Bolsa, mercados y cotizaciones

Los nuevos actores en bolsa crecen por encima de la media del mercado

Enrique Gutiérrez, socio director de Financial Advisory de Deloitte, Jorge Yzaguirre, director de Mercados de BME, Joaquin Gómez, director de Mercados de 'elEconomista', y Cristina Mateo, responsable de Empresas de la Dirección Territorial de Madrid y Nor

Durante el año 2017, las salidas a bolsa se reactivaron en el mercado español. En total estas operaciones captaron 4.350 millones de euros, un incremento del 60% con respecto a los números del año anterior. Y lo han hecho con un buen rendimiento. Las cinco compañías que dieron el salto al mercado continuo han logrado una revalorización media de más del 11% hasta la fecha de hoy. El precio del inmobiliario tenderá a ajustarse al valor de los activos

En la tercera edición de las jornadas de Empresas que crean valor para el accionista, de elEconomista patrocinadas por Deloitte, Ferrovial e Ibercaja y con la colaboración de BME, estas empresas tuvieron la oportunidad de repasar su participación en el parqué. Durante la presentación Enrique Gutiérrez, socio director de Financial Advisory de De- loitte, aseguró que "con las operaciones del pasado año, la bolsa española se convirtió en uno de los mercados bursátiles más activos de Europa" y resaltó que "las salidas a bolsa suponen una enorme transformación para estas empresas".

Del mismo modo, Gutiérrez destacó que "desde el año 2014 hay indicios de una reactivación de este mercado tras unos años de sequía a partir del estallido de la crisis en el año 2008".

Cellnex: Una oportunidad única para ser aún más líderes

El recorrido bursátil de Cellnex ha sido una historia de éxito. Con una revalorización del 57% desde que dio el salto al parqué se ha convertido en una de las grandes estrellas del Ibex 35, pero para llegar a este punto tuvo que atravesar dos ejercicios -2015 y 2016- sumamente complicados. Sin embargo, 2017 fue el año en el que la compañía logró cerrar varias operaciones corporativas que le han dado aire. Y ahora la compañía se enfrenta a una oportunidad única de consolidación en un mercado que en Europa aún está muy fragmentado en comparación con Estados Unidos.

"La salida a bolsa fue casi una necesidad. Había que buscar fuentes de financiación que permitiesen ir en un momento dado a por la oportunidad que existe ahora. No sabemos si la oportunidad es de 1.000 millones o de 20.000 millones. Pero hay más de 160.000 torres en Europa que están en manos de operadores y que se pueden racionalizar o comprar", explica Isard Serra, director de Finanzas Corporativas. El ruido corporativo en el sector no cesa, con varias oportunidades para comprar torres en Alemania, Francia, Portugal o Italia y con la posibilidad de que un gigante americano -principalmente American Tower- quiera convertirse en el líder del sector por la vía rápida mediante una opa. "En Europa, si contamos las torres de empresas independientes como nosotros, la cuota es del 10-15%, es un porcentaje muy bajo. Hay mucho recorrido. Hay procesos abiertos en Francia, Portugal, Alemania... Se va a tardar en llegar, pero la oportunidad existe. Intentamos no pedir capital, pero si hay una operación transformacional que lo requiera se haría una ampliación de capital porque sería el momento perfecto para hacerla", concluye Serra. En todos los escenarios los analistas contemplan un potencial notable para Cellnex, que tiene un consejo de compra y un recorrido al alza del 8%.

Gestamp: Un crecimiento del 20% en el ADN de la empresa

La salida de Gestamp al parqué no estuvo exenta de problemas. La compañía arrancó con caídas en los primeros días que se acercaron al 10%, pero desde entonces -con un profit warning de por medio- ha logrado remontar para acumular una rentabilidad del 13,5%, en contraste con un Ibex 35 -en el que aún está lejos para entrar- que se deja un 11% desde entonces.

Y es que el fabricante burgalés se ha beneficiado de la que es probablemente la mayor historia de crecimiento de la bolsa española: desde el año 1998 ha multiplicado por 21 su beneficio y este año rozará los 1.000 millones de ebitda (ganancias brutas) a pesar de tener que recortar sus previsiones en septiembre por un problema de ejecución. "Somos un proyecto de largo plazo y hemos crecido mucho. Es algo que está dentro del ADN de Gestamp. Hemos crecido en 20 años de vida a una tasa compuesta del 20% tanto de manera orgánica como inorgánica", resalta Francisco López Peña, consejero delegado de Gestamp.

En un momento de cambio para muchas industrias, muchos analistas están viendo el negocio automovilístico amenazado. En este sentido, las firmas del sector en EEUU son las que están viéndose en mayores aprietos al estar en un momento del ciclo más avanzado. Sin embargo, aunque indudablemente ligada al ciclo del sector, Gestamp confía en el proceso de externalización que viven las marcas para poder seguir con su política de expansión. "Nuestro eje de crecimiento está vinculado al fenómeno de la externalización de los fabricantes. Estamos en un nicho muy grande y con un nivel de externalización históricamente bajo. Y el principal eje de crecimiento, además de lo que lo haga el mercado del automóvil, es la externalización de los componentes que fabricamos, que cada vez va a crecer más, ya que las marcas están intentando preservar el capital para hacer frente a la disrupción", concreta López Peña.

Con todos estos ingredientes, la compañía incrementará su beneficio un 58% entre 2017 y 2020. Además, los analistas le otorgan un consejo de mantener y un potencial alcista de casi el 7%, lo que llevaría a la empresa a alcanzar una capitalización bursátil que rozaría los 4.000 millones de euros.

Prosegur Cash: La tarta disminuirá, pero las porciones serán mayores

Un récord de financiación con su bono a 5 años con un interés del 1%, una recomendación de compra y una subida del 32%. Esas son las credenciales de Prosegur Cash, poco más de un año después de haber salido a bolsa. En medio de un mar de amenazas sobre un menor uso del efectivo a nivel global, la compañía de blindados ha logrado despejar las dudas y que el mercado le compre su mensaje de crecimiento.

"Aunque la tarta total del negocio se vaya reduciendo, lo hará de manera muy predecible y muy paulatina, nosotros aspiramos a tener una porción mayor a través del crecimiento y la consolidación", asegura Antonio España, director financiero de Prosegur Cash. La empresa cuenta con una cuota global del 14%, pese a tener presencia en solo 15 países. Por facturación, es la segunda compañía del sector, si bien es la primera en rentabilidad. "El 60% del mercado está en manos de 5 jugadores y el 40% restante está en 500 compañías muy locales, familiares, que es donde nos enfocamos. Es un sector que va a seguir consolidándose", explica España.

Los analistas estiman que la compañía acabará el año con una ratio deuda/ebitda de 0,8 veces y se ha fijado como límite alcanzar un apalancamiento de 2,5 veces su beneficio bruto. De este modo, Prosegur Cash tiene margen para afrontar posibles operaciones corporativas. "Generamos en torno a 200 millones de caja al año. Podemos decidir en cada momento la mejor fuente de financiación. Las adquisiciones pequeñas saldrán de nuestra generación de caja. Si van siendo más grandes sabemos que no queremos endeudarnos, no queremos sobrepasar nuestro límite de 2,5 veces, por lo que para eso se necesitaría una posible ampliación de capital para financiar cosas de mayor tamaño", incide el director financiero de la empresa.

Así, los expertos esperan que el beneficio neto de la compañía crezca entre 2018 y 2020 un 22%, hasta superar los 290 millones de euros y que el beneficio bruto lo haga un 19% en el mismo periodo, hasta superar los 530 millones de euros de ebitda. Aunque por tamaño la firma estaría en disposición de entrar en el Ibex 35 -capitaliza cerca de 4.000 millones de euros- la escasez de free float hace que el asalto al índice de referencia sea complicado.

Euskaltel: La mejor generación de caja del sector sin premio

Si el recorrido de Prosegur Cash, Cellnex o Gestamp desde su salida a bolsa ha sido positivo, Euskaltel ha puesto la nota discordante. El sector de las telecos no logra remontar y ha arrastrado a la compañía, que llegó a revalorizarse un 23% en los primeros compases de su salida al parqué y que ahora se encuentra cerca de mínimos históricos y un 30% por debajo de su precio inicial.

La comparación con una compañía como Másmóvil -que sube un 40% este año y que casi duplica su capitalización tras superar a Euskaltel por primera vez en la segunda mitad de 2017- es inevitable. "Ahora el mercado está valorando el crecimiento. Nosotros tenemos un elemento diferencial significativo, probablemente somos la compañía con mejor conversión de caja sobre ebitda y eso no se valora", explica Jon Ander de las Fuentes, director financiero de la teleco. En concreto, la compañía vasca convirtió en flujo de caja libre el 47% del beneficio bruto del pasado ejercicio, 14 puntos por encima de la media del sector. Mientras, para el próximo ejercicio se espera que esta ratio se sitúe en el 43%, siguiendo como una de las telecos líderes en ese aspecto.

"Los operadores más maduros y con mejores ratios de rentabilidad no hemos sido capaces de transmitir al mercado el valor que tiene esto", concluye De las Fuentes. La compañía cuenta con una recomendación de mantener para el consenso de mercado a pesar de contar con un potencial al alza del 20%, si bien probablemente necesitará de la ayuda del sector para poder remontar. "Cuando salimos a bolsa el sector de telecomunicaciones estaba arriba, cogimos la cresta de la ola. Ha habido una corrección general del sector bastante grande y eso nos ha afectado", argumenta De las Fuentes. Uno de sus puntos fuertes es el pago de dividendos: se espera que con cargo a los resultados de este año distribuya 34 céntimos por título, un rendimiento de más del 5%.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud