Transportes y Turismo

El AVE de Arabia Saudí supera al Madrid-Barcelona como el primer corredor de Renfe

Trenes de alta velocidad que prestan servicio en la ruta Medina-La Meca.

Llegó el sorpasso. La línea de alta velocidad que une las dos ciudades santas de Arabia Saudí, Medina y La Meca, se ha convertido ya la ruta con más viajeros bajo la gestión de Renfe, sumida en un proceso de internacionalización de su actividad. Supera a la línea que sigue siendo 'la gallina de los huevos de oro' del ferrocarril español, el trayecto entre Madrid y Barcelona, pero donde el operador público ha visto cómo la llegada de otros competidores extranjeros (Ouigo e Iryo) le ha robado un importante trozo de tarta que se ha traducido en una caída de su rentabilidad.

Así lo confirmó recientemente el presidente de Renfe en un desayuno empresarial, en el que aseguró que "el principal corredor de alta velocidad gestionado por Renfe no es Madrid-Barcelona" en favor del Haramain: "El AVE Medina-La Meca muestra datos muy contundentes a nivel de operación. En marzo tuvimos 851.250 viajeros con una puntualidad del 97%", una cifra que supone el máximo mensual transportado en esta línea desde su inauguración en 2018.

La ruta arábiga se beneficia de la estacionalidad de las dos grandes peregrinaciones religiosas (hach y umrah) y el Ramadán. Este período, celebrado entre el 11 de marzo y el 13 de abril, movilizó a más de un millón de viajeros (1.090.000 concretamente), mejorando en un 17% las cifras del año previo —cuando movió a 927.000 viajeros— y rompiendo a la vez su propio récord de tránsitos.

Blanco resaltó la dificultad de prestar estos servicios, "con una operativa compleja, adaptándonos a los horarios ya que hay circulaciones nocturnas y que se hacen en la banda de mantenimiento de la infraestructura". En esos 32 días, el consorcio en el que se integra Renfe programó 3.163 frecuencias, un 41% por encima de la oferta habitual, al pasar de 66 a 93 servicios diarios. La puntualidad media se situó en el 97,4%.

Renfe pierde peso en el gran corredor español

De su lado, los servicios de Renfe en la línea Madrid-Barcelona registraron 7,64 millones de viajeros durante todo el año 2023, una media de 636.800 al mes, sin que se hayan publicado todavía datos del presente ejercicio. El perfil típico del usuario de esta ruta es el que viaja por negocios, por lo que sus oscilaciones en función del momento del año son mucho menores que en la línea de Arabia. Bastante por detrás de ambas se quedan los corredores de Andalucía (3,16 millones a Málaga y 2,92 millones a Sevilla) y Levante (2,67 millones a Valencia y 2,29 millones a Alicante).

Además, la operadora española presta el servicio en competencia con Ouigo e Iryo, que en los últimos tres años se han hecho con una importante cuota de mercado pese a tener menos frecuencias. En concreto, y según datos de la CNMC, la compañía italoespañola superó los 3 millones de viajeros y la francesa se quedó cerca, con 2,81 millones.

El negocio de Renfe en España se complica ante un escenario cada vez más competido, algo lógico al pasar de un monopolio a un escenario de cada vez mayor competencia —a falta de que se produzca la segunda apertura de rutas hacia Galicia, Asturias y el Mediterráneo—. Pero la empresa estatal no se rinde: la llegada de nuevos trenes de la serie 106 irá asociada a un aumento de oferta con el que contrarrestar el avance de sus competidores, también en la ruta Madrid-Cataluña con más servicios de bajo coste Avlo.

Al mismo tiempo, la corporación pública está volcando sus esfuerzos en expandirse por el mundo, tratando de equilibrar las cuentas al mismo tiempo que se exporta la 'marca España' vinculada a su producto de mayor calidad, el AVE. Su presidente enmarcó estos hechos en que la compañía "está haciendo el camino que hicieron otras grandes corporaciones españolas desde los años noventa".

A la espera de concretarse esta expansión, la línea Medina-La Meca, que opera en consorcio con otros socios españoles encargados del mantenimiento de las vías (ADIF, Indra, Talgo, Invensys, Imathia, Copasa, Cobra e Inabensa), ha pasado a ser la niña bonita de la empresa pública, tras unos primeros años convulsos por obras e incidencias.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud