Opinión

Parados discontinuos

  • En la España de Sánchez tener un contrato indefinido no es sinónimo de estabilidad
Yolanda Díaz y María Jesús Montero en el Senado. EP

Mientras la vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, intentaba descifrar porqué los algoritmos no andan solos por la calle, desde el SEPE nos avanzaban lo datos de paro registrado en el mes de febrero que, como es habitual, tienen más cocina que las encuestas de Tezanos y siguen agrandando la brecha entre el paro registrado y el paro efectivo o realmente existente.

Teniendo en cuenta que tradicionalmente el período entre febrero y mayo suele ser positivo para el empleo, los datos oficiales del segundo mes de 2024 no son precisamente para tirar cohetes, esos de los que también gusta de hablar doña Yolanda. Así si en términos absolutos el número de parados ha bajado este último mes en 7.452 personas, en términos relativos el descenso ha sido de sólo el 0,27%. Todo ello con la salvedad de que, como muestra el informe del Gabinete de Estudios de USO, el número total de parados efectivos es de 3.315.369, que son 7.772 más que enero y 547.189 más de los contabilizados por el SEPE. Cifra esta última que resulta de sumar a los 2.760. 408 parados registrados otros 200.436 no ocupados en cursos de formación, además de 354.525 con disposición limitada o demanda de empleo específico. Categorías ambas que el SEPE no incluyen las cifras de paro registrado. Y ello sin contar los 10.672 trabajadores que al final del mes estaban incluidos en un ERTE.

Añadir a esto que el Gobierno sólo considera parado a una persona que no haya trabajado al menos una hora al mes, este disponible y esté buscando empleo y que en las cifras de paro registrado el Gobierno tampoco se desglosan los demandantes de empleo, es decir los llamados fijos discontinuos, que más correctamente deberían denominarse parados discontinuos, porque están realmente inactivos.

Pero, incluso aceptando los datos oficiales seguimos siendo el líder del desempleo de la UE y el líder en paro juvenil, que no sólo disminuye, sino que en este febrero el desempleo de los menores de 25 años se ha incrementado un 3,28% respecto a enero, hasta 6.601 personas.

Al mismo tiempo los datos relativos a la contratación muestran que menos de la mitad de los contratos indefinidos firmados, sólo el 47%, tienen una jornada completa de trabajo, por lo que cabe preguntarse, como hacen los responsables del Gabinete de Estudios de USO, si se han registrado más de medio millón de contratos de trabajo de carácter indefinido en febrero y más de 1,1 millones en total "cómo es posible que realizándose esta cantidad de contratos no disminuya notablemente el número de parados? ¿Y, cuanto han durado el más de medio millón de contratos indefinidos? ¿Son contratos cerilla que se consumen en muy poco tiempo?

Dato este último al que se suma el hecho comprobado de que, un mes más se han firmado más contratos indefinidos que personas los han suscrito. En total 25.141 trabajadores han sido objeto de un contrato indefinido, de lo que se deduce que se trata de contratos que están implementando el pluriempleo y que tienen que ver con el incremento de la contratación a tiempo parcial. Es decir, que como venimos repitiendo la rotación en el empleo ha llegado a la contratación indefinida y en la España de Sánchez tener un contrato indefinido está dejando de ser sinónimo de tener y mantener un empleo estable y poder llegar a fin de mes.

Y con este panorama la vicepresidenta segunda del Gobierno y, en teoría, ministra de Trabajo, viajando a EE UU para intentar explicar que "los algoritmos no andan solos por la calle" y proponiendo el adelanto de cierre de los bares y restaurantes por la noche. A lo mejor, si se dedicara a trabajar y buscar soluciones para crear empleo en lugar de a proponer majaderías para estar todos los días en los medios de comunicación, no tendría que cocinar, o planchar que es lo que le gusta, los datos del paro registrado para que cualquier parecido con la realidad no sea pura coincidencia

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud