Economía

Mariano Rajoy afirma: "Con que no me empapelen tengo bastante"

  • El expresidente del Gobierno afirma esto en una conversación coloquial
  • La exsecretaria queda en manos de la decisión del juez
  • Fuentes políticas creen que el caso trae más ruido que consencuencias
María Dolores Cospedal con el expresidente del Gobierno, Mariano Rajoy. EFE
Madrid

El expresidente del Gobierno, Mariano Rajoy, está "preocupado" por el cariz que está cogiendo el 'caso Kitchen', que alude a una presunta operación de espionaje ilegal, sufragada con las cuentas del Estado, y dirigida contra el extesorero del Partido Popular, Luís Bárcenas.

Rajoy mostró su preocupación a un periodista de elEconomista, en un encuentro que tuvo lugar el jueves en un conocido restaurante de Madrid. El exlíder del Partido Popular, con su proverbial sentido del humor, reconoció el "lío" que hay montado con los papeles del excomisario Villarejo, de donde emana esta causa, y que hasta ahora señala directamente a María Dolores Cospedal, como imputada por espiar al extesorero del PP, Luis Bárcenas.

En el transcurso de una conversación coloquial, Rajoy señaló que "con que no me empapelen tengo bastante". Eso sí, el expresidente no entró en detalles y por supuesto no admitió que tuviera conocimiento de las decisiones judiciales que han provocado la imputación de su exsecretaria general, María Dolores Cospedal.

Desde el otro lado, desde el entorno de la exsecretaria Cospedal -imputada junto a su esposo, Ignacio López del Hierro, por presunto cohecho, malversación y tráfico de influencias, la sensación- es que la exdirigente albaceteña se va "a comer el marrón" que otros con más rango que ella no se van a comer por defender y ser leal a Rajoy.

En manos del juez

Fuentes de la policía, consultadas por eE, insisten en que el futuro de la también expresidenta de Castilla-La Mancha, está en manos del "juez", y de que vea fiables todas las anotaciones del excomisario Villarejo. Ahora bien, estas mismas fuentes anticipan que el nombre de Cospedal aparece "en todas las grabaciones de Villarejo", y a priori "está bien metida".

A la pregunta de si la imputación de Dolores de Cospedal puede llegar a alcanzar al expresidente Rajoy, la respuesta de las fuente policiales es que todo apunta a que sí.

Fuentes políticas advierten no obstante, de que la influencia de un expresidente es suficiente razón para que finalmente la justicia establezca un cordón sanitario, o una suerte de comodín, en este caso para salvar al expolítico gallego.

Claro que además también hay quien apunta a que Cospedal tiene que tener cuidado con sus declaraciones, porque se puede encontrar con informaciones nada gratificantes, filtradas por sus adversarios o adversarios políticos, que relacionan a su marido con los negocios de un exministro.

Un tema político

Entretanto, desde Génova 13, la sede nacional del Partido Popular que podría cambiar de enclave en breve, se intenta transmitir una sensación de calma, subrayando no obstante el uso político que se está dando a un asunto de una persona -en este caso Cospedal-, que en primer lugar tiene derecho a la presunción de inocencia, y que por otra parte es alguien que ya no está en la primera línea ni en la dirección, por lo que la formación de centro-derecha considera que "no tenemos mucho que ver" con el caso Kitchen.

Los populares sostienen que no es de recibo que la izquierda les machaque con este escándalo, cuando ellos han valorado las anotaciones de Villarejo cuando han considerado oportuno, y por el contrario las han denostado cuando no les interesaba. Ayer, la comisión Kitchen anunció la prórroga de sus trabajos hasta diciembre, desconvocó la declaración de Rajoy y postergó la de Cospedal.

Casado evita el 'caso Kitchen'

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, rechazó este jueves referirse a la imputación de la ex secretaria general de su formación María Dolores de Cospedal porque, según ha explicado, no le corresponde a él "valorar cuestiones" de las que no tiene "información". En declaraciones a los medios durante su visita a Ceuta, Casado recordó que hace cuatro meses dijo que no hablaría de asuntos que no le "corresponde" valorar y que "nada tienen que ver" con su "responsabilidad" como líder del PP.

comentarios18WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 18

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

alex
A Favor
En Contra

A todo cerdo le llega su San Martín.

Puntuación 12
#1
yomismo
A Favor
En Contra

Aquí lo escandaloso es que alguien de izquierdas tenga un chalet con piscina, la gente de derechas puede tener y hacer lo que le de la gana.

Puntuación -19
#2
Ivan
A Favor
En Contra

Él Psoe nos arruina y el Pp nos saquea. Vaya pastores dirigen el rebaño, lastima de ovejas...

Puntuación 54
#3
ANALISTA DE HECES
A Favor
En Contra

ZAPATERO Y TÚ DEBERÍAIS ESTAR PICANDO PIEDRAS POR TODO EL DAÑO QUE HABÉIS HECHO A LA NACIÓN

SOIS MIE RDA PURA

Puntuación 7
#4
chipi
A Favor
En Contra

solo nos queda un partido al que votar, aunque nos llamen fachas los que no lo somos. y ya sabéis cual es. VOX

Puntuación -13
#5
AROUND THE WORLD
A Favor
En Contra

Aquí tenemos el ZP de la derecha.

Otro inútil que, no por su sabiduría si no pr su "saber medrar" dentro del PP, alcanzó la presidencia de España.

Este, Igual que el infame Zapatero, no serviría ni para presidente de su comunidad de propietarios.

Ambos han sido capaces de superar ese principio de Peter que dice algo así cómo que alguien puede ir en ascenso laboral hasta llegar a su más alto nivel de incompetencia. Siguieron escalando a pesar de ser unos incompetentes.

Puntuación 11
#6
JuanSinMiedo
A Favor
En Contra

Don TANCREDO, esperaba al toro a la salida de chiqueros, subido sobre un pedestal situado en mitad del coso taurino. El ejecutante iba vestido con ropas generalmente de época o cómicas, y pintado íntegramente de blanco. El mérito consistía en quedarse quieto...

La mayoría de las veces, el astado frenaba antes de embestir, por precaución de que fuese estatua....

Pero había veces, que le EMBESTÍA, y acababa en la enfermería, cuando no en el CEMENTERIO.

Pobre Mariano, "alias" Don TANCREDO.

Puntuación 13
#7
Subdito
A Favor
En Contra

Asunto menor? Terrorismo de estado es esto, tenían montado un aparato parapoicial para enguarrar a los oponentes políticos y al independentismo. De 1o de dictadura bananera.

Puntuación 10
#8
Usuario validado en Google+
KIKO GOMEZ ORTIZ
A Favor
En Contra

#2) Te propongo que les envíes tu de tu propio bolsillo dinero para pagarles las fianzas a los pobrecillos. Según tu, uno de izq. No debería poder tener nunca un chalet pagado con su propio dinero. Sólo si eres de derechas podrías tener opciones a ese privilegio. Lo de que sean unos corrompidos te la suda.

DEBERIAS DEJAR LAS TRUJAS Y LOS BOTELLONES GARRAFONEROS. ¡¡¡ Que pedrada calzas, colegui.!!!

Y lo más triste es que seguramente estés más tieso que el pulpo seco. En fin, tu mismo.

Puntuación -4
#9
cateto
A Favor
En Contra

al #9 ... tu si que estas corrompido, se dice corrupto, 'ser corrupto'. Y si dices 'estar' se dice 'estar corrompido'. No se puede decir ser corrompido, me da igual que seas de arriba abajo al centro y 'pa' dentro, pero si leyeras más o estudiaras no te pasaria eso

Puntuación 6
#10
El doble rasero pepero
A Favor
En Contra

Rajoy fue el presidente más impresentable que ha tenido España. Mientras daba una amnistía fiscal a los defraudadores subía todos los impuestos al resto, el IVA, el IBI, el IRPF, absolutamente todo, se inventaba unas tasas judiciales contrarias a la constitución, se sacaba de la manga nuevos impuestos a las inversiones.

En fin, menos mal que nos hemos librado de él.

Puntuación 6
#11
Usuario validado en elEconomista.es
el Teo
A Favor
En Contra

OPINIÓN

ENSAYO INVITADO

El ascenso del falso patriota

3 de junio de 2021

Santiago Abascal, líder de Vox, durante un discurso en Barcelona en diciembre 2020

Santiago Abascal, líder de Vox, durante un discurso en Barcelona en diciembre 2020Credit...Alberto Estevez/EPA vía Shutterstock

Por David Jiménez

Es escritor y periodista. Su libro más reciente es El director.

MADRID — Los alumnos de Murcia tienen el índice más alto de fracaso escolar de España y un tercio están en riesgo de pobreza, pero gracias a una nueva iniciativa comenzarán la jornada escuchando el himno nacional, sus aulas dispondrán de un retrato del rey y la bandera ondeará en la entrada de sus escuelas. Incluso quienes no tenemos nada en contra de esos símbolos, vemos la contradicción: si lo que se pretendía era inculcar el sentimiento patriótico en los estudiantes, les sería más útil una buena formación en compromiso cívico o responsabilidad hacia su comunidad.

El sistema educativo español está por debajo de la media de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), pero arreglar sus deficiencias nunca fue la intención de la medida anunciada en Murcia y apoyada por otros dirigentes como el alcalde de Madrid. El resurgimiento del nacionalismo español, que permaneció aletargado tras haber sido explotado por la dictadura franquista, ha traído una competición entre políticos por exhibir su patriotismo, casi siempre cayendo en su lado más rancio.

Urge revisar el significado del concepto.

La pandemia del coronavirus ha mostrado con claridad qué es patriotismo y qué no. Por un lado, los sanitarios que se jugaron la vida en el frente hospitalario, los policías y soldados que entraron en residencias para salvar a ancianos moribundos o los ciudadanos que costean esos servicios cumpliendo con el pago de sus impuestos. En el otro, partidos que aprovecharon la crisis para buscar un puñado de votos, ciudadanos que se fueron de parranda en contra de las normas, poniendo en riesgo a los demás, o esos directivos de grandes empresas que, en mitad de la dura crisis económica, están despidiendo a miles de trabajadores, no porque vayan a perder dinero, sino para ganar más.

El político auténticamente patriota es hoy una especie en extinción. No se mide por el tamaño de la bandera que enarbola o lo mucho que grita su amor a la nación. Es un servidor público que mira por el bien común, gasta los recursos sin olvidar que proceden del esfuerzo de todos y combate la polarización que está agrietando nuestra sociedad. Lo contrario del patriotismo excluyente y folclórico de Vox, el partido de extrema derecha que impulsa el himno en las escuelas y que, sin embargo, flaquea cada vez que se enfrenta a una verdadera prueba patriótica.

Cuando hace un año un millar de españoles morían al día por la COVID-19, en una crisis global que países como España gestionaron deficientemente, la extrema derecha renunció a la crítica constructiva y acusó al gobierno central de aplicar “una eutanasia feroz” a los ancianos que agonizaban, movilizó a sus partidarios en las calles y rompió el espíritu de unidad con el que el país había afrontado la tragedia.



Image

Manifestantes durante una marcha convocada por Vox en Las Palmas, en Gran Canarias, en noviembre del año pasado

Manifestantes durante una marcha convocada por Vox en Las Palmas, en Gran Canarias, en noviembre del año pasadoCredit...Angel Medina G/EPA vía Shutterstock

Image

Credit...Juanjo Martín/EPA vía Shutterstock

Vox, la tercera fuerza parlamentaria en España, tampoco supo escoger bando cuando en mayo, en un flagrante caso de chantaje migratorio, Marruecos envió a más de 12.000 de migrantes a la ciudad española de Ceuta, poniendo en riesgo la vida de sus ciudadanos y desbordando a las autoridades. Su líder, Santiago Abascal, viajó a la zona y responsabilizó al presidente Pedro Sánchez de permitir la “invasión” de migrantes. Para entonces, hasta autoridades marroquíes habían admitido que su acción fue una respuesta por la posición española respecto al Sahara occidental.

La explotación de los sentimientos nacionalistas es parte de la esencia de los populismos, que buscan la confrontación en la sociedad y propagan una visión simplista del patriotismo. Quienes discrepan de sus políticas son descritos como traidores y presentados como una amenaza a combatir. Y así, se ofrecen como salvapatrias, conscientes de que su discurso será mejor recibido cuanto peor se perciba el estado de las cosas. Ante la incertidumbre, ofrecen el supuesto ideal de un país más homogéneo, seguro y, por supuesto, patriótico. Su punto débil es que rara vez secundan el principio con el ejemplo.

Editors’ Picks

Mmmm, Tastes Like America

The Forgotten Queer Legacy of Billy West and Zuni Café

The Vogueing Protesters of Bogotá

Imitando el “America first” de Donald Trump, Abascal asegura en sus mítines que “lo primero es España, no sus partidos y no sus intereses”. Pero el líder de Vox es un producto de esos intereses y la política clientelar que ha convertido a los partidos españoles en agencias de colocación de amigos y militantes.

El político bilbaíno dirigió la Fundación para el Mecenazgo y el Patrocinio Social de la Comunidad de Madrid, una entidad que él mismo ha descrito como innecesaria, mientras cobraba un sueldo de 82.491 euros anuales sin tener apenas ocupaciones. Años antes había coescrito su visión del país en un libro con un título ilustrativo: En defensa de España: Razones para el patriotismo español.

Pero no es la incoherencia de la extrema derecha lo que hace de España un caso particular, sino el hecho de que su estrategia sea apoyada por los conservadores tradicionales del Partido Popular (PP). La formación, que en etapas anteriores ha mostrado suficiente sentido de Estado para no hacer batalla política de cuestiones como el terrorismo o la política exterior, se ha sumado a una oposición que confunde la contundencia con la toxicidad. Pablo Casado, presidente del PP, daña las instituciones que aspira a gestionar cuando acusa a Sánchez de ser un presidente “ilegítimo”, una línea que sus predecesores nunca cruzaron.



Image

Credit...Manu Fernandez/Associated Press

El resultado es un debate político cada vez menos racional, como se ha visto en la polémica sobre el indulto que Sánchez quiere conceder a los políticos catalanes que impulsaron el desafío independentista. Los impulsores de la secesión, creyéndose su papel mesiánico, ignoraron la voluntad de la mitad de los catalanes y llevaron a la región al borde del precipicio. Las consecuencias son conocidas: su condena por sedición y malversación, una prolongada decadencia económica en Cataluña y una fractura social que sigue sin resolverse.

El presidente Sánchez asegura que la medida de gracia ayudará a reparar el trauma catalán e iniciar un periodo de reconciliación. Sus detractores recuerdan que los condenados no han mostrado arrepentimiento y afirman que volverán a actuar de la misma forma si tuvieran la oportunidad. A partir de ahí, el país podría haber asistido a un debate de propuestas e ideas sobre la mejor forma de superar el conflicto. En su lugar, se han impuesto la crispación y el patriotismo ruidoso. Los favorables al indulto son acusados de traidores y quienes los rechazan de autoritarios.

Es hora de dejar la política en manos de los verdaderos patriotas: aquellos a quienes no les sobra la mitad del país de la que discrepan. Pero esa es una idea que no surge de la nada. Para que penetre en la conciencia social será necesario reformular desde la escuela el concepto de patriotismo, más allá de las banderas o los himnos. La vinculación emocional de las futuras generaciones con la nación será más fuerte si se sostiene en valores cívicos, principios como la solidaridad fiscal para sostener los servicios públicos y la creencia de que la mejor manera de defender a tu país es hacerlo lo más inclusivo, tolerante y diverso posible.

David Jiménez (@DavidJimenezTW) es escritor y periodista de España. Su libro más reciente es El director.

Puntuación 4
#12
Carmen
A Favor
En Contra

No es solo la Kitchen, es que todo el pp es así. Mafioso.

Puntuación 11
#13
Usuario validado en elEconomista.es
Nano54
A Favor
En Contra

Mariano, si te empapelan atrévete y amenaza con que si es así tirarás de la manta, incluído Aznar. A que no te atreves.

Puntuación 12
#14
Usuario validado en Google+
KIKO GOMEZ ORTIZ
A Favor
En Contra

#10 " Cateto" Pues mira so enterao, corrupto y corrompido SON SINONIMOS y aunque se conjuguen con sintaxis distintas significan lo mismo. De todas formas, no lo he puesto por error. Lo he puesto adrede porque denominar " Corruptos, a secas" a esta caterva de sinvergüenzas, mangantes, mafiosos y ladronres pe parece que se queda un poco flojillo. Un poco como cuando los terroristas etarras asesinaban a quien fuera y luego venía el politiquero de turno diciendo que es un acto " execrable" en vez de decir que era un asesinato cruel y despiadado llevado a cabo por una banda de hdp. Sin llegar a esos extremos, estos corrompidos gozan de una semántica parecida. Las cosas hay que llamarlas por su nombre, y si hay sinónimos emplear el más adecuado a cada caso. De todas formas, te agradezco el toque de atención, y sí, lo reconozco; soy un ceporro cuadrao como un mulo. Pero ¿ qué quieres que te diga? Aprendí a collejas, capones y repelones. Ni te puedes imaginar siquiera lo que me costó a mi terminar el graduado escolar en Septiembre.

Me he quedao en panadero, que dado mi talento no es poco, te lo aseguro.

Te deseo salud y buena suerte. (Me ha hecho gracia el toque de atención.)

Puntuación 4
#15
A Favor
En Contra

@9.- Te falto comprensión lectora al #2, eso es todo y lo demás sobra.

Puntuación 1
#16
alf
A Favor
En Contra

Nah Mariano Rajoy está limpio. A ver si descubren quién era el tal M.Rajoy, ese si que era el verdadero sinvergüenza y están pagando justos por pecadores!!! Desde que hay democracia cada presidente (y cada gobierno) es peor que el anterior, y eso que el nivel empezaba bajo. Mi teoría es, que como son tan mediocres, y nadie quiere ser eclipsado, se rodean de gente más mediocre que ellos. Cuando se van, toma el mando uno más mediocre y se repite la operación... aumentando generación a generación el nivel de mediocridad, hasta llegar a Sánchez y Casado.

Puntuación 3
#17
realista
A Favor
En Contra

A la política llega lo peor de la sociedad.

Puntuación 3
#18