Economía

Cuerva (Cepyme) exige al Gobierno que respete la "libertad de los empresarios" para que España crezca

  • El líder de Cepyme ha alabado el trato que otros países dan a sus empresas
  • Las empresas requieren "estabilidad y seguridad jurídica" para su actividad
El presidente de Cepyme, Gerardo Cuerva, durante la entrega de premios. Cepyme
Madridicon-related

El presidente de la patronal de la pequeña y mediana empresa (Cepyme), Gerardo Cuerva, ha aprovechado su discurso en la ceremonia de la IX edición de los Premios Cepyme, para pedir un mayor reconocimiento para hacia los empresarios por su papel en el crecimiento del país. Cuerva ha hecho una oda a la "libertad de los empresarios" en nuestro país. Una libertad que los empresarios no se cuestionan, "porque la damos por hecha", ha dicho Cuerva.

El presidente de Cepyme se ha referido de esta forma al clima antiempresarial que existe en España, fomentado principalmente desde algunas figuras presentes en el Gobierno de España y que Cuerva ha definido como "hostigamiento".

"Ataques personales contra empresarios y dirigentes empresariales, amenazas de intervención en sectores fundamentales, retórica populista contra los beneficios, diatribas en torno a las decisiones adoptadas legítimamente por grandes compañías de este país, impuestos desmedidos y, por supuesto, medidas absolutamente contrarias al buen funcionamiento de las empresas", ha criticado Cuerva.

En este sentido, ha comparado la situación de las empresas en nuestro país con el resto de Europa que sí "apuesta por sus empresas" mientras que en España se pone en duda la "dignidad de los empresarios". Cuerva ha afeado de esta forma al Ejecutivo que, donde los empresarios deberían encontrar protección, se encuentran "miradas de reojo".

"Lo más grave, en mi opinión, es que medida a medida, se ha limitado la misma capacidad de ser empresario, de tomar decisiones para hacer progresar nuestros negocios", ha dicho Gerardo Cuerva, que ha ejemplificado su malestar con la última subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) y con la "mal llamada" reforma de las pensiones, "que es un desmesurado incremento de las cotizaciones".

En la primera, el SMI, se produce un intervencionismo en la negociación salarial, que es el ámbito privado para que libremente sindicatos y empresarios negocien; lo que, por cierto, hemos hecho con éxito durante décadas; en la segunda, la reforma de las pensiones, se ejecuta, sin negociación alguna, una política casi confiscatoria.

Para el líder empresarial, con la subida del SMI, el Ejecutivo interviene en la negociación salarial entre sindicatos y empresarios, que ha sido un "éxito durante décadas"; con respecto a la reforma de pensiones, el presidente de Cepyme ha calificado la medida de "una política casi confiscatoria".

"Y ambas, junto a otras muchas medidas adoptadas en los últimos meses, al restar al empresario la capacidad de tomar sus propias decisiones en relación con sus ingresos, hacen que nuestra economía vea reducidas de un plumazo la capacidad de innovación, de captación de talento, de crecimiento, de inversión, su atractivo; y, por tanto, ve reducida su competitividad", ha atacado Cuerva.

En este sentido, considera que se han deteriorado las tres "condiciones básicas" que deben tener los empresarios: estabilidad, seguridad jurídica y un marco favorable a la actividad empresarial. Por eso, el futuro de España dependerá de lo que el Gobierno crea en las empresas y, para Cuerva, no es el caso actual ni tiene que ver con la distribución de la riqueza, "siempre y cuando no sea confiscatoria".

Cuerva ha querido agradecer a todo los premiados y finalistas, así como al resto de las pequeñas y medianas empresas, por ser un ejemplo de que es posible ser competitivos. El lograr un país competitivo, ha dicho Cuerva, es "la obligación de todos, desde el Gobierno hasta las empresas y los sindicatos".

Pyme del año

Estos galardones, suponen el reconocimiento al esfuerzo hecho por las pequeñas y medianas empresas durante el año 2022. En su intervención, Cuerva también ha pedido un mayor reconocimiento a la contribución de las empresas al crecimiento, al bienestar y a la cohesión social. "Actuar contra la empresa -ha señalado- no hace otra cosa que producir mayor estancamiento, paro y pobreza".

El Premio Pyme del Año de esta edición ha recaído en la empresa sevillana Grupo R. Queraltó. Una empresa familiar, con más de con 125 años de experiencia en suministros médicos, productos y servicios para la salud, que ha impulsado un proceso de transformación empresarial, basado en la innovación y en las nuevas tecnologías. Ha logrado dinamizar sus modelos de negocios, dando un salto cualitativo en su capacidad competitiva.

Los premios han estado patrocinados por Banco Santander y han contado con la colaboración de Endesa, Randstad, Inserta-Fundación Once, Iberia, Visa, Orange, Google, Informa D&B, Volvo, Axa, Wolters Kluwer, ISDI y Vocento.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud