Comunidad Valenciana

El comercio valenciano estima que ya ha cerrado el 15% de las tiendas

Valencia

La patronal del comercio valenciano estima que un 15% del pequeño comercio de la región ya ha tenido que bajar la persiana de forma definitiva, según ha asegurado Rafael Torres, presidente de Confecomerç CV, en una jornada organizada por el Colegio de Economistas de Valencia.

Según Torres, el sector del comercio valenciano que genera un volumen de negocio anual de 24.000 millones de euros , redujo sus ventas un 40% de media el año pasado por el confinamiento y la crisis sanitaria.

El presidente de Confecomerç destacó que esa caída había sido muy desigual, porque mientras había sectores que se habían comportado mejor, como la alimentación, frente a otros más afectados como el textil.

Un descenso de las ventas que incluso ha sido más acentuado en algunos sectores en los primeros meses del año por las nuevas restricciones, según Torres, que estimó entre el 60% y el 80% en algunos subsectores.

El presidente de la patronal del comercio apuntó que si se mantiene esta situación los cierres podrían llegar a afectar a entre el 20% y el 25% del sector valenciano. "Las ayudas existentes de los ayuntamientos son poco cuantiosas y el comercio no está incluido en el Plan Resistir. Ahora se está decidiendo si nos incluyen en las nuevas ayudas", apunta.

Turismo

El Colegio de Economistas de Valencia (COEV) organizó una mesa redonda bajo el título de "Los retos de futuro de la economía post Covid-19" en que también se hizo balance de la incidencia de la pandemia en el sector turístico, que según Antonio Bernabé, Director de Visit Valencia, supone ingresos de 4.000 millones al año y cerca de 40.000 empleos solo para la ciudad de Valencia.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.