Economía

El 'chollo' de la jubilación parcial por contrato de relevo cuesta más de 2.100 millones de euros cada año

  • El jubilado parcial puede reducir su jornada hasta en un 75%
  • Aún jubilándose antes, no ve recortada su pensión cuando cumple la edad legal
  • Empresarios y jubilados parciales defienden con vehemencia la figura
Foto de Alamy

La jubilación parcial con contrato de relevo ha ganado fuerza en los últimos años entre los 'privilegiados' que pueden acceder a esta figura, que permite evitar la reducción de su pensión a pesar de que sus horas de trabajo disminuyen de forma muy considerable durante los años finales de su vida laboral. El coste medio de esta figura es un 25,4% superior al de la jubilación anticipada ordinaria (esta última sí implica una reducción de la pensión para la persona que se acoja a esta figura).

En cualquier caso, el sobrecoste anual para el sistema es de más de 2.100 millones de euros al año, según los cálculos de Miguel Ángel García Díaz, profesor de Economía Aplicada en la URJC, experto en pensiones y colaborador de Fedea. La diferencia entre este tipo de jubilación permite esquivar los coeficientes reductores de la pensión, algo que no ocurre con la jubilación parcial por el procedimiento ordinario, "violando así la equidad horizontal del sistema", explica García en el documento publicado por Fedea.

García: "Sería deseable que se mantuviera esa fecha de finalización (2019) evitando prorrogar aún más una situación claramente injusta"

El elevado coste, junto al agravio comparativo que puede suponer para los trabajadores que no pueden acogerse a este figura, propició la modificación normativa aprobada en abril de 2013, en la que se incluye algunos cambios en su uso que reduce el atractivo para acogerse a la misma. Pero esta nueva ley establece un periodo excepcional de aplicación para las personas incluidas en los planes de jubilación parcial recogidos en convenios o acuerdos colectivos con anterioridad al 1 de abril de 2013, siempre que el acceso a la jubilación se produjera con anterioridad al 1 de enero de 2019, explica el profesor García en el documento. Es decir, no todos los trabajadores pueden acceder a esta figura.

Menos trabajo y misma remuneración

Esta figura permite que el jubilado parcial reduzca su jornada entre un 25 y 75%, mientras que la persona que cubre esas horas debe ser un trabajador en situación de desempleo o que tenga un contrato de duración determinada con la empresa. Esto parece una situación idónea en la que todo el mundo gana (empresa y trabajador), pero lo cierto es que "se elude incorporar al análisis el impacto de la figura sobre la equidad del sistema público de pensiones y sobre sus cuentas", explica el profesor de la URJC.

El trabajador que se jubila anticipadamente por procedimiento ordinario se ve obligado a perder una parte de su pensión que depende del numero de trimestres que adelante el acceso a la jubilación. Los coeficientes reductores oscilan entre el 6 y el 8% por cada año de anticipación.

Si se compara con una jubilación parcial con contrato de relevado, "el coste medio adicional para la Seguridad Social por cada 1.000 euros mensuales de pensión en un contrato de relevo, acumulado durante la vida esperada del beneficiario, se sitúa en torno a 72.000 euros por encima del coste de una jubilación anticipada ordinaria".

Esta diferencia de forma agregada y dividida de forma anual supone un sobrecoste para el sistema que supera los 2.100 millones de euros, "es decir, casi el 12% del déficit de la Seguridad Social en 2017".

García cree dados el sobrecoste que supone y para buscar un trato igual para todos los trabajadores no sería recomendable mantener esta figura tal y como se está aplicando. "A la vista de los resultados observados hasta la fecha en términos de coste financiero y de los problemas de equidad que plantea esta figura, sería deseable que se mantuviera esa fecha de finalización (2019) evitando prorrogar aún más una situación claramente injusta y perjudicial para el conjunto del sistema de pensiones.

El Gobierno podría prolongar la situación

No obstante, este mismo lunes, Reyes Maroto, ministra de Industria, Comercio y Turismo, aseguró que el Gobierno está trabajando para relanzar la figura del contrato de relevo. Además, según dejó entrever Marato se pretende garantizar las condiciones de este contrato en algunas industrias como la del automóvil, lo que seguiría suponiendo una violación de la equidad horizontal del sistema.

No obstante, la ministra no profundizó en la reforma que el Gobierno plantea ejecutar en este tipo de contrato. Otros sectores como el sindicato UGT ha apoyado la continuidad de esta figura argumentando que es fundamental fomentar el contrato relevo y la jubilación parcial utilizando para incrementar la sustitución natural y la transmisión de conocimiento entre las generaciones que se jubilan y las que acceden de nuevas al mercado laboral.

Asimismo, UGT considera que se debería adelantar a cuatro años la edad ordinaria de jubilación parcial de cada trabajador y mejorar de forma "notable" las condiciones de aplicación que están vigentes desde 2013.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum7
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado

hay mucho caradura
A Favor
En Contra

Mucho jubilado con mucha caradura esquilmando lo uqe es de todos y encima pidiendo mas.Nos estan robando en nuestras narices.

Puntuación 18
#1
Julian gil
A Favor
En Contra

Entre las prejubilaciones, caso Michelin en Vitoria y, los despidos improcedentes, pactados, caso Mercedes, también en Vitoria, más todos los convenios con esa generosa prebenda permitida por el gobierno, con los aplausos de los sindicatos. Si añadimos que ahora los sindicatos, quieren ampliarla a los funcionarios, entre otros al gobierno vasco, estamos apañados. Luego los jubilados de manifestación todos los lunes en Bilbao y, otras ciudades, para pedir lo que es nuestro que son cuatro euros, la fuga viene por lo anteriormente expuesto. No me vale lo de dar trabajo a los jóvenes, sobre todo de esa forma.

Puntuación 14
#2
Jol
A Favor
En Contra

Es una absoluta estafa para el sistema público de pensiones, y especialmente respecto de la jubilación parcial ordinaria.

Y de transmisión de conocimiento, nada de nada.

Puntuación 16
#3
Usuario validado en Facebook
Libertad Canaria
A Favor
En Contra

Los sistemas de pensiones gubernamentales solo benefician a los que no han trabajado nunca o lo han hecho muy poco, mientras que los trabajadores que se han matado trabajando toda una vida salen muy perjudicados siempre, ya que no tendrá ahorros propios lo cual los hace depender completamente se los políticos y la burocracia parasitaria que los acabarán empobreciendo, pero sobre todo saldrán aún más perjudicados los trabajadores actuales que tendrán una pensión realmente indigna por culpa de este sistema inmoral que en la práctica en una mega estafa piramidal, así que aquellos que se puede jubilar pronto deben hacerlo cuante antes ya que este tinglado parasitario colapsará más temprano que tarde .

Puntuación 21
#4
Pascualin
A Favor
En Contra

Y el chollo de las prejubilaciones de los funcionarios, ahora los que nos faltaban los policías municipales a los 59 años..., y tú jubilate a los 67 años. Por eso mismo cada gobierno que entra se encarga de que hayan más diferencias entre privada y pública para así contentar a las administraciones.

Puntuación 18
#5
Basta de engaños
A Favor
En Contra

Eso lo tiene que explicar el Gobierno de Sanchez, Autoriza a la Policía Local para que se jubile a los 59 años y a los demás nos pide 67 o 70 años. Ni un voto para ningún pseudosocialista.

Puntuación 2
#6
Elsa
A Favor
En Contra

Por lo menos la pllicia local es inteligente, no como los idiotas de prisiones que convocan una huelga por una supuesta subida salarial, que no llega ni a la mitad de la que van a dar a la Guardia Civil.

Puntuación -2
#7