Economía

Los retos económicos se diluyen en la pugna entre PNV y Bildu por ganar las elecciones

Candidatos a la presidencia del Gobierno vasco. EFE
Bilbaoicon-related

Las propuestas concretas ante los retos futuros que tiene la economía vasca brillaron por su ausencia, salvo algún tibio 'destello', en el debate electoral entre los candidatos a lehendakari para el Gobierno autonómico, organizado por EITB. En la recta final ante el próximo 21 de abril, cuando se celebrarán las elecciones en Euskadi, las formaciones coincidieron unánimemente en el deterioro del Servicio Vasco de Salud-Osakidetza, hablaron de pactos post electorales y mencionaron la iniciativa de impulsar un 'fondo soberano' para la competitividad empresarial, aunque con diferentes matices según el partido político.

Por su parte, PNV y EH Bildu emplearon la mayor parte de sus intervenciones para recriminarse sus programas y actuaciones, conscientes de la necesidad de ganarse al votante indeciso que inclinará la balanza hacia uno u otro tras los comicios del próximo domingo.

El candidato del PNV a lehendakari, Imanol Pradales y el de EH Bildu, Pello Otxandiano coincidieron en que hay cosas que mejorar en la situación económica vasca. Así, Pradales señaló que Euskadi es "un gran país" que tiene una "economía sólida y justa", donde casi se roza "el pleno empleo", con líderes mundiales en distintos sectores y con una de las tasas de pobreza más bajas del Estado. No obstante, reconoció que hay cosas que mejorar, pero afirmó que hay "un buen modelo económico".

Pradales apostó "por pagar bien a la gente joven" e impulsar una estrategia vasca por el talento y negó que Euskadi no sea atractiva. En este sentido, recordó su propuesta de "3.000 millones para arraigar y hacer crecer la empresa".

Por su parte, Otxandiano indicó que la situación económica no es "catastrófica", pero existen datos "preocupantes" porque se han perdido posiciones en distintos ámbitos y hay tendencias que se tienen que revertir", con un Gobierno vasco que asuma el "rol director" de la transición a otro modelo económico. Aquí Pradales se mostró preocupado por lo que plantea EH Bildu sobre la intervención, porque a la empresa vasca "hay que acompañarla, no hay que controlarla".

Recuperación y fiscalidad

Por su parte, el candidato por el PSE-EE, Eneko Andueza, dijo que la economía está "resistiendo" y comentó que en Euskadi hay unos datos de empleo "extraordinarios", pero no hay que "conformarse". Para el candidato del PP, Javier de Andrés, la evolución de la economía "no es buena". "Ya no tenemos el poderío que teníamos anteriormente y tenemos que recuperarlo".

Alba García, candidata por Sumar, reclamó un cambio de modelo y poner "a la gente en el centro de la economía" con "mejores salarios y calidad de empleo". Por Elkarrekin Podemos, Miren Gorrotxategi, criticó la pérdida de poder adquisitivo y los problemas para acceder a una vivienda. La candidata de Vox, Amaia Martínez destacó el "acoso y abandono" del campo por parte de todos los partidos y la política climática que también "ataca a la industria y obliga al cierre de fábricas".

En el ámbito fiscal, el candidato del PNV defiende tener una base financiera fuerte para atraer inversión, capital y talento, y proteger a la vez el arraigo y crecimiento de la industria vasca. Para ello, propone crear 'un fondo soberano vasco'. Afirmó en el debate que no comparte el planteamiento del fondo soberano de Bildu, porque "lo que habla es del control público de Kutxabank".

En este sentido, Andueza también planteó crear un fondo de inversión con los bancos y las cajas con capital vasco para impulsar proyectos industriales especialmente de carácter verde. García reclamó una nueva estrategia vasca y una fiscalidad más progresiva. Por su parte, Gorrotxategi, pidió un fondo soberano para participar públicamente en empresas estratégicas.

Finalmente, Javier de Andrés, comentó que PNV y EH Bildu "han fingido una discusión" porque "tienen una misma política en esta materia" y reclamó una rebaja de impuestos.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud