Bolsa, mercados y cotizaciones

El potencial de los bancos duplica al del Ibex, con un recorrido al alza del 30%

  • La subida de tipos eleva la previsión de resultados un 8% para 2023
  • A ello hay que sumar una rentabilidad por dividendo medio del 8%
Ana Botín, presidenta del Banco Santander. ARCHIVO

No es sencillo subirse a la bolsa en momentos en que la palabra recesión copa las portadas de la prensa salmón, ni con una corrección de mercado en Europa que va camino de convertirse en un ciclo bajista (cuando la caída es superior al 20%). Pero hay que hacerlo si quiere formar parte de la cuenta atrás para el despegue de los bancos, que lleva postergándose desde que en 2018 una Cumbre en Sintra despertara el optimismo de los inversores ante una posible subida de tipos en la zona euro, aunque luego se frustrara. Pero esta vez sí es la de verdad y los analistas han comenzado ya a introducir en sus cálculos (algo que no sucedía hace solo un mes) casi la certeza de que para finales de 2022 el tipo de depósito (hoy en negativo, en -0,5%) llegue a estar en un 0,25% con tres subidas desde el verano. Y esto deja a la banca nacional con un potencial de 28% de media a doce meses vista, que prácticamente el doble del resto de valores del Ibex.

Es evidente que los bancos españoles han abierto otra etapa, esta vez de esplendor. El interés de los inversores ha vuelto. En las últimas 30 sesiones, el volumen negociado en bolsa de las seis entidades se ha duplicado con respecto a la media del último semestre, y especialmente en Santander y CaixaBank (por encima del 120%). ¿Y qué se ve ahora que antes no? La caída en cascada por la cuenta de resultados de unos tipos al alza. Las entidades presentan una sensibilidad por cada 100 puntos básicos de aumento que va del 20%-25% sobre el margen neto de intereses de CaixaBank (a 24 meses) al 10% que calcula el mercado para Bankinter -al igual que en la crisis, la menos expuesta al riesgo hipotecario-. Esto supone para la catalana, por ejemplo, sumar de 1.200 a 1.500 millones de euros más en esta partida en 2023, hasta alcanzar los 7.500 millones de euros.

Pero también entran en la ecuación para comprar bancos otras variables: un dividendo del 6% y 8% para los dos próximos años sin contar las recompras de Santander, BBVA y CaixaBank; y ROEs de más del 10% que invitan a pensar que la banca está más que infravalorada y que podría recuperar cotizaciones donde sí se refleje, al menos, el valor de sus fondos propios. El mercado ya descuenta que cubrirán el coste de capital y que volverán a ser rentables por primera vez desde 2010.

Impacto en el Ibex

Pero no es solo una cuestión de banca porque no va a quedar ahí. Tendrá repercusión en el Ibex 35 y esta vez será para bien. Hay que tener en cuenta que los bancos pesan un 26% dentro del selectivo; solo Santander supone un 10% de la ponderación. Y esto es lo que ha conducido a la bolsa española a volver al positivo en el ejercicio, con algo más del 2%, frente al 12% que se deja el EuroStoxx 50.

Bolsas y Mercados Españoles (BME) se hacía eco esta semana de un informe elaborado por Schroders en el que compara cómo se ha comportado cada sector de la bolsa de EEUU en periodos inflacionistas entre 1973-2020. "Hay una lectura positiva para el Ibex, ya que muestra una estructura sectorial defensiva frente a entornos de inflación y subida de tipos de interés reales (...) Industrias como la energía, el sector inmobiliario, los bienes de consumo o las utilities, entre otras, generan, de media, rentabilidad real positiva frente a situaciones inflacionistas. Este tipo de multinacionales están altamente representadas en el Ibex y, además, mantienen políticas de dividendos muy generosas, lo que incrementa su valor como inversiones adecuadas para protegerse frente a la inflación", concluye el gestor de la bolsa española.

En las últimas 30 sesiones el volumen negociado en bolsa por los bancos se ha duplicado

Si se toma como referencia el potencial alcista de los seis bancos que cotizan en España, más la revalorización que acumulan desde enero y la rentabilidad por dividendo (excluyendo del cálculo la recompra de acciones), las entidades españolas ofrecen retornos de casi el 50% en 2022, que, en el caso de Sabadell llega a rozar el 70%. A pesar de que el Stoxx 600 Banks sufre pérdidas en el año del 6%, los bancos nacionales lideran las ganancias en Europa, con más del 40% de revalorización en el caso de Sabadell y CaixaBank. Su potencial alcista medio, solo basado en el precio objetivo, es del 28%, similar al de los bancos holandeses y franceses, superior al 24% de los alemanes y solo superado por los italianos, que llegan al 26%.

Cómo mejorar las previsiones

En lo que va de año, principalmente desde principios de abril, se ha acelerado el optimismo por el sector y se ve, claramente, en las previsiones de ganancias. De media, los analistas han elevado el beneficio neto previsto para los bancos españoles en un 4,5% de cara a este ejercicio y se nota especialmente en 2023, con un mejora del 8,3% que coincide con el plazo de 12-24 meses que las propias entidades se han dado para empezar a tomar velocidad de crucero, con los ingresos por préstamos al alza y el coste del depósito varios pasos por detrás. De hecho, se descarta que los primeros 50 puntos básicos de subida de tipos sea repercutida por los bancos a los clientes (ya que parten del -0,5% precisamente).

Por ejemplo, se cree que Banco Santander dará caza a los 9.000 millones de euros de beneficio neto en 2023. El consenso ha mejorado en un 8,5% sus previsiones para este ejercicio, lo que representan unos 800 millones más. De cara a 2022, la mejora va ya por el 10%, cuando se espera que supere los 8.800 millones de euros. "Asumiendo que el BCE lleva los tipos al 2% en 2024 frente a la previsión anterior del 0,25% y asumiendo un impacto nulo sobre el coste de los depósitos para los primeros 50 puntos básicos, asumimos una mejora del 26% y del 18% para el beneficio de 2023 y 2024", afirman los analistas de JP Morgan, en una lectura más optimista para el sector que la media del mercado. Su opción preferida sigue siendo Sabadell, que gracias a su filial británica TSB ya se está beneficiando del alza del precio del dinero en Reino Unido sobre todo para una entidad cargada de hipotecas a particulares y a variable que se revisan cada tres años de media.

El banco que capitanea César González-Bueno dice tener una sensibilidad del 14% sobre el margen neto de intereses. Esto implica que, sobre las cuentas de 2021, supone sumar 122 millones de euros más, hasta rozar los 1.000 millones para 2023. "Y todavía habría que añadir un 5% de upside para los ingresos de 2024", afirman desde Bloomberg Intelligence, "soportado por el alza de tipos y también por las reinversiones de su cartera ALCO", que en diciembre contaba con un valor de 21.800 millones de euros, comenzó a dar plusvalías y está a la mitad invertida en España.

CaixaBank, con un dividendo del 6,8% en efectivo, supera un retorno del 13% si se añade la recompra

Sabadell es, de hecho, el banco que más ha visto mejorar la previsión de resultado neto para los dos próximos años (2022 y 2023), de media anual un 12,3%; seguido de Bankinter, con un 12,2%. De hecho, el consenso ya espera que para 2023 alcance un beneficio consolidado de 540 millones de euros y esto es relevante porque la entidad naranja se ha comprometido a cubrir el hueco que dejó Línea Directa para ese año, con un objetivo de 550 millones de euros y ahora el mercado ya lo ve factible.

La entidad que capitanea María Dolores Dancausa es la única de todo el sector que cotiza con prima sobre su valor en libros (del 17%), rememorando tiempos prepandemia, ahora sin la aseguradora; también es la que logra obtener una mayor rentabilidad sobre el capital, con un ROE previsto del 11,7% para este ejercicio. Tras subir un 32% en el año, es la entidad con menor potencial en bolsa, solo del 2%. Unicaja es, al contrario, la que más tiene, con casi el 42% ya que el mercado la ve sobre los 1,3 euros por acción -20 céntimos por encima de su salida a bolsa en 2017-. Le sigue Santander, con un 37%, BBVA, con el 31%, Sabadell, con un 27% y CaixaBank (11%).

Retribuciones del 8%

"El exceso de capital favorece que nuestro preferido en España sea CaixaBank", reconocen los analistas de Credit Suisse. La entidad concretó hace diez días la cuantía de su recompra de acciones, en 1.800 millones de euros. Los analistas de la firma suiza calculan que para cierre de fin de año CaixaBank contará con "un exceso de capital de 99 puntos básicos -por encima del CET1 objetivo del 12%-, lo que arroja rentabilidades para los accionistas superiores al 9%".

Hay un escenario evidente, por mera traslación de números, y es que si la banca logra mayores beneficios, también su retribución será superior teniendo en cuenta que tienen comprometido ratios de payout que van del 30% de Banco Sabadell, pasando por el 40% de Santander (mitad en efectivo, mitad en acciones); y el 50% de los otros cuatro bancos.

Santander alcanzará un beneficio de 9.000 millones en 2023, tras mejorar la previsión un 8% en el año

Esto se traduce en que los dividendos de Bankinter y Banco Sabadell darán este año una rentabilidad del 4,6%, la más baja del sector, que en el caso de BBVA llega al 7,5%, sin contar el programa de buyback que terminará a mediados del mes de noviembre por 3.500 millones de euros, como máximo, el equivalente al 10% de las acciones, que luego amortizará y repercutirá en una mayor retribución para los accionistas y en un menor desembolso para el banco a la hora de repartir dividendos. Un win-win.

Si se tiene en cuenta solo el dividendo en efectivo, también Unicaja batirá el 8,2% en 2023 en el retorno de sus pagos y Santander llegará al 7% junto con CaixaBank, a quien habría que sumar el 6,6% del buyback a doce meses previsto. "Cuando la pandemia comenzó", comentan desde Credit Suisse, "los bancos europeos hicieron frente a restricciones en el reparto de dividendos por parte de los reguladores. Las entidades comenzaron a generar más capital a pesar también del aumento de las provisiones y esto ha hecho que los niveles actuales de CET1 estén por encima de los objetivos que se han marcado" y que es el 12% en términos oficiosos, aunque no sea lo que realmente les piden desde Fráncfort (con porcentajes inferiores de capital de primer nivel). Y ese exceso debe salir para no penalizar la rentabilidad.

Solo con tomar como referencia el capital excedentario por encima de esa marca del 12%, las entidades podrían distribuir, si quisieran, otros 17.000 millones de euros en recompras de acciones que se sumarían a los 7.000 millones anunciados ya por Banco Santander, BBVA y CaixaBank. La suma de ambas es el equivalente al 20% de la capitalización actual de las seis entidades cotizadas.

comentarios5WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

Comentarios 5

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Normal PErez
A Favor
En Contra

Normal no han devuelto un centimo de los 255000 millones de euros que deben a los contribuyentes y arcas publicas .

Puntuación -4
#1
Accionistas del Popular ,Preferentes
A Favor
En Contra

Accionistas del Popular , Preferentes , Ilegal suelo hipotecario , Evasion fiscal

Puntuación 2
#2
Teudis Carmona
A Favor
En Contra

La banca cumple una función social frente a prestamistas y usureros. Los bancos españoles son bancos homologados con los bancos europeos. Excepto el Banco Santander que es un banco que medra gracias al sufrimiento de miles de familias española que tenían invertidos sus ahorros en el banco Popular. Pero los tentáculos del B.Santander son poderosos y los gobiernos de turno no son más que sus servidores por una recompensa futura. No existe justicia en la UE para los inversores del B. Popular?.

Puntuación 3
#3
Nicaso
A Favor
En Contra

En fin, que no falte el optimismo. La realidad es que las acciones bancarias en bolsa están por los suelos y cualquier ratio respecto a ello confunde más que aclara. Sus rentabilidades están medidas a la cotización del momento y mezclando la recompra y amortización de acciones. En fin, el Santander está lejos de los 0´60 € de la época de D. Emilio y el Bilbao de los 0´70 de la época del Sr. Ibarra. Las cotizaciones del primero alcanzaron los 15 € y la del Bilbao los 22. Todo lo demás que nos quieran contar es pura fanfonfla.

Puntuación 3
#4
Los tipos de interés van a subir más rápido de lo que dicen
A Favor
En Contra

El BCE tendrá que subir los tipos al menos hasta el 8% para contener la inflación.

Quién se beneficiará de ello? Los bancos.

Puntuación 0
#5