Bolsa, mercados y cotizaciones

El euro hace máximo anual pero los flecos del fondo de la UE lo desinflan

  • Sube un 7% desde mínimos y apenas tiene potencial hasta 1,17 para los analistas
Foto: Archivo.
Madrid.

El euro llegó a subir casi medio punto porcentual frente al dólar en las primeras horas de este lunes para conquistar nuevos máximos del año sobre los 1,145 dólares, pero con el transcurso de la sesión y los desencuentros entre los países de la Unión Europea (UE) en las negociaciones sobre el fondo de recuperación la cotización de la divisa comunitaria se dio la vuelta y acabó cayendo a 1,14.

Los avances de los socios europeos para ejecutar un plan de estímulos común y los estímulos monetarios del Banco Central Europeo (BCE) han favorecido el rebote de cerca del 7% del euro desde los mínimos de la crisis del coronavirus en los 1,068 dólares -20 de marzo-, mientras que la menor aversión al riesgo vista en el mercado durante las últimas semanas han animado a los inversores a mirar más allá del dólar, en la que están denominados los activos más seguros: el oro, la deuda de Estados Unidos...

"Las negociaciones sobre el fondo de recuperación de la UE hicieron un gran avance en la mañana del lunes, después de un fin de semana de discusiones estancadas", reconoce el equipo de analistas de Monex Europe. Así se demostró que la cotización del euro respecto al dólar está pendiente, en el corto plazo, de la histórica discusión en la UE sobre la condicionalidad del fondo de 750.000 millones de euros.

Los PMI de julio que se publicarán el viernes ya marcarán crecimiento en Europa, según las previsiones

En 2020 se aprecia alrededor de un 2% y, aunque la mayoría de expertos confían en que registrará nuevos máximos del año con el acuerdo final, apenas le dan recorrido, de media, hasta los 1,17 dólares de cara a 2021. Entre las previsiones más optimistas, Morgan Stanley o Wells Fargo ven a la moneda común por encima de los 1,20 dólares, pero la estimación más pesimista apunta a una depreciación de algo más del 8%, hasta los 1,05 dólares. Un escenario que, por otra parte, beneficiaría a las compañías y países de la eurozona más exportadores, y también sumaría a la rentabilidad de las carteras en dólares.

"El hecho de que la UE esté en curso de emitir bonos de deuda comunitaria por primera vez en la historia es el elemento central del paquete [de estímulos]", continúan los analistas de Monex Europe, quienes advierten de que, sin embargo, "dado que los inversores ya descuentan agresivamente la probabilidad de un acuerdo, el potencial de caída para el euro sobre un desenlace negativo de las conversaciones se incrementa".

En la misma línea, Peter van der Welle, estratega de Robeco, explica que podría dejar atrás los 1,14 si la UE muestra que está "unida frente al enemigo común", ya que "al hacerlo, es probable que desencadene un catalizador para desbloquear el valor en la moneda común: la perspectiva de la integración fiscal".

"Que la Comisión Europea emita bonos generará ahorros no despreciables para los estados, que de otra forma tendrían que pagar intereses más altos en sus bonos soberanos, con calificaciones más bajas en comparación con la UE con calificación AAA", continúa el experto, quien concluye que, "aunque puede que no abarque una verdadera mutualización de la deuda, es un paso prometedor para una mayor integración fiscal y podría marcarse como histórico más adelante".

Mientras, del lado del dólar, "las noticias sobre el coronavirus se han ido compensando con un optimismo por los datos económicos y las perspectivas de hallar una vacuna; sin embargo, las ayudas de 600 dólares semanales de subsidio por desempleo están a punto de terminar y aumenta la presión para poner en marcha un cuarto paquete de estímulos fiscales", opina Enrique Díaz-Álvarez, estratega de Ebury.

"Hacia finales de la semana, el euro observará la publicación de los índices PMI correspondientes al mes de julio, donde se esperan signos de una continua recuperación de la economía", indican los expertos de Monex Europe. "Los indicadores adelantados deberían seguir sorprendiendo al alza, sobre todo porque no se han vuelto a imponer medidas de confinamiento y deberían ser suficientes para mantener la moneda común bien afianzada", concluyen en Ebury.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.