Opinión

Nuevo conflicto para el Mobile Congress

El Mobile, cancelado

La organización del Mobile World Congress cancela su edición 2020. Es un paso comprensible ante los efectos que había provocado la crisis del coronavirus. Pese al insistente (y poco fundado) optimismo de Sanidad y Consumo, la feria se presentaba ya herida de muerte tras la cancelación de su asistencia que protagonizaron las telecos.

La ausencia de Amazon o Facebook es un golpe, pero la falta de Vodafone o Orange es insostenible. El Congreso, por tanto, estaba abocado a la cancelación, lo que no implica el fin de todos los problemas. El impacto económico de 500 millones en Barcelona está ya perdido, puesto que no hay posibilidad de ubicarlo en otra fecha. Además, todo apunta a una batalla entre organizadores y empresas por las posibles indemnizaciones.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.