Saludable

Comer bien y cuidar cuerpo y mente, pilares de la salud

  • Llevar una vida sedentaria causa en Europa el doble de muertes al año que la obesidad
Niño pasea en bicicleta acompañado de su padre

El Instituto Tomás Pascual Sanz (ITPS) acaba de celebrar su 13 años de vida y lo ha conmemorado en un acto en el que ha abordado los factores que influyen en nuestros hábitos encaminados a alcanzar una salud óptima. Un encuentro en el que, además de presentar un estudio en el que identifica los agentes y factores de conducta que hacen que gocemos de una salud integral, contó con la participación del médico-cirujano y divulgador Mario Alonso Puig, así como con representantes de diferentes sectores e instituciones de la sociedad, quienes "exploraron el ecosistema" de los hábitos saludables en nuestro país. En este foro se analizaron los pilares que hacen de la salud un concepto transversal. A saber: la nutrición, la salud física y la salud emocional.

El Instituto, que desde su fundación mantiene un firme compromiso por analizar la salud desde una perspectiva global, explorando todas las variables que influyen en ella y analizando las tendencias presentes y futuras, ha realizado y presentado en Madrid un estudio sobre hábitos saludables en el que analiza medio millón de publicaciones de 155.000 usuarios españoles de redes sociales. En él se pone de relieve que la preocupación social sobre la salud gira de manera paralela en torno a la buena alimentación, la actividad física y el cuidado de la mente. De este modo, la investigación determina que existe una íntima relación entre los tres ejes en la conversación general sobre salud que tiene lugar en la redes sociales, lo que hace que, en torno a este concepto, se genere todo un ecosistema en el que conviven con igual importancia temas como consejos sobre alimentación, recetas saludables, tutoriales de ejercicio, rutinas de entrenamiento, mensajes sobre automotivación o técnicas de relajación para ayudar a cuidar la salud interior.

"Nuestra salud, bienestar y felicidad dependen en gran medida del cuidado que tengamos de nuestro cuerpo, de nuestra mente y de nuestra alma". Mario Alonso Puig

Así, según el estudio del ITPS, si bien el pilar de la nutrición y la alimentación saludable se mantiene como uno de los grandes temas de conversación en torno a la salud, el ejercicio físico y la salud mental y emocional se perfilan como dos pilares de igual importancia para alcanzar un salud completa. Solo todo ello junto y de forma indisoluble permiten alcanzar una elevada calidad de vida. Esta realidad presentada por el ITPS la avala también un estudio que acometió la Universidad de Cambridge que se publicó en el American Journal of Clinical Nutrition. En él, se concluye que el sedentarismo está relacionado con el doble de muertes que la obesidad en Europa. Esto es así hasta el extremo de que una vida sedentaria es la responsable directa de 676.000 muertes al año en el continente frente las 337.000 causadas por un exceso de peso. A tenor de estos resultados, los investigadores hacen un llamamiento para que se tome la actividad física como un elemento tan importante o más que la alimentación saludable, una vez vistos los efectos negativos que tiene para la salud no hacer ejercicio de forma regular. Con todo ello, el Instituto Tomás Pascual Sanz, comprometido desde su origen en aportar valor al ser humano, así como en el bienestar de la personas y en la cultura de la calidad, ha puesto este año el foco en explorar los hábitos saludables como un concepto multipolar sustentado en los factores ya referidos de nutrición, salud física y emocional, en los que influyen la industria alimentaria, las administraciones y el sistema educativo.

Hacia la salud total

Durante su intervención, Mario Alonso Puig, reconocido médico especializado en cirugía general y del aparato digestivo, escritor y conferenciante especializado en temas de contenido filosófico y  psicológico, ofreció una charla magistral en la que abordó el factor de la salud emocional como pieza clave en el contexto general de salud. Lo hizo refiriéndose a las características y analizando los factores que intervienen en su consecución. 

Según el médico, las dimensiones física, mental y anímica de una persona son tres realidades que se pueden distinguir, pero no se pueden separar. "Nuestra salud, bienestar y felicidad dependen en gran medida del cuidado que tengamos de nuestro cuerpo, de nuestra mente y de nuestra alma. En este sentido, los descubrimientos que se están haciendo sobre la relación entre pensamientos, sentimientos y emociones resultan cada vez más sorprendentes y relevantes". Alonso Puig añadió "que muchas veces no somos conscientes de la manera en la que los procesos mentales afectan a nuestro cerebro, a nuestro cuerpo en su conjunto y a las relaciones que establecemos con los demás. La neurociencia afectiva, la neurociencia contemplativa y la psicología positiva nos dan muchas claves para conocernos mejor, comprendernos más, y así poder superarnos. Se abre así un camino para que nuestra vida sea más sana, próspera y feliz". 

Tras la intervención de Mario Alonso Puig, representantes de los diferentes agentes sociales que intervienen en el fomento dos hábitos de vida saludables tomaron la palabra en una mesa redonda modera por Jorge Alcalde, director de la revista Quo. 

Durante el coloquio José María Antón, viceconsejero de Humanización Sanitaria de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid señaló que "seguramente hoy comemos mejor que ayer, pero espero que comamos peor que mañana" y que se ha avanzado mucho en este sentido. "Ahora las nuevas generaciones son especialmente sensibles a lo importante que son unos hábitos de vida saludables. Pero creo que existe mucho margen de mejora, porque esta mejora no es igual en todas las capas sociales o regiones. Hay que seguir avanzando, informando y dando facilidades para que a la gente le resulte más fácil comer sano".

Antón concluyó que la consecución de este fin no es solo responsabilidad solo de la administración "aunque sí debe ser quien lo lidere", sino que necesita de la complicidad de la industria alimentaria.

En su turno de palabra, Nancy Bobio, profesora agregada y vicedecana responsable del Grado en Nutrición Humana y Dietética de la Universitat Rovira i Vigili, ahondó en la importancia que la nutrición tiene en la etapa infantil, "donde hay una alta prevalencia de obesidad", así como entre las personas mayores. "España es el país europeo que más esperanza de vida tiene; el segundo a nivel mundial tras Japón".

No obstante, recordó que si persiste la obesidad infantil, veremos en los niños enfermedades propias de los adultos, como hipertensión arterial, que se están anticipando treinta años, con el coste social y económico que esto va a implicar. En cuanto a la población adulta, la profesora advirtió de que si bien vamos a vivir más años, lo haremos con más enfermedades crónicas. "Por tanto una buena alimentación es fundamental para vivir muchos años y vivir bien".

Mauricio García de Quevedo de Fiab (Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas), recalcó que la idea de "que nunca jamás en España ha habido tanta seguridad alimentaria, tanta variedad de productos disponibles con vigilancia". García de Quevedo puso en valor las acciones tomadas por la industria en materia de hábitos saludables, resaltando en firme compromiso de esta con el ecosistema de la salud.

Enfoque multifactorial

Respecto a la situación actual, abogó por "abordar la salud como el sistema multifactorial y complejo que es, huyendo de las soluciones simplistas". A su modo de ver "es de vital importancia garantizar la correcta información a los consumidores en un momento de prevalencia de la desinformación".

En su turno de palabra, Fernando Móner, presidente de Cecu (Confederación Española de Consumidores y Usuarios) comentó que "estamos en un momento en el que la seguridad alimentaria ha llegado a niveles que nunca antes había alcanzado y, aun así, la información falsa en torno a la alimentación es también mayor que nunca", lo que, en su opinión conlleva que siga habiendo enfermedades relacionadas con malos hábitos alimenticios, como las coronarias, y problemas de obesidad.

Actividad física es igual a salud

Por su parte, Jaime Lissavetzky, presidente de la fundación España Activa, subrayó la importancia de la actividad física por temas de salud. "Merece la pena cumplir la ecuación de actividad física es igual a salud, y saber que el sedendarismo está asociado con una treintena de enfermedades de todo tipo: respiratorias, cardiovasculares, cánceres de mama, obesidad, osteoporosis, etc.

Finalmente, Miguel Ángel Velázquez, director del Civsem (Centro de Investigación en Valores) centro su intervención en es aspecto psicológico dentro de los hábitos de vida saludables al decir que "además de pensar en cómo nos alimentamos, tenemos que pensar en cómo nos alimentamos también en el aspecto psicológico desde el pensamiento, desde el lenguaje. ¿Cuáles son los mensajes que nos estamos dando a nosotros mismos?", se preguntó. Velázquez.

Destacó también la importancia que reviste compartir la comidas en familia como un momento en el que poder sentarse y conversar. "Con ello estamos creando un momento de pertenencia y afianzado algo que nos hace partícipes de esa familia".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0