Tecnología

Lo nuevo de Razer son auriculares y mandos para las consolas Xbox y PlayStation

  • Los nuevos auriculares están disponibles con una variedad de colores
  • También ha lanzado una base de carga para mandos

Razer ha presentado cuatro nuevos dispositivos, con versiones para las consolas de Microsoft y Sony, adaptadas tanto en colores como en funcionalidades.

Para empezar, los Kaira X son unos nuevos auriculares gaming de bajo coste, pero que cuentan con las funcionalidades básicas que buscan los jugadores. Pese a costar sólo 69,99 euros, cuentan con los mismos 'drivers' de 50 mm Razer TriForce de modelos más caros, con el objetivo de obtener un sonido de gran calidad, agudos nítidos y graves "retumbantes", según Razer.

El micrófono es vital para unos buenos cascos gaming, y el Kaira X cuenta con el Razer HyperClear, un micrófono flexible montado en el propio auricular que incluye tecnología de captación de sonido para que sólo se registre la voz.

El dispositivo en sí se conecta por minijack de 3.5 mm, y por lo tanto no sólo es compatible con las consolas, sino también con el PC y algunos dispositivos móviles. Cuenta con dos versiones, uno para Xbox y otro para PlayStation, pero en realidad son idénticas; la principal diferencia son los colores usados.

En el Kaira X para Xbox, podemos conseguirlo en blanco y negro, como la Xbox Series S y la Xbox Series X, respectivamente; pero además, podemos conseguirlo en los colores de los mandos oficiales de Microsoft: Shock Blue, Pulse Red y Electric Volt. Kaira X para PlayStation, por su parte, tiene un esquema de color inspirado en el mando DualSense de la PlayStation 5. Todos están disponibles a partir del 23 de septiembre.

Si tienes una consola Xbox, la nueva base de carga rápida puede ser interesante; es capaz de cargar todos los mandos recientes de Microsoft, lanzados con sus últimas consolas: Xbox Series X|S, Xbox One y Xbox Elite Series 1. Para unirse al mando, usa un sistema de acoplamiento magnético, lo que permite activar la carga rápida. Está disponible en seis de los colores de los mandos de Xbox: Carbon Black, Shock Blue, Robot White, Pulse Red y Electric Volt. Además, las tiendas de Microsoft tendrán una edición especial Aqua Shift (sólo en EEUU por ahora). La base de carga Razer está disponible a partir del 23 de septiembre, a un precio de 59,99 euros.

Por último, Razer ha presentado ediciones en blanco de algunos de sus dispositivos más populares para Xbox: el mando de control Wolverine V2 y los auriculares Kaira y Kaira Pro. Ambos auriculares son muy parecidos a los Kaira X para las consolas, y ambos tienen conectividad Xbox Wireless para conseguir el menor retardo posible en los juegos; la diferencia es que el Kaira Pro, además, tiene Bluetooth 5.0 para conectarlo a más dispositivos. Ambos tienen almohadillas de espuma viscoelástica para una mayor comodidad, y usan 'drivers' Razer TriForce Titanium de 50 mm para conseguir un mejor sonido. El Razer Kaira Xbox White Edition costará 109,99 euros, y el Razer Kaira Pro Xbox White Edition, 159,99 euros.

Por su parte, el Wolverine V2 White Edition es igual que el mando anunciado por Razer este mismo mes y, por lo tanto, destaca por sus botones 'meca-táctiles' y las palancas reasignables que ofrecen una mayor flexibilidad dependiendo del juego o nuestro estilo. Costará 119,99 euros.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.