Motor

El Grupo Renault sale de pérdidas tras ganar 354 millones de euros en el primer semestre

  • Incrementa la facturación un 26,8% y las ventas un 18,6% hasta junio

El Grupo Renault ha dejado atrás los 'números rojos' que registró durante 2020 y ha empezado a tener ganancias en sus resultados.

En los seis primeros meses del año, el consorcio automovilístico galo ha logrado un beneficio neto de 354 millones de euros, frente a las históricas pérdidas de 7.292 millones de euros registradas en el mismo periodo del ejercicio anterior.

Por otra parte, la contribución a los resultados de las empresas asociadas es de 160 millones de euros, frente a las pérdidas de 4.892 millones de euros del primer semestre de 2020. El grupo ha recordado que en el primer semestre del año pasado la contribución de Nissan incluía pérdidas de 4.290 millones de euros de depreciaciones de activos y costes de reestructuración.

La facturación del grupo en los seis primeros meses del año alcanzó los 23.357 millones de euros, lo que supone un incremento del 26,8% en tasa interanual, aunque todavía un 16,7% inferior a la cifra de negocio que el consorcio registró en el primer semestre de 2019.

El margen operacional del grupo ha alcanzado en los primeros seis meses del año los 654 millones de euros, frente a las pérdidas de 1.203 millones de euros del mismo periodo del ejercicio anterior. De esta manera, el margen operacional supone un 2,8% sobre la cifra de negocio, es decir, 9,3 puntos más que hace un año.

El director general del Grupo Renault, Luca de Meo, ha explicado que "estos resultados son fruto de nuestro plan estratégico Renaulution centrado en la rentabilidad. Solo marcan el primer paso de nuestra recuperación, que debería acelerarse con la llegada de los nuevos modelos".

Asimismo, la directora financiera del consorcio, Clotilde Delbos, ha apuntado que "hemos superado una etapa importante de la recuperación de nuestro equilibrio financiero, sobre todo con nuestro flujo de caja libre que vuelve a estar próximo al equilibrio en este semestre. Nuestra sólida posición de liquidez nos permite continuar con nuestra recuperación de forma serena".

El Grupo Renault comercializó en el primer semestre un total de 1.422.563 vehículos en todo el mundo, lo que supone un incremento del 18,6% en tasa interanual.

El flujo de caja libre operacional de la actividad de Automóvil ha acabado el semestre en negativo por valor de 70 millones de euros, tras tener en cuenta los pagos dedicados a gastos de reestructuración de 302 millones de euros. No obstante, queda lejos de los 6.375 millones de euros negativos registrados en el mismo periodo del año anterior y de los -716 millones de euros del primer semestre de 2019.

Además, la actividad de Automóvil dispone al cierre del primer semestre del año de unas reservas de liquidez por valor de 16.700 millones de euros. La deuda neta de esta división se ha reducido en 800 millones de euros hasta los 2.700 millones de euros al cierre del primer semestre.

Previsiones

De cara a lo que resta de ejercicio, el Grupo Renault prevé una tasa de margen operacional para el año del mismo orden que en el primer semestre.

Todo ello a pesar de que el consorcio automovilístico galo estima que la escasez mundial de semiconductores podría llevar a una pérdida de producción de 200.000 unidades en el año, así como el incremento del precio de las materias primas.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin