Salud

Almirall venderá su fármaco estrella en España tras convencer a Sanidad

  • La firma prevé alcanzar una facturación de 450 millones en su pico de ventas
Extracto del acta de la última Comisión de Precios de los Medicamentos. Grafismo: Castellar Saturio
Madridicon-related

Almirall venderá en España su promesa terapéutica para la dermatitis atópica, Ebglyss. La farmacéutica catalana ha convencido al Ministerio de Sanidad, quien financiará el fármaco. Así consta en el acta de la reunión de la Comisión de Precios a la que ha tenido acceso este periódico (ver imagen adjunta). Con la conquista de este mercado, la firma de los Gallardo ya ha llegado a tres países (anteriormente el medicamento consiguió vía libre en Alemania y Noruega) y las previsiones de facturación del tratamiento en su pico de madurez es de 450 millones de euros, más de la mitad de los ingresos globales de la compañía en 2023 (894,5 millones).

Ebglyss ha sido una de las apuestas más arriesgadas de Almirall en los últimos años. El medicamento no llegó de la mano de la investigación interna de la compañía sino que vino vía adquisición. El fármaco le ha costado a la firma 200 millones de dólares. De ese montante, se realizó un pago inicial de 30 millones por la preferencia en la opción de compra, a la que siguió una transferencia de 50 millones por ejercitar dicha opción. A partir de ahí, se condicionó el pago de 115 millones ligados al éxito en los ensayos clínicos, al hito de aprobación regulatoria y a las primeras ventas.

Si bien el medicamento ya cuenta con el visto bueno de Sanidad, falta por conocer el precio. Los rivales que tendrá Almirall en el mercado, Sanofi y Pfizer, ya consiguieron la autorización del departamento de Mónica García hace un año. El tratamiento de la americana vale 960,4 euros, mientras que el de la multinacional francesa 1.210 euros.

Una de las posibilidades que se manejan es que Almirall obtenga un precio inferior a los citados para poder ganar cuota de mercado y paliar los meses de retraso respecto a estos medicamentos. Se trata de una opción que además motivaría la celeridad de Sanidad en aprobar el fármaco. Y es que en un país que tarda de media casi dos años en aprobar nuevos tratamientos, el de la farmacéutica catalana ha tardado solo nueve meses en conseguir financiación.

La aprobación del medicamento en España no entraba siquiera en los planes que manejaba la propia Almirall. La compañía explicó en la presentación de sus últimos resultados financieros que su prioridad era Reino Unido y que, posteriormente, se abordaría nuestro país, algo que no esperaban para antes de finales de este año o principios de 2025.

Más gasto por el lanzamiento

Los resultados del primer trimestre de Almirall mostraron un descenso del beneficio motivado por el gasto extra que se había realizado en labores comerciales con el tratamiento dermatológico. "Estamos aumentando la plantilla para soportar el lanzamiento de Ebglyss en Alemania" , indicó entonces el responsable de relaciones con inversores, Pablo Divasson del Fraile, a elEconomista.es. Ahora, la firma también tendrá que hacer un esfuerzo extra para adentrarse en España.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud