Retail

El sector del huevo responde a Europa: "No hay un mayor riesgo de salmonelosis y los controles funcionan"

  • Improvo dice que los brotes fueron entre 2019 y 2021
  • Admite que afecta a granjas españolas

La investigación por salmonelosis en la Unión Europea ha puesto en alerta máxima al sector del huevo en España. Inprovo, la organización interprofesional del huevo, niega que haya ningún tipo de problema con el producto e insiste en que se trata de un problema que está ya bajo control. "No se trata de una alerta sobre casos actuales. La publicación de estos datos no implica que haya un aumento del riesgo, sino que al aumentar el control y mejorar las técnicas de identificación de las cepas, disponemos de datos más precisos sobre los brotes y su epidemiología".

Inprovo mantiene que "el estudio publicado refleja el resultado de una investigación epidemiológica realizada sobre varios brotes de salmonelosis detectados en países de la UE en 2019, 2020 y 2021, que se reparte de forma desigual en seis países". en Francia se han contabilizado 216 casos, en España 22, mientras que en Países Bajos y Reino Unido se han registrado una 12 en cada país, 7 en Noruega y 3 en Dinamarca.

Brotes

Aunque admite que "dichos brotes se relacionan con una cepa que parece estar presente en algunas granjas españolas", la patronal del sector asegura que "el seguimiento realizado por parte de las autoridades sanitarias pretende llegar a controlar el riesgo que supone esta cepa concreta causante de las toxiinfecciones". Además, recuerda que en España y la UE se aplican las medidas previstas para la prevención, vigilancia y control de los patógenos que suponen riesgos para la seguridad alimentaria.

Salmonela

La salmonela es un riesgo que nos preocupa y sobre el que no bajamos la guardia, porque es un microorganismo ubicuo que hay que impedir que entre en la cadena alimentaria. Las normas establecidas en la UE para controlar la salmonela incluyen medidas de vigilancia y control muy estrictas en el sector avícola desde 2006.

"La prevalencia de salmonela en gallinas se controla desde 2005 y las gallinas ponedoras se vacunan obligatoriamente para evitar la presencia de salmonela en las granjas. Todos los productores aplican buenas prácticas en las granjas para garantizar el máximo nivel de higiene, y obligatoriamente muestrean cada 14 semanas todas las aves para detectar cualquier contaminación por salmonela", insiste Improvo.

Controles

Es lo mismo que ocurre también, según dice, en las industrias del sector, centros de embalaje y fábricas de ovoproductos, que aplican sistemas de autocontrol basados en el APPCC (análisis de peligros y puntos de control críticos), que imponen controles y medidas de corrección ante cualquier riesgo alimentario.

Por su parte, tanto las autoridades europeas como las de nuestro país realizan inspecciones y controles frecuentes en las granjas, fábricas de piensos, industrias alimentarias, comercializadores y demás eslabones de la cadena. "Ello permite dar las garantías al consumidor sobre el sistema de producción y la seguridad alimentaria de los huevos comercializados", según Inprovo.

Los productores recuerdan que las autoridades españolas han trabajado conjuntamente a lo largo de años con el sector del huevo y sus productos para garantizar la seguridad alimentaria, en línea con la normativa de la UE sobre control de zoonosis. La patronal concluye que "España cumple desde hace años los objetivos europeos de reducción de salmonelosis en producción de huevos y el sector seguirá colaborando con las autoridades competentes (en referencia al Ministerio de Agricultura, Aesan y las comunidades autónomas) para mejorar aún más la seguridad de nuestras producciones".

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin