Economía

Viajar de Madrid a Alicante sólo son 13 euros más con gasolina que en eléctrico

  • La guerra eleva los costes del GNC, GLP y del gasóleo a cifras desconocidas

Tras dos años de restricciones por la pandemia, la operación salida de Semana Santa se encuentra con un nuevo contexto en el que los precios de la energía impactarán directamente en la cartera de los conductores. Y es que, según los últimos datos del Ministerio de Transición Ecológica, en un solo año la gasolina se encarece más de un 36%, el diésel un 55%, la electricidad un 236% y el gas licuado del petróleo (GLP) un 34%. El gas natural comprimido (GNC) incluso experimenta un incremento de tres dígitos, concretamente del 149%.

Se trata de un contexto de inflación motivado por el encarecimiento de la electricidad -consecuencia de la subida del gas y de los derechos de emisión de CO2- y la creciente demanda de carburantes tras dos años del parón de la movilidad por la crisis del Covid-19, a lo que se ha sumado la invasión de Ucrania y las sanciones a Rusia, uno de los principales exportadores a Europa de gas y petróleo.

Desde elEconomista hemos elaborado distintas rutas y los costes que tiene para el consumidor dependiendo del tipo de carburante de su vehículo. Para ello, se han tenido en cuenta los precios de cada tecnología por cada 100 kilómetros, con datos publicados por el Ministerio para la Transición Ecológica (Miteco). Así, hasta el 30 de marzo -últimos datos disponibles que no tienen en cuenta las bonificaciones al carburante- el coste por cada 100 kilómetros en el caso de la gasolina ascendía hasta los 9,18 euros. Esto se traduce en que para un viaje entre Madrid y Alicante, separadas por 423 kilómetros, un depósito costaría alrededor de 38,83 euros.

Asimismo, el coste del gasóleo para cubrir este trayecto alcanza los 28,12 euros, sin tener en cuenta las bonificaciones del Gobierno. En el caso de un vehículo eléctrico, el coste dependerá de si la recarga se ha hecho en casa (menor potencia y más tiempo de recarga) o en un punto de recarga rápida (escasos en la actualidad). En el primero de los casos, el coste ascendería a los 10,7 euros para un trayecto entre Madrid y Alicante, mientras que si la recarga se lleva a cabo en estaciones de recarga rápida, el coste alcanza los 26 euros.

En el caso de una ruta entre Zaragoza y Sevilla, con 845 kilómetros de distancia, la diferencia de coste entre la gasolina y la recarga rápida de eléctricos asciende hasta los 25,52 euros. Asimismo, los 977 kilómetros que separan Bilbao de Cádiz tienen una diferencia de coste de hasta 29,5 euros entre la gasolina y la recarga rápida de eléctricos. La diferencia entre el coste de la gasolina y la recarga rápida de electricidad para el trayecto entre Barcelona y Almería se sitúa en los 24,25 euros, mientras que entre Madrid y A Coruña la diferencia es de 17,88 euros en detrimento de la gasolina.

El problema de la escasa penetración del vehículo eléctrico se debe a la escasa infraestructura de recarga con la que cuenta nuestro país. Así, según datos del Barómetro de Electromovilidad elaborado por la patronal de fabricantes de automóviles y camiones (Anfac), España se sitúa a la cola en el indicador global de electromovilidad, que tiene en cuenta la penetración del vehículo electrificado y de la infraestructura de recarga.

Infraestructura limitada

Por si esto fuera poco, la infraestructura de recarga rápida de acceso público en España es limitada. Así, al cierre de 2021 había 17 puntos de recarga de acceso público con al menos 150 kW y menos de 250 kW (entre 15 y 27 minutos de recarga) y 92 con potencias superiores a los 250 kW (entre 10 y 15 minutos).

Pese a que la gasolina no tiene carburante que se le acerque en precio, el gas licuado del petróleo (GLP) se sitúa por encima del gasóleo, al tiempo que la recarga de vehículos eléctricos en estaciones de recarga rápida (por encima de 150 kW) se sitúa cerca del diésel. Así, según los datos del Miteco, el coste del GLP por cada 100 kilómetros asciende hasta los 6,96 euros, mientras que el coste por cada 100 kilómetros en un punto de recarga rápida se sitúa en los 6,16 euros. El coste del gasóleo por cada 100 kilómetros, por su parte, asciende hasta los 6,65 euros.

Cabe recordar que en el caso de los gases, tanto gas natural comprimido (GNC) como GLP, los depósitos de estos vehículos se complementan con depósitos de gasolina, por lo que la factura que aparece en los monolitos es más elevada. También es cierto que las automovilísticas están apostando cada vez menos por los gases. Si hasta hace poco tiempo esta era una gran alternativa para lograr la etiqueta ECO de la Dirección General de Tráfico (DGT), ahora esta tecnología está en declive. En la actualidad, tan solo el Grupo Volkswagen cuenta con modelos propulsados por GNC, los cuales tienen un depósito de 17 kilos de GNC y otro complementario de 9 litros de gasolina. En el caso del GLP, aún quedan algunos fabricantes que apuestan por esta tecnología, como el Grupo Renault, aunque la penetración de estos modelos ha ido descendiendo desde que se inició la pandemia por la escasez de semiconductores, la cual afecta a la producción.

El año 2019 cerró con un total de 25.191 turismos matriculados de gas (tanto GNC como GLP), un 20,8% más en tasa interanual lo que le permitió tener una cuota de mercado del 2%, según datos de Anfac. Al cierre de 2021 se matricularon en España un total de 14.043 turismos propulsados por gases, lo que supuso un 7,3% más frente a 2020 y una cuota de mercado del 1,63%. En el primer trimestre de este año se han comercializado en España un total de 3.020 turismos de este tipo de combustible, lo que supone un 17,8% más en tasa interanual y una cuota de mercado del 1,84%.

Crisis energética

Según los datos actualizados del Miteco, hace exactamente un año el precio medio de la gasolina en las estaciones de servicio nacionales marcaba 1,32 euros el litro, frente a los 1,79 euros por litro que registra en la actualidad. A estos niveles llenar un depósito medio de gasolina -unos 55 litros de capacidad- cuesta 98,45 euros, en relación a los los 72,6 euros que costaba antes, a pesar de los descuentos ofrecidos por el Gobierno.

En el caso del diésel, el precio pasa de 1,18 euros el litro a 1,82 euros. Es decir, llenar un tanque cuesta 35 euros más que hace 12 meses. Por su parte, el gas licuado del petróleo (GLP) se encarece un 32% en este periodo, desde los 0,72 euros el litro hasta los 0,95 euros.

Los incrementos responden a la escalada del precio del barril de petróleo, del que derivan estos combustibles. Sin embargo, el gas natural comprimido (GNC) -popularizado el año pasado por ser una alternativa de movilidad económica- experimenta la mayor subida en este último año. Alcanza los 2,13 euros el kilogramo, desde los 0,85 euros que costaba antes.

El gas natural comprimido logró incluso sobrepasar al del gas natural en medio de una escalada impulsada por la crisis en Ucrania y el actual diseño de los mercados eléctricos, que no están preparados para el nuevo e inminente paradigma de transición energética.

Quizás, una de las subidas más comentadas es la de la electricidad, que se disparara un 236% en estos últimos 12 meses, también motivado por el encarecimiento del gas. Concretamente, el precio medio en el mercado mayorista se situará hoy en en 241,59 euros por megavatio hora (MWh), según los datos del Operador del Mercado Ibérico de la Electricidad (OMIE). Hace un año el precio de la luz era de 71,87 euros el megavatio.

España y Portugal ya han presentado a la Comisión Europea una propuesta conjunta para bajar el precio del gas para generación eléctrica, a través del establecimiento de un tope de 30 euros el megavatio hora. El objetivo es reducir el precio de la electricidad hasta los 100 euros, el doble que antes de la crisis energética, pero la mitad que el precio actual. Para lograr reducir la factura y paliar estas escaladas, deberá contar con el visto bueno de la Comisión.

El Gobierno apacigua la escalada con bonificaciones al carburante

La bonificación del Gobierno a los carburantes, aprobada la semana pasada, entró en vigor el 1 de abril con el objetivo de contener el impacto del encarecimiento de la energía en los bolsillos de los consumidores y empresas. Dependiendo del tipo de carburante, de la que el Estado asumirá 15 céntimos y las petroleras un mínimo de 5 céntimos. La Confederación Española de Estaciones de Servicio (CEES) YA ha advertido al Gobierno que si no atiende las peticiones del sector, la inseguridad jurídica hará inviable seguir vendiendo carburante a apenas unos días de que se inicien las vacaciones de Semana Santa. CEES asegura que la forma en la que la Administración está gestionando la ejecución del RD-L 6/2022 está generando caos y desconcierto en un segmento de actividad económica fundamental para la economía. Por eso, ha exigido a la Administración el cumplimiento de una serie de condicionantes que considera básicos.

comentarios20WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 20

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Piedra
A Favor
En Contra

El coche más barato el de los picapiedra.

Puntuación 28
#1
Son carisimos los electricos
A Favor
En Contra

O bajan los precios o no nos quedará otra que seguir de malos humos

Puntuación 15
#2
Sanchinfl4s y palmer@s corrut@s giratory doors
A Favor
En Contra

El eléctrico hoy por hoy, caro, sin puntos de recarga, la luz por las nubes, es para condenar al vulgo al menopatín.. como dice ahí cuesta la mitad 10e recargarlo en el chalé por la noche, sino en un piso imposible.. eso sin contar los problemas de las baterías (limitación, contaminación,..). Vamos, que esto parece la milonga de la agenda 20-30 como la de los tranvías del 2000.

Y por qué no apuestan por el hidrógeno o por otras opciones, o es como lo de Tesla (el viejo) que hay que trincar (y como trincan las p.eléctricas)??

Puntuación 40
#3
Coches eléctricos más barato
A Favor
En Contra

Sólo así acabaremos con la dependencia de los combustibles fósiles

Puntuación -39
#4
Vacilón
A Favor
En Contra

La producción de electricidad es la mas barata de todas las energías, las infraestructuras de distribución ya están muy avanzadas, los combustibles fósiles se van acabando desde que se descubrió que el infierno no asusta, los pangolines no están afectados por covid... ¿ que nuevo susto nos preparan ? Vivan felices, coman perdices y dejen los problemas para los que se los buscan.

Puntuación -16
#5
Torero
A Favor
En Contra

Lástima que no se hay partido de "cero" y hayan empezado por la COMPRA Y EL VALOR del vehiculo, en este artículo, porque si se hubiese hecho, y se hubiese tenido en cuenta, y no solo en un trayecto, sino en la vida total del vehículo, porque si un "gasolina" se compra mucho mas barato que un eléctrico, o uno de GNC, o GLP, y hasta otro de gasóleo, me parece que entonces fallan los resultados.

¿Quieren saber lo que sale mas BARATO?.... NO TENER VEHÍCULO.

Que es a lo que vamos, en ciudad mucho más útil, un carsharing, viajando mas barato un AVE, y hasta el avión, no hay multas, no hay expoliación fiscal, mas relajados, mas seguros, y sobre todo....... NO HAY QUE AGUANTAR A LA DGT Y SUS CAMPAÑAS RECAUDADORAS.

El automóvil como lo conocimos, esta muerto, es solo cuestión de tiempo.

Puntuación 50
#6
Pésima inversión
A Favor
En Contra

Tener coche se ha convertido en una tortura.

Carísimo precio, carísimos o incómodos carburantes, hartazgo de normas y multas de ayuntamientos y dgt, precios de parkings que hacen rentable viajar en taxi... Claramente no interesa comprar un coche.

Puntuación 42
#7
Casco
A Favor
En Contra

Olvidaros.. Agenda 2030..cuanto menos tengáis más felices sereis....

Y cuando le ponga los impuestos de la gasolina a la luz... Q será más barato???

Puntuación 23
#8
lopez
A Favor
En Contra

El coche mas barato es el que no se compra

Puntuación 19
#9
pa
A Favor
En Contra

Esto no vale. En frío, revirada, con cambios de velocidad o pendiente un combustión no pierde eficiencia, pero un eléctrico consume el doble. El menos volátil en consumos es el gasolina.

Puntuación 11
#10
Pep
A Favor
En Contra

Mucho menos contaminante extraer combustibles fósiles que litio y cobalto para fabricar baterías que luego hay que recargar con electricidad que muchas veces proviene de combustibles fósiles.

Y luego hay que reciclar las baterías.

El timo eléctrico.

Puntuación 31
#11
Usuario validado en Google+
Juan Carlos Méndez Casal
A Favor
En Contra

Cargar en casa se realiza a 0,03euros/kwh de noche. Con un gasto medio de 20kwh/100km sería 6euros para 1000km.

Es cierto que los supercargadores son 10 veces más caros pero suelen estar a 0,3euros/kwh . Mis viajes de 500km suelen salir a 15 euros y eso que mi coche sólo tiene autonomia de 300km.

El que tiene placas solares en casa el coste es irisorio.

Puntuación -16
#12
Hidrógeno, el combustible del mañana.
A Favor
En Contra

El de hidrógeno es el más barato, ahora hace falta que aumente su producción y a la vez más Hidrogeneras.

100 km en un coche de hidrógeno sale entre 8 y 10€. Y se llena el depósito en unos 5 minutos.

Puntuación 11
#13
J
A Favor
En Contra

El más barato, el mio porque me da igual lo q consuma , nunca ha sabido ni me importa lo q cuesta la gasolina, aunque si se, q pago mas. Pero la verdad, ojalá suba más todo, porque estoy de los rojos y sus votantes, todos hijos resaviados y de asesinos hasta las narices.si sube todo, los ignorantes son los primeros en irse al carajo.A cascarla. Tenemos lo merecido.

Puntuación 15
#14
Alex
A Favor
En Contra

Yo tengo un coche eléctrico desde hace 4 años. He realizado viajes MAdrid-Valencia a coste 0. Normalmente más de 15€ no gasto nunca (cuando tengo prisa). En una parada de 15 minutos tengo de sobra para llegar. Tengo placas solares en casa. La factura eléctrica me da la risa desde abril a octubre. Como esto va más de creyentes que de datos reales, pues así nos luce el pelo. A mi que suba el petróleo, la luz o el gas me trae sin cuidado. Somos muchos los que tenemos placas o coches eléctricos, pregunta y saca tus propias conclusiones. Y si quieres discutir yo no voy a perder el tiempo en eso. Te diré que Ok sigue tu pagando luz, gas y gasolina.

Puntuación -11
#15
obrero de mierda
A Favor
En Contra

un coche electrico no esta hecho para los jubilados el problema comprarlo aplazado unos 35000 euros y cuando se te estropee con el tiempo una averia electrica que te suponga mas de 1000 euros ,a la mierda el coche electrico que se lo compren los exclavos trabajadores del futuro ,hay que mantener el gasolina hasta que se caiga a cachos

Puntuación 11
#16
Alex
A Favor
En Contra

El desconocimiento del coche eléctrico es tal que asusta. La gente habla de oídas. El día que lo prueban aluncinan. Aceleran (quitan las pegatinas, realmente) más que cualquier coche gasolina del mismo precio. Cuesta con la luz a máximos, la cuarta parte como poco (sin tener en cuenta que hay sitios que todavía se carga gratis). De precio, en alta gama cuestan lo mismo que uno diesel (debes comparar un tesla con un bmw, no con un dacia) y de mantenimiento 0. A los 5 años de uso has pagado bastante más. Mientras en los países más avanzados europeos ya nadie se compra un diesel. Aquí nos empeñamos en comprar un ladrillo para 2025 que no lo podrás ni mover. Eso sí hace un año publi a tope, que los diesel no contaminan nada, que el diesel siempre será barato por no sé qué monserga. Ahora sólo algunos se dan cuenta que lo que no querían en Europa, lo compramos como bobos.

Puntuación -7
#17
Luisito
A Favor
En Contra

Cuando a un electrico se le tenga que cambiar la bateria entre 9000 - 12000 euros

BMW i3 con 70000 kms ya ha perdido el 35% de capacidad de carga

Volvemos a echar cálculos

Puntuación 9
#18
Cuñao
A Favor
En Contra

Falso, el coche más barato y el coche más caro, son el mismo: EL COCHE OFICIAL. Es el más barato para el carguito gorrón de turno, y el más caro para los Españolitos.

Puntuación 14
#19
A Favor
En Contra

Comprar un coche eléctrico o ese otro tocomocho.

Puntuación 7
#20