Retail

Las carnes vegetales toman los lineales españoles

Se puede decir que la carne vegetal está en bocas de todo el mundo, y no solo de manera figurada. Los datos así lo avalan. El valor del mercado plant-based en España aumentó un 48 % entre octubre de 2018 y octubre de 2020, llegando a situarse en los 448 millones de euros, según el estudio publicado por el proyecto europeo Smart Protein.

Cifras nada desdeñables y a la par de la tendencia europea. El sector plant-based en Europa creció un 49%, según el estudio de Smart Protein, basado en datos de la consultora Nielsen, lo que se traduce en un valor total de ventas de 3.600 millones de euros a fecha de octubre de 2020.

Pues bien, si hablamos de las carnes vegetales en concreto, el valor de mercado en España, dentro del mismo periodo de tiempo, creció un 31%, hasta situarse en los 87 millones de euros.

Casi el 90% de esas ventas proceden de la carne vegetal fresca (80 millones de euros). El resto de las ventas vienen de las carnes vegetales congeladas (3,4 millones de euros) y a temperatura ambiente (3,1 millones de euros).

Entonces ¿cuáles son exactamente las alternativas vegetales que están conquistando a los españoles y españolas?

Actualmente podemos encontrar carne vegetal en prácticamente cualquier lineal español. Y se puede hablar de casi un hito cuando, hace poco más de dos años, llegó a España la mundialmente conocida Beyond Burger, desde entonces la oferta de carnes vegetales, tanto provenientes de reconocidas firmas, así como de marcas propias de supermercados, no ha parado de crecer.

Ante este incuestionable éxito que ya cotiza en bolsa, algunos supermercados han decidido sacar sus propias marcas de productos plant-based. Como es el caso de Lidl, que empezó apostando por la gama Next Level, compuesta por hamburguesas (estilo carne de vaca y carne de pollo), salchichas, "carne" picada y escalopines, entre otros, para terminar lanzando este pasado julio Vemondo, una completísima línea de productos veganos y vegetarianos.

Aldi sigue esta misma tendencia y desde hace tiempo ofrece su propia hamburguesa vegetal, la Wonder Burger, hecha a base de proteína de soja. Además, el supermercado alemán cuenta con una amplia oferta de más de 130 productos plant-based, entre los que se encuentran el veggie picadillo vegano, las salchichas veganas o los escalopes de tofu de su marca GutBio.

Aldi y Lidl no son los únicos supermercados que apuestan por incluir alternativas vegetales en sus estantes. Mercadona, Alcampo, La Sirena, Sánchez Romero, Carrefour, El Corte Inglés, Eroski o E.Leclerc, cuentan con carnes vegetales de marca propia o de otras reconocidas marcas. Como Nestlé, que ha desarrollado su línea Garden Gourmet y, dentro de esta, la gama "Sensational" con productos como burgers, salchichas, "pieces" (tiras) y "minced" (picada), además de cortes tipo pollo. La marca incluso se ha aventurado con el atún vegetal y actualmente está testando en Alemania y Suiza alternativas vegetales a las gambas y al huevo.

Otra de las marcas que va conquistando cada vez más espacio en los supermercados es The Vegetarian Butcher. La marca holandesa, con más de 10 años de historia y con presencia en más de 40 países a nivel mundial, aterrizó el año pasado en España y por el momento se encuentra en más de 300 puntos de venta, con la ambición de más que duplicar antes de que termine 2021. Además es el partner escogido por Burger King y Telepizza para su oferta plant-based.

Las empresas cárnicas también se están sumando a la revolución veggie. Campofrío, bajo su gama Vegalia, ofrece The Magic Burger y The Magic Mix, hamburguesa y carne picada 100 % vegetales a base de proteína de soja y guisante, y también la "vegwurst", todos ellos con la certificación oficial V-Label. El Pozo lanzó el año pasado King Revolution, una burger de proteína de guisante, Noel tiene una línea de embutido vegetariano y Espuña la Bistro Veggie Burger.

Por su parte Maheso, uno de los mayores productores de congelados y preparados, cuenta con su propia línea vegetal, Green Moments, con la que ofrece desde nuggets a croquetas y lasaña 100 % vegetales.

Heura es otra de las grandes marcas triunfadoras de estos últimos dos años. La startup catalana se ha convertido en la empresa de carne vegetal con crecimiento más rápido de España. Sus productos están disponibles en Alcampo, La Sirena, Carrefour, Aldi, Eroski, Caprabo y El Corte Inglés, entre otros. A esta acogida hay que sumarle que Pans & Company y Udon ofrecen platos 100 % vegetales con sus productos y la marca Carretilla los tienen como ingrediente clave en su plato de Bocados veggie. Este junio pasado, además, cerró una ronda de financiación por valor de 16 millones de euros con conocidos inversores como los futbolistas Cesc Fàbregas, Saúl Ñíguez, Sergi Roberto o Chris Smalling, o importantes empresarios como Óscar Pierre (cofundador de Glovo) o Michiel Van Deursen. Tras este éxito, Heura ha continuado lanzando nuevos productos y hace menos sumó a su cartera un nuevo chorizo y una nueva salchicha.

Otras marcas de carne vegetal que podemos encontrar ya desde hace tiempo en algunos supermercados y tiendas especializadas son Gardein, Frys, Quorn o Linda McCartney. Gardein ofrece hasta escalopes empanadas con sabor a pescado, un producto cada vez más demandado. De hecho, La Sirena acaba de lanzar su marca Veggirena, en colaboración con Zyrcular Foods, que cuenta con una hamburguesa sabor bacalao, otra estilo pollo y, recientemente, ha incorporado la sabor merluza.

No solo los supermercados han visto la oportunidad de negocio en las líneas vegetal, IKEA, la compañía sueca de muebles, incluye en su oferta de restaurante y supermercado unas albóndigas de proteína vegetal que, según declaraciones, tienen el mismo sabor y textura que las clásicas albóndigas de IKEA, pero con solo el 4% de la huella medioambiental.

Aún así y pese a la creciente oferta, los consumidores quieren más. Según la Encuesta de consumidores de alternativas vegetales realizada por la organización por la conciencia alimentaria ProVeg, el 29% de las personas flexitarianas encuestadas quieren ver más carne vegetal en los supermercados, siendo esta la categoría más demandada por este segmento de la población. Los datos no deberían sorprendernos si tenemos en cuenta que las personas que se consideran veggie suponen el 13% de la población española, según el último informe de Lantern, y la tendencia indica que este porcentaje seguirá creciendo tanto por motivos medioambientales como éticos y de salud.

Todo apunta a que la carne vegetal se irá haciendo cada vez más diversa e irá ocupando más espacio en los supermercados, nuestras listas de la compra, nuestras neveras y nuestros platos, propiciando así la necesaria transformación del sistema alimentario.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin