la patronal de la botica, FEFE, se confiesa "alarmada" e insiste en las graves consecuencias que pueden tener para los pacientes las medidas propuestas.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum2
forum Comentarios 2
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.

nicaso
A Favor
En Contra

! No te digo, privilegio de los pensionistas como si estos se medicasen por capricho !. Los mayores se medican por necesidad. Estas medidas están hechas para recaudar sin más y las retocan de todos los calificativos de justicia para colárnoslas. Dentro de poco habrá que ir con la declaración de hacienda a comprar la carne o a sacar la entrada del cine para que nos cobren según nuestra renta.

Puntuación 0
#1
Luis
A Favor
En Contra

Y los ciudadanos de a pie decimos y pedimos que los cafés, almuerzos, menús de la Moncloa, Senado y demas esten al precio que toca por dinero que ganan sus señorías.

Puntuación 1
#2