Bolsa, mercados y cotizaciones

Meliá, Mediaset y Telefónica son los primeros valores no bancarios en perforar mínimos del lustro

Madrid.

Siguiendo los pasos de un sector bancario que ayer vio como las acciones de sus principales protagonistas retrocedían en bolsa presionados por la expectativa de una nueva intervención del Banco Central Europeo (BCE), hoy hasta tres compañías del Ibex 35 han empezado a cotizar por debajo de su nivel más bajo de los últimos cinco años.

Se trata de Meliá, Mediaset y Telefónica, aunque de las tres es la hotelera la que ha perforado de una manera más virulenta sus niveles más bajos del lustro al hundirse el precio de sus acciones cerca de un 2,5% por debajo de sus mínimos.

No es para menos, los títulos de Meliáacumulan un descenso cercano al 30% desde comienzos de año y ya se cuelan entre los cinco más bajistas del Ibex. Un comportamiento que no es inusual en el sector en el que se enmarca. No en vano, las empresas más ligadas al mundo de los viajes, el ocio y el turismo se encuentran entre las más afectadas en los principales selectivos de Europa. Y es que, las principales empresas del ramo caen de media más de un 25%.

Pese a todo, Meliá sigue contando con la confianza de los analistas. Según los datos recopilados desde Bloomberg, un 65% de los analistas que la siguen, aconseja tomar posicione en la compañía a estos precios, y de medía, ven a sus acciones revalorizándose más de un 60% en los siguientes doce meses.

Y es que, hasta los analistas que aconsejan vender sus títulos ven recorrido a Meliá en bolsa en el futuro más inmediato. El ejemplo más reciente lo otorgan desde BBVA, cuya firma de análisis reiteró ayer su consejo negativo sobre la compañía presidida por Gabriel Escarrer y que aún así ve a sus acciones repuntando un 20%.

Menor optimismo 'técnico'

"El efecto del coronavirus ha provocado un latigazo bajista en las bolsas que ha dejado muchos damnificados, como es el caso de Meliá Hotels, que ha perdido en las últimas semanas la zona de soporte clave de largo plazo de los 6,90-7 euros, que es la que había frenado las caídas tanto el año 2014, el 2016 y durante el 2019.

"La pérdida de este soporte es algo muy negativo para las aspiraciones alcistas del título y abre la puerta a un contexto bajista que aún podría tener amplio recorrido por delante", asegura Carlos Almarza, analista técnico de Ecotrader, quién afirma que el valor tendrá que consumir bastante tiempo hasta que logre formar una potencial figura de vuelta.

"No veo por el momento nada que sugiera que podamos ver próximamente un giro sostenible, me olvidaría de Meliá y buscaría otras alternativas de fortaleza", sentencia.

¿Cuanto sabes de la acción en la que inviertes?:

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin