Cataluña

Fluidra traslada su sede social para adaptarse a las nuevas necesidades laborales

  • La compañía del sector de la piscina alquila 4.480 metros cuadrados en Sant Cugat
  • Las nueva dependencias adoptarán el 'smart working' y unificarán departamentos
Edificio del polígono Catalana Parc, en Sant Cugat del Vallès, nueva sede de Fluidra. EE
Barcelona

Fluidra dejará sus oficinas centrales en Sabadell para unificar parte de su plantilla empleada en las áreas corporativa y comercial en una única sede, en Sant Cugat del Vallès, por lo que ha alquilado un edificio de 4.480 metros cuadrados.

La compañía del sector de la piscina y wellness quiere dar respuesta también a las nuevas necesidades laborales implantando en todas las dependencias el modelo híbrido de trabajo smart working, donde los empleados podrán escoger entre distintos tipos de espacios dependiendo de lo que necesiten en cada momento.

La operación formalizada a través de leasing entre Fluidra y el parque empresarial Catalana Parc, propiedad de Catalana Occidente, ha sido gestionada por la consultora inmobiliaria CBRE.

Las nuevas instalaciones potenciarán la imagen corporativa de Fluidra -una compañía de orígen familiar con 50 años de historia en Sabadell-, "a la vez que permitirán simplificar procesos, incrementar la comunicación interpersonal, ser más sostenibles y fomentar el trabajo colaborativo y flexible", según el actual presidente ejecutivo, Eloi Planes.

La sede corporativa

Según Lindy Garber, directora de Advisory, Transaction Services & Investor Leasing de CBRE Barcelona: "Esta operación es prueba de que empresas líderes en sus mercados como Fluidra se están erigiendo como claros ejemplos de adaptación a los nuevos tiempos. Son empresas que apuestan por espacios de trabajo de la máxima calidad, implementando nuevos modelos y diseñando espacios que se adaptan a las necesidades de sus empleados."

Además Garber subraya como "las sedes corporativas nunca van a desaparecer en este nuevo paradigma, las empresas necesitan de espacios físicos tanto para usarlos como lugar de encuentro para sus empleados, sus clientes y todos los stakeholders de la compañía como para transmitir sus valores como empresa y afianzar su imagen corporativa."

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.