Salud

Margarita Alfonsel: "Con un IVA reducido al producto sanitario se ahorrarían 1.000 millones"

  • "El 85% de los productos de las empresas de nuestro sector está al 21% de IVA"
Margarita Alfonsel. Foto: Nacho Martín

La secretaria general de Fenin, la patronal de productos tecnológicos sanitarios, atiende a este medio para explicar cómo se está desarrollando el Plan Inveat y cómo van las negociaciones para reducir el IVA de estos equipos, que en España soportan el 21% en su amplia mayoría.

Hace unos meses que se comenzó la tarea de renovación del parque tecnológico de los hospitales a través del Plan Inveat. ¿Cómo va?

Sigue el desarrollo que está previsto. Es un plan de inversión en alta tecnología, pero realmente es un plan de renovación tecnológica. Hay una parte en la que sí se realizan adquisiciones de innovaciones tecnológicas, pero mayoritariamente es un plan de renovación. Se han ido produciendo concursos públicos, hay destinado en total 796 millones de euros y son 851 equipos que van a ser instalados en las comunidades autónomas. Hay una alta satisfacción en el sector y es fruto de un gran esfuerzo por nuestra parte, porque llevamos realizados cuatro informes, el último de 2020, donde actualizamos el parque tecnológico e identificamos dónde es necesario actualizarlo. A este plan, también le digo, le debería seguir otro que tuviera en cuenta a otras familias tecnológicas.

¿Cuál es la situación de los equipos en general?

Más del 60% de los equipos instalados tiene más de 10 años. Todo lo que incorpora el Plan Inveat se va a renovar, pero es cierto que hay muchas familias tecnológicas que no se van a renovar y los equipos que tengan ahora seis años, ¿qué va a pasar dentro de cuatro?¿Y los que ahora no se están renovando? Nosotros estamos trabajando para que después de Inveat haya otro plan, más o menos de la misma cuantía, para poder renovar el resto de equipos que no están en Inveat.

"Los países podrán elegir el tipo de IVA que le ponen a la tecnología sanitaria"

En el sector se ha transmitido en algún momento temor por que los equipos que se están adquiriendo deben estar en pleno funcionamiento antes de una auditoría europea, que será en septiembre de 2023. Para ello, hay veces que hay que hacer obras, trámites administrativos... ¿Será un problema?

Hay que ser realistas. Puede haber problemas, pero creo que hay capacidades para que todo esté funcionando en la fecha oportuna. Es verdad que para muchos de los equipos hay que emplomar paredes, habilitar espacios con determinadas características, el Consejo de Seguridad Nuclear debe dar los oportunos certificados para que los equipos puedan estar operativos. Tenemos que ser optimistas y creo que todos estamos haciendo esfuerzos.

En cierta medida, trasmite el mismo temor...

Yo diría cierta incertidumbre. Pero quiero dar un mensaje positivo porque estamos trabajando sin descanso y muy bien. Hemos hablado con la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios y su directora nos dijo que ya había tenido contactos con el Consejo de Seguridad Nuclear para poder agilizar los permisos.

Ahora que menciona a la Agencia, en pandemia os preocupaba que a raíz de cambios normativos europeos, el ente no estuviese preparado para ser un organismo notificado. ¿Cómo está este tema?

Ahora se ha creado un comité técnico para la acreditación de la tecnología sanitaria, del que formamos parte porque la Agencia estima que somos unos socios rigurosos. Vamos avanzando, pero con dificultades, porque ya entraron en vigor los dos últimos reglamentos y eso lleva aparejado una revalidación de la Agencia para ser organismo notificado. Conseguirlo es necesario para nuestros fabricantes.

"El 60% de los equipos que están en los centros sanitarios tiene más de diez años de antigüedad"

Pasemos a otro de los caballos de batalla: el IVA. ¿Cuál es su petición para sus productos?

Pedimos una reducción del tipo impositivo a toda la tecnología sanitaria hacia un IVA reducido. El IVA general del 21% afecta al 85% de los productos de nuestro sector. Tenemos el 10% para algunos productos como los implantes clínicos, las prótesis... Y luego tenemos el superreducido para un grupo de productos muy pequeño dirigido a personas con discapacidad y siempre que dicha discapacidad sea superior al 33%. Este es nuestro punto de partida. El 7 de diciembre de 2021 el Consejo de Asuntos Económicos y Financieros de la Unión Europea (Ecofin) aprobó la reforma de la Directiva del IVA por unanimidad. Ahora, se va a permitir que los Estados miembros, en su territorio, decidan el tipo impositivo a determinados productos entre los que se encuentra la tecnología sanitaria. No pedimos que sea un 10% concretamente, porque si se mira al resto de países de la Unión Europea, el tipo reducido en unos es del 5%, en otros del 6%, el 7%...

La decisión del Ecofin debe ser ratificada por el Parlamento Europeo. ¿Ya se ha hecho?

Tiene que pasar por el Parlamento Europeo, pero es un trámite porque es una decisión ya inamovible. Falta ese paso para la publicación en el Boletín Oficial. Se había dicho que se iba a ratificar en el primer cuatrimestre de este año y aún no ha ocurrido, pero creo que habrá información en breve. La semana que viene organizamos un encuentro en Barcelona donde se va a hablar de este tema con representantes europeos sobre este asunto.

¿Están trabajando entonces ya con Hacienda para reducir el IVA?

Nosotros estamos trabajando internamente para presentarle a la ministra de Hacienda el documento que recoge el planteamiento del sector que creemos que es muy sólido. También creemos que como la ministra de Hacienda participó en el Ecofin tendrán también trabajos realizados.

¿Qué se ganaría con la reducción del IVA?

Las exenciones de IVA se hacen para facilitar la disponibilidad de productos. Un porcentaje alto de nuestro sector está relacionado con la Administración Pública porque las comunidades son las que compran. Uno de nuestros argumentos es que un IVA reducido permitiría mayor capacidad de compra por parte de las comunidades autónomas. Esto ya lo hemos compartido con nuevos consejeros de sanidad, de diferentes colores políticos. Todos están de acuerdo porque tendrían mayor facilidad financiera. Hemos hecho un cálculo y se liberarían unos 1.000 millones de euros.

Con la reducción del IVA que proponen se podría hacer otro plan Inveat para actualizar los equipos que ahora no les toque...

Efectivamente. Se podría hacer un nuevo plan de renovación tecnológica de los equipos que se quedarán fuera del Plan Inveat. Comparto tu reflexión y es uno de los argumentos que también le llevaremos a la ministra de Hacienda. Hay que tener en cuenta que somos de los peores países de Europa, es muy duro. Cuando analizas el tema del IVA te das cuenta de que los países de nuestro entorno, Francia, Italia, Alemania, Bélgica, Reino Unido, tienen un IVA reducido menor del 10% y luego afectan a una mayor cantidad de productos que en nuestro país, sobre todo en lo que se refiere a crónicos y discapacitados. Luego, cuando hablas de obsolescencia, igual, somos de los peores países de Europa. Una mayor atención al sector creo que sería bueno.

Históricamente, su sector se ha enfrentado a un retraso por parte de las comunidades autónomas en el pago de las facturas. ¿Se ha agravado con la pandemia?

No. El Plan de Pago a Proveedores aportó 6.000 millones a nuestro sector empresarial y a partir de ese momento hemos tenido una contención de la situación de pagos. En cualquier caso, ahora mismo es un tema que nos ocupa, porque aún no se cumple la ley de pago a proveedores, pero también es verdad que estamos en unos entornos que nos ocupan pero no preocupan.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin