Economía

Ana Pastor: "Se ha conculcado la voluntad de un diputado y de la mayoría del Congreso"

  • "Llegaremos hasta donde haga falta, incluido el Constitucional"
Ana Pastor, vicepresidenta segunda del Congreso de los Diputados y vicesecretaria de Política Social del PP. Foto: Nacho Martín

Cuando le preguntas a sus colaboradores más cercanos, cómo está siendo su participación en la campaña electoral de Castilla-León reconocen que han solicitado su presencia en todas las provincias. Si de muestra vale un botón, este mismo fin de semana tiene previstos actos en Valladolid, León, Burgos y Zamora. "Ella no desconecta casi nunca y recorrerá toda la autonomía", señalan. Al final, la entrevista con Ana Pastor Julián (Zamora, 1957)-licenciada en medicina y cirugía, funcionaria de carrera del cuerpo superior de salud pública y administración sanitaria, exministra de Sanidad y expresidenta del Congreso- se realiza en varias fases: la noche del jueves tras el escándalo por la votación de la reforma laboral y ayer por la mañana en el único hueco que han encontrado libre en su saturada agenda.

La vicepresidenta segunda del Congreso y vicesecretaria de política social del PP tiene fama de ser una trabajadora incansable, una mujer austera que ha hecho del servicio público una manera de entender la vida. Tiene una forma de ser y estar en política dialogante y moderada y, tal vez por eso, siempre hace gala de pertenecer a un partido de centro "donde tienen cabida todas las personas liberales y reformistas que quieran cambiar las cosas en este país". Es una de las dirigentes populares "pata negra" y su trayectoria -impecable en todas las responsabilidades que ha asumido- es su carta de presentación y en ella está, sin duda, el secreto de su éxito.

Dice que en el pleno de de la reforma laboral donde un diputado de su partido votó a favor por error se ha quebrantado gravemente el ejercicio del derecho al voto. "La presidenta tenía que haber reunido a la mesa y no lo hizo" e insiste que su grupo parlamentario llegará hasta el final para impedir tal atropello democrático. "Emprenderemos todas las acciones legales posibles", señala. No oculta su indignación ni tiene pelos en la lengua.

Paradójicamente la reforma laboral ha sido aprobada gracias al voto de un diputado del PP. ¿Ha sido un error o una cacicada como denuncian ustedes?

La voluntad de la mayoría de la Cámara es que esa reforma laboral no saliera adelante. Y con la actuación de la presidenta de la Cámara, de no convocar a la Mesa para resolver el problema que tuvo un diputado con el sistema de voto telemático, se ha conculcado, primero, la voluntad de voto de un diputado, y después, la voluntad de la mayoría del Congreso. El problema era subsanable, pero la presidenta no quiso corregirlo.

Pues menudo lío, Meritxell Batet anunció que el Decreto Ley quedaba derogado, luego se aprobó y finamente se ha negado a aceptar el error de Alberto Casero ¿Hay precedentes?

No existe ningún precedente semejante. El diputado solicitó que se anulara el voto telemático y se le permitiera votar presencialmente, al haber advertido un error manifiesto en el certificado del voto y que éste no expresaba su voluntad. Ante este hecho, la presidencia de la Cámara debía haber convocado la Mesa, como le solicitamos algunos miembros de la Mesa antes de procederse a la votación presencial, y como establecen los apartados 4º y 6º de la Resolución de la Mesa del Congreso de los Diputados, de 21 de mayo de 2012, para el desarrollo del procedimiento de votación telemática.

Sin embargo, decidió unilateralmente iniciar el proceso de votación y negándole la palabra a la portavoz del grupo popular con la justificación de que, y cito textualmente: "la Mesa es conocedora y ha podido analizar lo que usted me va a plantear". Pues bien. No es cierto de que la Mesa hubiera podido analizar la cuestión porque la Mesa no fue convocada para resolver esta cuestión, a pesar de que se lo solicitamos varios de sus miembros.

¿Hasta dónde están ustedes dispuestos a llegar para aclarar este entuerto?

Llegaremos hasta donde haga falta, incluido el Constitucional. Hemos presentado varios escritos a la Presidencia del Congreso. Por parte del diputado, manifestando que se ha visto vulnerado su derecho al ejercicio del voto establecido por la Constitución, y que el resultado total de la votación por tanto no expresa la voluntad popular. Por parte del grupo parlamentario, exigiendo que no sea publicada la votación efectuada en el Pleno y que no se emita la Resolución por la que se ordena la publicación del Acuerdo de convalidación del Real Decreto-ley. Y por parte del secretario cuarto de la Mesa y yo misma hemos presentado otro escrito solicitando la convocatoria urgente de la Mesa para abordar este asunto. Petición que hemos reiterado en otro escrito ante la falta de convocatoria. Si no se corrige el problema, por supuesto que acudiremos al Constitucional.

"En cuanto lleguemos al Gobierno implantaremos una mochila austriaca y aprobaremos la rebaja de los impuestos al empleo"

¿Por qué el PP no ha dado su apoyo a una reforma laboral pactada entre sindicatos y empresarios?, ¿el diálogo social no es suficiente?

En primer lugar, el Gobierno nunca ha dialogado ni ha querido dialogar con el PP. Pero además, el objetivo de llegar a un acuerdo no debe ser a toda costa, sino que ese acuerdo sea bueno. Era necesario un acuerdo en la línea de lo que necesitaba nuestro mercado laboral para cumplir con lo que demandaba Europa, de acuerdo con sus reiteradas recomendaciones. Más flexibilidad para ser capaces de adaptarnos a las circunstancias sin destruir empleo, para aprovechar los buenos tiempos para crear empleo estable y de calidad y resolver el problema de las altas cotas de desempleo juvenil y de larga duración. Pero estos problemas no los resuelve esta reforma laboral y ante esto el PP no puede apoyarlo.

Admita que finalmente no se ha derogado la reforma de Rajoy y se han hecho pequeñas modificaciones. ¿Qué opinión tiene del texto?

Le insisto en que no es la reforma que necesita España y no podemos transigir ante unos cambios que son objetivamente malos. No resuelve ninguno de los problemas estructurales del mercado laboral, lesivo para muchas empresas y resta flexibilidad al sistema.

¿Si gobiernan la van a derogar?, ¿cuál es su alternativa?, porque los cambios sobre la ultraactividad, la temporalidad o los contratos de formación, son apenas un 10%...

En cuanto lleguemos al Gobierno retomaremos las medidas en el mercado laboral que van en la buena dirección, con la implantación de una mochila austriaca y la rebaja de los impuestos al empleo. Medidas para favorecer la flexibilidad, pero también para, en materia económica y fiscal, bajar impuestos que favorezcan la inversión y el desarrollo de nuestros sectores productivos. Efectivamente.

Según la CEOE el acuerdo consolida el modelo laboral que ha permitido incrementar la productividad, asegurar la competitividad y contribuir al crecimiento de empleo...

Es una irresponsabilidad limitar la flexibilidad laboral con una contrarreforma que impide aumentar la contratación. Hemos visto que en enero se han destruido 200.000 empleos. Tenemos el récord de tasa de paro en Europa y una subida de la inflación desbocada porque el gobierno hace lo contrario que Europa y no aplica la política económica correcta. Estamos en el furgón de cola de la recuperación y se está desaprovechando una oportunidad única para eliminar las rigideces del mercado de trabajo.

También se revisa el actual modelo de regulación temporal de empleo, los ERTES, que han supuesto una tabla de salvación durante la pandemia. ¿Qué le parece?

Uno de los motivos por los que nos hemos opuesto a la contrarreforma laboral del Gobierno es porque la norma del PP ha funcionado y no había necesidad de cambiarla. En primer lugar, porque facilitó la creación de tres millones de puestos de trabajo y, además, ha permitido dar cobertura a un millón de ERTE durante la pandemia.

La reforma del presidente Rajoy se ha demostrado un instrumento útil para la creación de empleo y para revertir la destrucción de puestos de trabajo iniciada bajo el mandado socialista de Zapatero, situando a España, bajo el Gobierno popular, como líder en reducción de paro en apenas seis años.

Un dato a tener en cuenta es que todas las partes que han participado en la negociación han tildado la medida de "mal menor". ¿Debemos conformarnos y acatar tanta resignación? La respuesta es que no.

¿Cómo valoran que se haya roto el bloque que apoyó a Pedro Sánchez en la investidura?, ¿esto marca un precedente o no?

No fui yo quien denominó a este Gobierno el Gobierno Frankenstein. Y ahora parece que esos trozos empiezan a descomponerse. Pero ese no es el problema. El problema es que nos gobierna en España quienes no creen en ella. Sánchez eligió desde el primer momento a sus socios de Gobierno y esos socios que dirigen el país son los independentistas, los radicales, los que cuestionan las instituciones, los que solo dividen y crean confrontación, los que con sus políticas generan inseguridad jurídica afectándonos en todos los ámbitos, también en el internacional, y dañando la imagen de España. Ese es el verdadero problema de los españoles.

"Los objetivos de Bruselas se podían haber cumplido con una buena reforma. Esta contrarreforma enmienda la del PP"

Ortúzar dijo que este acuerdo dinamitaría la legislatura y que Ciudadanos le ha tendido la mano al Gobierno porque es la única tabla de salvación al estar tocado de muerte. ¿Es así?

En las negociaciones sobre la contrarreforma laboral hemos asistido a un auténtico zoco de propuestas, con Yolanda Díaz, por un lado, intentando convencer a los socios de la coalición Frankenstein para que respaldaran el texto, cosa que no ha logrado; y, por otro, del PSOE intentando amarrar el apoyo de formaciones que han salido al rescate de Sánchez, sirviendo de nuevo de tabla de salvación. No sé cómo van a explicar esto a sus votantes. Lo malo es el daño que hacen a los españoles.

¿No resulta paradójico, que un partido hermano de ustedes como UPN, haya apostado por apoyar la reforma, aunque finalmente pasó lo que pasó?

Será UPN quien tenga que explicar a sus electores los motivos por los que defiende esta contrarreforma laboral. La posición del PP en torno a la contrarreforma laboral ha sido clara desde el minuto uno.

Sea como fuere esta normativa garantiza la llegada de 10.000 millones de euros de fondos europeos y eso no es una cuestión menor…

Los objetivos de Bruselas se podían haber cumplido con una buena reforma. Esta contrarreforma enmienda la del PP que ha sido admirada en Europa porque permitió la creación de tres millones de empleos e implantó los ERTES. Lo que pedía la Comisión Europea era mayor flexibilidad, resolver el problema de la empleabilidad de nuestros trabajadores y que la reforma tuviera impacto a largo plazo al contar con el mayor consenso posible. Esto no se ha cumplido e insisto en que esta no es la reforma que necesita España y nosotros no podemos resignarnos cuando está en juego el empleo de los españoles.

¿Que no se tramite como un proyecto de ley e impida introducir enmiendas es para el PP algo negativo?

Es otro ejemplo del menosprecio que ejerce el Gobierno sobre el Parlamento. Ese abuso de los decretos-ley, más de 115 desde que Pedro Sánchez es presidente del Gobierno…está hurtando al Parlamento de su función de legislar. El Gobierno no quiere tramitarlo como proyecto de Ley por miedo a sus propios socios, a que se incorporen enmiendas de otros grupos parlamentarios. Como si eso no fuera la esencia del Parlamento. Así actúa este Gobierno. Pero ahora, lo realmente relevante es que el Parlamento atienda la petición del diputado a quien, a mi juicio, se le ha quebrantado el ejercicio del derecho al voto.

¿La perdedora de todo este asunto ha sido finalmente Yolanda Díaz? porque ella insiste en que esta reforma "se sitúa en las antípodas del modelo fracasado de la del PP"...

Parece broma, pero está en las antípodas de sus propios socios. La reforma de 2012 es el marco normativo laboral más avanzado y moderno que ha tenido nunca España y que más ha beneficiado a trabajadores y empresarios. Así lo ha reconocido la Unión Europea y los organismos económicos. Y lo corroboran los 3 millones de empleos, y el convertirnos en apenas seis años en líderes en creación de empleo y destrucción de paro de toda la zona euro, en empleo joven, femenino, a tiempo completo. Lo único que tenía que haber hecho el Gobierno es proponer las mejores reales que necesita el mercado laboral y España.

¿También usted cree que la ministra de Trabajo ha traicionado a los suyos, que llegó como líder de los piquetes y hoy es la líder de la troika?

Usted misma.

Dígame, ¿qué quieren decir exactamente ustedes cuando hablan de una nueva reforma con una reducción de contratos más ambiciosa y que incluya la mochila austriaca?

Desde el PP queremos mejorar las cosas, no empeorarlas. Nuestra alternativa a la contrarreforma del Gobierno es la puesta en marcha de la mochila austriaca para mejorar la flexibilidad laboral, tal y como defiende el Banco de España y en su día hasta la propia Calviño.

Esta "hucha del empleo", que no se pudo poner en marcha en el pasado por resultar muy costosa, podría financiarse con 8.000 millones con cargo a los fondos europeos.

¿Las pymes que representan el 99,8% del tejido empresarial y el 75% del empleo han sido otra vez las grandes olvidadas?

Este Gobierno se ha dedicado a demonizar la creación de empleo. No han reparado esfuerzos en poner palos en las ruedas a aquellos que de verdad trabajan por su país, con sus negocios y que han padecido como nadie los estragos económicos de la pandemia. Y lo último, la barbaridad que quieren hacer con los autónomos.

Por el contrario, en el PP apostamos por nuestro tejido empresarial. Somos plenamente conscientes del potencial de nuestras pymes y autónomos, de que nuestro crecimiento e imagen internacional depende en buena medida de ellos. Como hemos señalado en varias ocasiones, alfombra roja a los autónomos.

"El presidente Mañueco lo ha hecho muy bien y creo que es justo que tenga un apoyo mayoritario"

¿De verdad cree que el Gobierno está utilizando a los pensionistas como rehenes para imponer su criterio sobre las mascarillas?

R.- No hay mejor prueba que lo que ha sucedido hoy, tras anunciar la ministra Darias que el martes de la próxima semana dejará de ser obligatorio el uso de mascarillas en exteriores. ¿Es serio que en apenas una semana hayan cambiado de opinión? La respuesta es que, una vez más, intentan ocultar su incapacidad e ineficacia tras cortinas de humo que ya no se cree nadie.

Cambiando de asunto, si ustedes ganan las elecciones en Castilla y León, ¿Pablo Casado está más cerca de la Moncloa?

Como evidencian todas las encuestas, los españoles están demandando un cambio de rumbo en España. El hartazgo se palpa en la calle ante las mentiras y los incumplimientos de un PSOE que prometió no sentar a Podemos en el Consejo de Ministros, no llegar a acuerdos ni con independentistas ni con Batasunos y que no indultaría a los condenados del Procés. Promesas que han quedado en papel mojado.

Ante ello, Pablo Casado y el PP representan la alternativa seria, responsable y con experiencia que necesita nuestro país. Seria porque no cambia de rumbo, mantiene sus principios y no da bandazos, como hacen otros partidos. Responsable porque ha sabido estar a la altura cuando España lo ha necesitado, ofreciendo pactos de Estado en asuntos clave como sanidad, presupuestos, inmigración o política internacional. Y con experiencia, algo que sin duda nos diferencia de formaciones que nunca han gestionado nada. El PP ha demostrado que es capaz de sacar a nuestro país de las crisis provocadas por el PSOE y devolver a España a la senda del crecimiento y la creación de empleo.

El presidente Mañueco lo ha hecho muy bien y creo que es justo que tenga un apoyo mayoritario. Su victoria es necesaria para poder mantener la estabilidad en Castilla y León frente a la inestabilidad a la que nos dirigirían otras fuerzas políticas, y para seguir creando empleo y oportunidades y fortaleciendo el tejido económico y social en Castilla y León, y a seguir modernizando los servicios públicos, y por ende, el bienestar de los castellanos y leoneses.

Si obtiene mayoría absoluta, ¿Andalucía también puede pensar en un adelanto electoral?

El presidente Moreno ya ha dejado claro que solo lo haría si hay un bloqueo sistemático de Vox y PSOE. La labor del presidente de la Junta durante estos años ha sido excepcional, impulsando una política basada en la bajada de impuestos, la creación de empleo, el reforzamiento del tejido productivo y, sobre todo, la transparencia y la política de bolsillos de cristal. Andalucía ha vivido un antes y un después, y los andaluces lo están valorando.

"En el Partido Popular llevamos meses exigiendo al Gobierno una autoridad independiente para los fondos europeos"

El precio de la gasolina ha vuelto a batir un récord histórico y la inflación está disparada. ¿Esto debería hacer encenderse las luces rojas?

Las luces rojas llevan encendidas mucho tiempo. Primero, con la histórica subida de la luz, que ha batido todos los récords sin que esto haya hecho sonrojarse al Gobierno en ningún momento. Quiero recordar que Sánchez pidió la dimisión de Mariano Rajoy ante la subida del 8% de la factura de la luz, pero permaneció mudo ante el incremento del 500%.

Pero esta cuestión no va de cifras, sino de realidades, del día a día de muchos españoles que no pueden permitirse encender la calefacción y que temen la llegada de la factura a fin de mes.

A ello se ha unido el incremento de los combustibles y de la cesta de la compra. ¿Este era el escudo social del que hablaban, asegurando que no dejarían a nadie atrás? El escudo se lo han puesto ellos, parapetándose tras los despachos de sus ministerios, ajenos a la realidad que viven muchos españoles. Menos eslóganes y más pisar la calle.

Finalmente, como temen algunos, ¿los fondos europeos pueden convertirse en un arma ideológica en manos del Gobierno o no?

Lo están haciendo ya. Es inadmisible.

Isabel Ayuso ya ha avisado que irá a los tribunales. ¿Eso puede extenderse en el resto de las Autonomías del PP?

Las CCAA tienen toda la razón cuando dicen que pondrán en marcha todas las actuaciones a su alcance para impedir que esos fondos lleguen a todas las CCAA, a los Ayuntamientos, en fin, a los ciudadanos, con independencia del color político que presidan las instituciones. En el Partido Popular llevamos meses exigiendo al Gobierno una autoridad independiente. No nos ha hecho ni caso. Transparencia, que no existe, y por lo tanto, no cejaremos hasta que el Gobierno actúe con responsabilidad y estos fondos lleguen a la economía real, que es la economía de los españoles.

Finalmente en Ucrania hay una calma tensa. ¿Ustedes contemplan un riesgo cierto de conflicto armado? ¿Estarán al lado del Gobierno si llega el caso?

Desde el primer momento, el presidente Casado ha dado su apoyo a Sánchez en la crisis de Ucrania, en un ejercicio de responsabilidad y sentido de Estado. Pero también hemos exigido al jefe del Ejecutivo que comparezca en el Congreso para informar a la ciudadanía sobre el papel de nuestro país.

La inacción de Sánchez ha sido escandalosa, rayana en el insulto, y el presidente de nuestro partido ha decidido tomar la iniciativa y telefonearle para reclamarle información. Creo que ha sido una lección de responsabilidad y sentido de Estado para un Sánchez instalado desde hace años en el "no es no" al PP.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud