Actualidad

Nestlé, Frigo o marcas blancas, ¿cuál es el mejor (y cuál el peor) helado infantil según la OCU?

  • En general, todos los helados destacan por su alto contenido en azúcar
  • Los aditivos son uno de los ingredientes más abundantes en productos infantiles
Foto: Dreamstime.
Madrid

Si un alimento por excelencia corresponde al verano ese son los helados. Aunque cada vez más consumidos fuera de la temporada estival, es con la llegada de las altas temperaturas cuando estos productos se ven más por las calles... y sobre todo en niños. Por ello, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha realizado un análisis de los más saludables así como de sus propiedades.

¿Pueden ser los helados saludables? Una eterna cuestión que siempre induce hacia la cuestión de que un consumo muy abundante de estos puede ser perjudicial para el organismo humano. Sin embargo, según el tipo de helado (de agua, de leche, sándwich...) existen muchas diferencias nutricionales.

Esa es la cuestión a la que ha llegado la OCU, al investigar sobre los 50 más consumidos por el público infantil donde destacan marcas tradicionales y firmas propias de supermercado. Unos helados, que cada vez son más respetuosos con el consumidor pues así se demanda a las compañías y viene solicitándose por los organismos gubernamentales. 

Todo ello lleva a la consideración de que, según la clasificación Nutriscore en la que muchas veces se basa la OCU para determinar si un producto es bueno o malo, abunda la clasificación C (ni muy mala ni muy buena). Esta es la letra otorgada a la mayoría de los helados destinados para niños, aunque también hay dos B (la segunda mejor) y tres E (la peor).

Los polos Pirulo, los mejor valorados por la OCU

En primer lugar, son los polos, o helados de agua, los que destacan por ser los más saludables. Aunque el nivel de azúcar y aditivos es similar a los de otros tipos, estos tienen menos calorías y grasas ya que uno de sus ingredientes esenciales es el hielo. Así, el Pirulo Cool Fresa y el Pirulo Tropical Mini, ambos de Nestlé, son los dos que la institución reconoce como los mejores.

Por su parte y en el lado contrario, el Choco Clack, el Oreo Stick Sandwich, los dos de Nestlé, y el Kinder Bueno Ice Cream Bar, de la propia compañía alemana especializada en chocolatinas, son los que peor valoración obtienen. Esto se debe en parte a su alto contenido en azúcares y a que llevan muchos aditivos.

La OCU pone en duda por qué se usa el nombre completo de los aditivos y no su abreviación científica

Un último ingrediente que abunda en los helados infantiles, por el color y sabor que dan para ser más atractivos para los niños. De esta forma lo denuncia la OCU, destacando que los colorantes, emulsionantes y estabilizantes se indican en las etiquetas, en la mayoría de veces, con su nombre completo en vez de con el código de la E más tres dígitos.

Algo que la OCU pone en cuestión y se pregunta si se hace para confundir al consumidor y hacer que estos ingredientes pasen desapercibidos, puesto que su nombre es muy complejo y muy difícil de conocer para el usuario medio de qué se trata. De cualquier forma, la institución anima a un consumo moderado de todos estos helados y a investigar siempre qué aporte energético conlleva, sobre todo en un público tan sensible como el infantil.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin