Bolsa, mercados y cotizaciones

Todo al bitcoin: MicroStrategy se apalanca para comprar más criptomonedas

Michael Saylor en la presentación de unos resultados trimestrales de la compañía.

Pocas personas en el mundo se muestran tan convencidas del brillante futuro del bitcoin como Michael Saylor, el consejero delegado de MicroStrategy. La compañía de análisis de datos lleva ya varios años apostando por la criptomoneda líder de capitalización hasta niveles que parecían impensables y a los que nadie más se atreve. La última vuelta de tuerca consiste en pedir un préstamo de 205 millones de dólares para comprar más criptoactivos de este tipo.

Una subsidiaria de la compañía llamada MacroStrategy ha acordado esta semana con Silvergate Bank su primer préstamo con esta finalidad, que vencerá en marzo de 2025 y que estará avalado con el equivalente a 820 millones de dólares en bitcoins. Es decir, la garantía que ha solicitado el prestamista es cuatro veces superior a la cuantía del préstamo, lo que le protegería frente a una caída de hasta el 75% del valor de la criptodivisa.

"Usando el capital del préstamo, hemos convertido nuestros bitcoins en una garantía productiva, lo que nos permite ir más allá para ejecutar nuestra estrategia comercial", señaló Saylor en un comunicado.

A fecha de 31 de enero, la compañía atesoraba 125.051 bitcoins, que al precio de unos 47.000 dólares por unidad al que se mueve la criptomoneda en los últimos días, hace que la apuesta de MicroStrategy ascienda a unos 5.900 millones de dólares. Sin embargo, su precio medio de compra era de 30.548 dólares por unidad, de forma que la revalorización media se aproxima al 55%.

Pero la apabullante cifra no ha sido tan alta en los últimos meses. De hecho, el bitcoin ha entrado esta semana en territorio positivo en lo que va de año, mientras que hace ahora dos meses cayó por debajo de los 34.000 dólares. De esa forma, finalizando el mes de enero, la montaña de bitcoins de la compañía valía 4.250 millones, unos 1.700 millones menos que en la actualidad. Y ese ni siquiera ha sido su mínimo en los últimos doce meses, ya que en julio llegó a perder la cota psicológica de los 30.000 dólares.

Precisamente por aquellas fechas, en el verano de 2021, el propio Saylor advertía de que el bitcoin es una inversión "no tan arriesgada" si se piensa con un margen de una década, pero "se vuelve peligroso si operas con bitcoin en un período a corto plazo". Esta posición no deja de ser un argumento habitual de los hodlers - el argot para aquellos que compran para mantener a largo plazo y no para especular -, que intentan así estabilizar la cotización de la criptomoneda y que su precio continúe aumentando sin tantos altibajos.

En la presentación de sus resultados de 2021, la compañía registró un incremento interanual de sus ingresos de un 6% en general y de un 30% en sus servicios por suscripción. Pero los inversores son conscientes de hasta qué punto invertir en la firma equivale a invertir en bitcoins, de forma que su cotización bursátil prácticamente replica a la de la criptomoneda. Eso le sitúa con una caída cercana al 40% desde sus máximos de noviembre y del 26% en los últimos doce meses.

Los analistas también son conscientes de la peculiaridad de la compañía, de forma que algunos expertos auguran subidas de hasta un 90% en los títulos de MicroStrategy en los próximos 12 meses mientras los más optimistas prevén caídas el 15%.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin