Actualidad

Patrullar volando en drones: así es la revolucionaria nave de la Policía Nacional que llega desde China

  • El megadron podrá despegar pronto acudiendo a zonas de difícil acceso
  • Fue cedido hace un año por la empresa asiática eHang, líder en esta materia
  • Con capacidad para dos agentes, se manejará a distancia por pilotos especializados
Madrid

La movilidad aérea por ciudades está más cerca de lo imaginado. Así lo ha demostrado la Policía Nacional, al presentar su primer vehículo aéreo autónomo que comenzará a usar más pronto que tarde en misiones especiales. A falta del permiso de vuelo de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea, esta nueva nave tiene capacidad para dos agentes, pesa 600 kilogramos y permitirá llegar a rincones remotos.

Megadron. Bajo este apelativo ha dado a conocer la Policía a su último 'juguete' en el aeródromo de Cuatro Vientos. Una nave que llegó en plena pandemia procedente de China, tras la solicitud del Ministerio del Interior, y que situará al cuerpo en lo más alto de innovación europea en materia de drones.

Ideado por la empresa asiática eHang, que ya transporta sus primeros pasajeros en China, esta compañía es líder en la creación de este tipo de vehículo autónomos como muestra su modelo 216 o el hecho de cotizar en el índice Nasdaq de Nueva York.

Se podría usar en operaciones de rastreo de droga, para buscar a personas desaparecidas o para evaluar daños en edificios destruidos

La nave, que se encuentra en fase de pruebas a falta de los últimos permisos para poder despegar, es muy útil para llegar a los rincones donde los helicópteros no pueden acceder. Por ello, el cuerpo ya está formando a futuros pilotos, mientras determina en qué tipo de misiones podrá usar el megadron.

"Nos interesa su metodología. Cómo hacer desde el minuto cero hasta que aterrice, cuál es el proceso para volar este tipo de aeronaves", ha comentado el cuerpo en la presentación de Cuatro Vientos. Para ello, ya se ha desvelado que servirá de gran ayuda en el acceso a zonas contaminadas NRBQ (Defensa Nuclear, Radiológica, Biológica y Química).

La nave tiene sensores que facilitan un aterrizaje suave y seguro

Con 600 kg de peso, el eHang 216 tiene capacidad para dos personas, se maneja a distancia y va equipado con un sensor radioeléctrico con sensibilidad centimétrica, lo que le permite aterrizar de forma muy suave así como no permite que las puertas se abran hasta que los motores no estén totalmente parados. 

La llegada de una nueva generación en la movilidad a la Policía Nacional y un complemento perfecto para las tareas de investigación, donde hay más de 100 agentes especializados en drones. El megadron que permitirá patrullar desde el aire, situando al cuerpo a la vanguardia de la tecnología europea.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin