Economía

La victoria de los demócratas en el Senado aumenta la esperanza de una recuperación económica en V en EEUU

  • La mayoría en las dos cámaras facilitará la aprobación de más estímulos
  • Goldman mejora sus proyecciones: el PIB de EEUU crecerá un 6,4% este año
  • La Fed podrá subir las tasas antes, en la segunda mitad de 2024
Foto: Dreamstime.

Tras la victoria de los demócratas en la segunda vuelta de las elecciones en Georgia, el partido de Joe Biden se ha hecho con el poder del Senado y de la Cámara de Representantes por primera vez desde 2009. El triunfo de los azules ha hecho que varias casas de inversión mejoren sus proyecciones para la economía de EEUU a la espera de que la mayoría demócrata brinde de un mayor gasto público y de mayores estímulos fiscales al país.

Goldman Sachs ha mejorado hasta el 6,4% su estimación de crecimiento de la economía de EEUU para este año, frente al 5,9% que esperaba antes. Allec Phillips, economista de la entidad, baraja un estímulo adicional del 2,7% del producto interior bruto (PIB), seguido de una subida limitada de impuestos, que no llegaría a materializarse hasta 2022.

La casa de inversión calcula ahora que el desempleo alcanzará el 4,8% a finales de este año y que se situará sobre el 3,6% para finales de 2024. Los expertos de Goldman también han afirmado que esperan que la inflación se recupere más rápido, lo que permitiría a la Reserva Federal subir las tasas de interés en la segunda mitad de 2024, el pronóstico anterior no esperaba una subida hasta entrado 2025.

Goldman Sachs no es la única casa de inversión que ha mejorado sus proyecciones tras la victoria del partido de Joe Biden en el Senado, la gestora británica Schroders estima ahora que el PIB del país aumentará un 4,8% este año y un 4,5% en 2022, frente a la estimación anterior que esperaba una expansión económica del 3,8% y del 3,5% respectivamente.

Desde la entidad afirman que "aunque los acontecimientos del miércoles por la noche significan que continúan los riesgos para una transición tranquila de poder, la probabilidad de una recuperación en forma de V ha aumentado".

Según los analistas de Schroders, esta expansión económica reduciría el desempleo y cerraría la brecha de producción más rápidamente, lo que a su vez significaría una mayor presión inflacionaria. En consecuencia, desde la casa de inversión también esperan que la Fed tenga potencial para elevar las tasas antes de lo previsto, y se muestran más optimistas que Goldman Sachs, estiman una subida de tipos en 2023, frente a la previsión anterior de 2024.

Con una mayoría demócrata en el congreso, los expertos de Schroders esperan que los nuevos estímulos fiscales puedan alcanzar otros 900.000 millones de dólares a los ya implementados. Por otro lado también esperan un aumento de los impuestos a las empresas por parte del partido de Joe Biden, lo que mermaría en parte los beneficios de los próximos años.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud