Economía

El euro cumple 20 años: pasado, presente y futuro de la moneda común

  • El 16 de diciembre de 1995 la moneda común adopta su nombre oficial

Este miércoles el euro está de 'cumpleaños'. Un día como hoy, hace ya 20 años, nacía de manera oficial el euro. El 16 de diciembre de 1995 se celebró, casualmente en Madrid, el Consejo Europeo en el que se decidió designar a la moneda común, que habría de empezar a operar en los mercados financieros mundiales el 1 de enero de 1999, con el nombre de euro.

En el acta de aquella cumbre se señalaba expresamente que el nombre de la moneda única "debía ser el mismo en todas las lenguas oficiales de la Unión Europea, teniendo en cuenta la existencia de los distintos alfabetos", además de cumplir con la premisa de "ser (un nombre) simple y simbolizar a Europa", según cuenta el informe especial de Ebury sobre la divisa común al que ha tenido acceso en exclusiva El Economista.

En sus 17 años de actividad financiera la moneda común ha experimentado una singladura repleta de altibajos, si nos atenemos a la línea que describe su cotización con respecto a dos de las divisas más importantes del mundo, el dólar y la libra esterlina. Su mínimo histórico con respecto a la divisa norteamericana lo registró transcurridos menos de dos años de iniciar su carrera, situándose en el nivel de 0,825 el 26 de octubre del año 2000. Y su cénit, en su cruce con el billete verde, se producía en 2008, cuando llegó a rozar los 1,6 dólares el 15 de julio de ese mismo año.

Entre ambas fechas, como referencias históricas que explican el comportamiento de los mercados, se había producido el ataque a las Torres Gemelas de Nueva York, el 11 de septiembre de 2001 y el inicio de una profunda depresión en los Estados Unidos. Mientras, el sólido crecimiento de la zona euro alcanzaría su punto cumbre en 2008. Los picos que describe la cotización de la moneda común a partir de ese año dibujan la profunda crisis financiera provocada por el colapso de Lehman Brothers (septiembre de 2008), que revitaliza la fuerza del euro, al que acuden los inversores buscando refugio, y la decisión de la Reserva Federal de los Estados Unidos de reducir el tipo de interés al mínimo histórico del 0,25%.

A finales de 2009, con el inicio de la crisis de deuda de la zona euro, la divisa común se debilita en todos los ámbitos. Es el momento de que el BCE y su política monetaria para salvar al euro pasen a un primer plano para reanimar la economía. Sus recetas, una reducción de los tipos de interés hasta la marca récord de 0,05% (noviembre de 2011) y el lanzamiento de su programa 'QE' en marzo de 2015. El euro, a partir de 2011 comienza a debilitarse, hasta acercarse a la paridad a finales de 2015. En su última cotización, el euro se cambia por 1,09 dólares.

Las decisiones de los bancos centrales de Estados Unidos y de la Unión Europea, como principales intérpretes de los indicadores macro, y dispuestos a actuar para intervenir en la evolución de ciclo económico, tienen la clave. La subida de tipos anunciada por la Reserva Federal, por primera vez desde 2006, subraya aún más la creciente divergencia entre las políticas monetarias adoptadas por las instituciones monterías a ambos lados del Atlántico. Mientras que el BCE está en modo de flexibilidad cuantitativa, a pesar de que las medidas adoptadas en su reunión del pasado 3 de diciembre resultasen insuficientes para los inversores, la Reserva Federal ha empezado a endurecer su política.

A la vista de este panorama, la previsión de Ebury es que el euro termine 2015 alrededor del nivel de 1,05, para alcanzar la paridad en el segundo trimestre de 2016. Como se aprecia en el gráfico adjunto, y muy previsiblemente rompería este suelo para situarse a finales del próximo ejercicio en el nivel de 0,97 dólares.

Idéntico comportamiento presentará el euro con respecto a la libra esterlina. Ebury prevé que la moneda común cotice a finales de 2015 en 0,71 libras, y a partir de ahí mantenga una depreciación gradual que le llevaría al nivel de 0,66 libras a finales de 2016.

¿Qué significa esto para las empresas españolas?

En principio, se trata de una buena noticia para el sector exterior, en la medida en que las empresas exportadoras reforzarán la competitividad de sus productos en los mercados. Sin embargo, no lo será tanto para las empresas que tienen que adquirir sus provisiones o sus equipos en terceros países, que se verán enfrentadas a la tesitura de hacer el cambio a otra divisa desde una moneda depreciada.

Ello les obligará a realizar una buena planificación de pagos y cobros internacionales a corto plazo, con el fin de minimizar el riesgo aparejado a la depreciación del euro.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Google+Google plus
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum11
Publicidad
Otras noticias
Contenido patrocinado

MENUDA MIERD. EL EURO
A Favor
En Contra

MENUDA PESADILLA HA HECHO MAS POBRE A LAS CLASES MEDIAS.

SIN EL EURO CONSUMIANOS MAS.

Puntuación 15
#1
Canadi
A Favor
En Contra

Ilusión en su creación, muchos problemas en la actualidad y futuro muy negro: ese es el euro: no llegará a viejo.

Puntuación 13
#2
-
A Favor
En Contra

Yo creo que el Euro no es tan malo como pintan. Tener una moneda única hace que los riesgos de cambio para operaciones internacionales sean mucho menores, y facilita el comercio entre la UE, nuestros mayores socios.

A parte, lo que se suele decir que un café es más caro en euros que en pesetas no es del todo cierto. Valdrá más en euros que en pesetas., pero el dueño del bar que te cobra el café también gana más. Si cobramos menos no es por el euro, sino por la precariedad del empleo actual.

Puntuación 2
#3
Luis
A Favor
En Contra

En España hubo un pacto entre Gobierno y empresarios para permitir aumentar los precios un 66% mediante el euro: lo que costaba 100 pesetas pasó a costar 1€ (166,386 pesetas). Es lo mismo que bajar los salarios, pero de forma sibilina, porque los salarios se mantuvieron y aumento el precio de todos los productos. Se nota en las copas, los cafés, el pan y en todo.

Puntuación 28
#4
Hurl
A Favor
En Contra

Al #4, cierto en parte. Subieron las cosas pequeñas por el redondeo, pero otras no lo han hecho por el eso o incluso han bajado.

No creo que un coche, una casa o un TV se vean muy afectados por ese redondeo.

Puntuación -2
#5
Peor que antes
A Favor
En Contra

Eurotimo.

Puntuación 20
#6
Varius
A Favor
En Contra

¿Qué clase de gráfico es ese?¿Fuente propia?

El euro llego a 1,60 USD en Julio de 2008 y ahí no aparece nada de eso. Y el euro nunca bajó de 0,84 frente al dolar (junio 2001), y en el gráfico aparece 0,72.

Que poca vergüenza y que poca profesionalidad. Así nos va.

Puntuación 12
#7
Lol
A Favor
En Contra

#7 Eso sin mencionar que segun el grafico, al empezar 2015 el euro ya valia menos que el dolar.

Puntuación 2
#8
Ddd
A Favor
En Contra

Dejémonos de tonterías antes con 250.000 pesetas de salario eras el rey del mambo el equivalente son 1500 euros y hoy con 1500 euros tiñes justo tú para pagar y mal comer no te puedes permitir ningún extra , el euro para los españoles y para todo el sur de Europa fue un grave error y lo peor está por venir

Puntuación 24
#9
PEDRO
A Favor
En Contra

Srs/as, si cuando vamos a comprar pagaramos en pesetas, no comprariamos muchas cosas, nos asustariamos.

Puntuación -1
#10
susi
A Favor
En Contra

La fiesta del euro va a acabar peor que el rosario de la aurora.

Puntuación 10
#11