Banca y finanzas

El Santander gana 5.241 millones, un 7% más, con el empuje de Europa

  • España recupera su contribución como primer mercado en resultados seguido por Brasil y Reino Unido

Banco Santander obtuvo un beneficio atribuido de 5.241 millones de euros durante el primer semestre del año, cifra un 7% superior al año previo gracias al fuerte crecimiento de los ingresos, especialmente en Europa, que neutralizó el aumento en provisiones en Norteamérica y Sudamérica y el nuevo impuesto (restó 224 millones). Su resultado bate la mejora del 5,80%, hasta 5.178 millones, estimada por el consenso de Bloomberg.

El empuje del negocio en Europa hace que la contribución al resultado de esta geografía suba desde el 31 al 43%, con España en cabeza (gana 1.132 millones) y superando la aportación de Reino Unido, situada en 818 millones. 

En actividad, el grupo aumentó en nueve millones de clientes en los doce últimos meses, hasta los 164 millones, con los depósitos aumentando un 4% y el 13% los ingresos gracias al empuje "en todas las regiones y negocios globales", explicó el banco este miércoles a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

"Avanzamos a buen ritmo en nuestros objetivos de simplificar el negocio y aprovechar nuestras fortalezas globales", expuso la presidenta del grupo, Ana Botín.

"La calidad crediticia sigue sólida y continuamos mejorando la rentabilidad, con un retorno sobre el capital tangible del 14,5% (RoTE), y generamos capital consistentemente y de manera orgánica, cumpliendo con nuestro objetivo de estar por encima del 12%", agregó y subrayó el valor creado para los accionistas. 

El beneficio por acción se elevó un 13%, hasta los 31 céntimos de euro, y generó 6.000 millones entre acciones y valor contable tangible (TNAV) entre enero y junio. 

El grupo avanza en sus objetivos financieros con un ratio de eficiencia del 44,2% y un capital CET1 fully loaded del 12,2%. Para 2023 se había fijado la meta de crecer en ingresos a doble dígito, situar el RoTE por encima del 15%, la eficiencia entre el 44 y 45% y dicho ratio de solvencia por encima del 12%.

En términos de negocio, los recursos de clientes aumentaron un 4% y ascendieron a 1,13 billones, con expansiones del 4% en los depósitos por el aumento de clientes minoristas y en la división de banca de inversión CIB aunque los clientes han continuado usando sus ahorros para amortizar deuda, especialmente hipotecas. El saldo crediticio avanzó un 0,7%, hasta 1,04 billones. 

Con esta evolución y la subida de tipos en las diferentes geografías, mejoró un 13% los ingresos, hasta 28.234 millones, después de recoger un impulso del 15% en el margen de intereses a escala grupo y del 32% en Europa.

En la parte baja la cuenta sufrió un aumento del 11% en los costes por la inflación y del 21% en la partida de dotaciones pese a que el ratio de morosidad se mantuvo estable en el 3,07% por las mayores necesidades en Estados Unidos en la financiación de automóviles y un incremento de los saneamientos en Brasil y Polonia. 

Evolución por mercados

Por geografías, la fortaleza de Europa compensó el mayor esfuerzo en saneamiento en Estados Unidos y Sudamérica. Los negocios en el continente aportaron 2.536 millones al resultado, un 40% más, gracias al "fuerte" crecimiento de los beneficios en España, Reino Unido, Portugal y Polonia según el banco.

El peso o contribución a la cuenta del Viejo Continente escaló así desde el 31 al 43% en doce meses, mientras que el de Norteamérica su contribución se diluye del 26 al 23%, y del 33 al 25% el generado en Latinoamérica. 

Por mercados, en España ganó 1.132 millones, un 74% más, pese al impuestazo, con un aumento del 3% en los depósitos de clientes y una caída del 6% en el crédito. La ganancia de Reino Unido se elevó un 16%, hasta 818 millones, con un decrecimiento a su vez del 4% en el negocio crediticio por la menor demanda y amortizaciones de deuda. 

En Norteamérica, el beneficio atribuido se redujo un 19%, hasta 1.346 millones por el impacto de las mayores dotaciones en Estados Unidos para la financiación de automóviles. En México, en cambio, ganó un 23% más y elevó su cuenta a 760 millones. 

En la región de Sudamérica el beneficio se redujo a su vez un 23%, hasta 1.458 millones, penalizado por menores ganancias en Brasil y Chile, mientras que Argentina, Uruguay, Perú y Colombia mejoraron su resultado. En Brasil ganó 823 millones, un 40% menos, por el aumento de los costes por la inflación y una caída del margen de intereses por el cambio del perfil de negocio a préstamos de mayor calidad. 

Digital Consumer Bank, que integra los negocios de Santander Consumer Finance (SCF) y Openbank, ganó 521 millones, un 7% menos, por el impuestazo y la reducción de ingresos; y la banca de inversión de Santander CIB obtuvo un beneficio atribuido de 1.876 millones, un 28% más. 

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud