Opinión

El daño que supone topar los alquileres

Pablo Hernández de Cos, gobernador Banco de España

El vicepresidente Iglesias deja hoy su cargo sin lograr que la Ley de Vivienda marque límites a los alquileres residenciales.

 Sólo puede celebrarse este fracaso de una política intervencionista y capaz de causar los graves daños que el gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, se señala con toda claridad. Sus argumentos están respaldados por el exhaustivo informe que el supervisor publicó, acerca de los efectos de este tipo de políticas en países como Alemania. Quedó así claro que el descenso que los alquileres experimentaron a corto plazo se vio corregido por una fuerte alza de los arrendamientos en trimestres posteriores. Como De Cos señala, el problema del alto precio del alquiler nunca se solucionará con medidas que retraigan la oferta y distorsionen el mercado.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin